¿Romperá 'Rampage' la maldición de los videojuegos llevados al cine?

¿Romperá 'Rampage' la maldición de los videojuegos llevados al cine?

'Si toma muy en serio, no funciona’, dice Jeffrey Dean Morgan de la película que llega a salas.

Película Rampage: Devastación

 Dwayne Johnson y Jeffrey Dean Morgan son los protagonistas del filme de acción y fantasía.

Foto:

Warner Bros

11 de abril 2018 , 06:58 p.m.

Cuando Warner Brothers le planteó a Brad Peyton la posibilidad de hacer una película basada en el videojuego Rampage, el realizador tuvo la misma reacción que muchos fanáticos al escuchar la idea: “¿Están hablando en serio?”

El juego popular en los años 80 se centra en tres monstruos al estilo de King Kong, Godzilla y el Hombre Lobo, cuyo objetivo, bajo el control de los jugadores, es destruir por completo ciudades para pasar al siguiente nivel.

“Convertir un juego en una película no es fácil, especialmente si el jugador es la estrella. ¿Cómo crea una narrativa que iguale esa experiencia?”, se preguntó Peyton.

Por fortuna, el director contaba con un arma secreta: Dwayne Johnson, conocido como la ‘Roca’, el ex luchador libre convertido en estrella de cine, con quien había trabajado en Terremoto: la falla de San Andrés y Viaje al centro de la Tierra 2. 

Igualmente, el hecho de que Rampage no tuviera una mitología profunda, como el videojuego Assassin’s Creed, le permitió a Peyton crear una historia propia basada en la ciencia. “Me dejó hacer lo que me gusta hacer, y es la fabricación de mundos”.

Ese mundo se convirtió en 'Rampage: Devastación', una película realizada sin aspiraciones altruistas, su único propósito es entretener. En el centro de la trama está Davis Okoye (Johnson), un primatólogo que comparte un lazo muy especial con George, un gorila albino al que había rescatado de cazadores cuando era bebé y el que reside en un santuario de vida salvaje en California.

George, junto con un cocodrilo y un lobo terminan accidentalmente contaminados por un experimento de ADN que se sale de control, lo que además de hacerlos crecer les genera mutaciones genéticas de otras especies animales.

Película Rampage: Devastación

George es un gorila albino que sufre una mutación tras ser sometido a un experimento con su ADN.

Foto:

Warner Bros

El resultado: tres monstruos determinados a llegar a Chicago, donde una señal emitida por los creadores del experimento los está convocando. La misión de Okoye y la científica Kate Caldwell (Naomie Harris) es encontrar el antídoto para revertir las mutaciones.

“La premisa es ridícula; esta película es loca. Tiene personajes bien desarrollados, pero no tiene miedo de reírse de sí misma”, reconoció Jeffrey Dean Morgan, quien interpreta al agente Russell, un personaje misterioso que choca con Okoye.
“Si se toma esta historia demasiado en serio, no funcionaría, se convertiría en parte de la maldición ‘de videojuego a película’ de la que todo el mundo está hablando”, dijo el actor, conocido por su papel del malvado Negan en la serie de TV The Walking Dead.

La maldición a la que Morgan se refiere es al poco éxito en la taquilla que han tenido estas producciones y a la desilusión que han enfrentado los seguidores de las películas inspiradas en videojuegos, empezando con Mario Bros, en 1993.

Peyton confía en que Rampage: Devastación sea diferente. “Hay muchos elementos que nunca había tenido la oportunidad de hacer, y me fascina el género de ciencia ficción”, dijo el director.

El propio Johnson, quien en los últimos años se ha posicionado como una de las pocas megaestrellas de Hollywood con salarios que rondan los US$ 20 millones, dijo hace poco añorar trabajar de nuevo con Peyton. “Brad y yo somos como un par de niños cuando nos juntamos a hacer un proyecto como este”, afirmó.

El sentimiento es mutuo. “Lo que me encanta de trabajar con él (Johnson) es que siempre nuestra colaboración termina en algo más grande que la suma de las partes”, sostuvo Peyton.

“Siento que soy muy bueno en hacer acción y espectáculo, en la creación de mundos y emociones, y él me permite llevarlo a lugares poco cómodos, pero también es alguien que trata de buscar el humor en todo momento”, añadió.

Peyton reconoció que no buscó referencias en particular en películas como King Kong o Godzilla. “No las vi deliberadamente. Obviamente estoy al tanto de esas películas como fanático, pero no como cineasta. Mi meta es ofrecerle a la gente una experiencia única con la combinación de tono, personajes, acción y el humor”, agregó.

Claudia Sandoval Gómez
Para EL TIEMPO
Los Ángeles

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.