Carlos Benjumea: toda una vida en la televisión colombiana

Carlos Benjumea: toda una vida en la televisión colombiana

El actor de teatro, cine y televisión recibe este sábado galardón de los premios India Catalina.

Carlos Benjumea

El actor colombiano, Carlos Benjumea.

Foto:

Fernando Ariza / ELTIEMPO

03 de marzo 2017 , 08:04 p.m.

Contesta amable y dulce Carlos Benjumea, así como fue su personaje de Nazario en la telenovela Allá te espero, producción del 2011. O como el de don Ismael Dueñas en Hasta que la plata nos separe (2006). O como el de Álvaro Rodríguez, Alvarito, de La madre (1998).
Y se podría ir para atrás o para adelante, porque todos y cada uno de los personajes que ha hecho Carlos Benjumea en la televisión, el cine y el teatro han sido maravillosos, los serios, los tiernos, los muy chistosos.

Este actor, que ha sido productor y también gestor cultural y dueño de empresas y cafés concierto, es uno de los sellos más importantes de la televisión, el cine y el teatro en Colombia.

Y por eso se merece todos los premios, como el Víctor Nieto a Toda una Vida del India Catalina, que le será entregado hoy en la noche del galardón de televisión, en el Festival de Cine de Cartagena.

Benjumea estará allí con su familia. Dejará por unos días Girardot, donde vive desde hace algunos años.

Me gusta estar en Girardot, donde hago como un retiro agradable. Aquí puedo escribir, pensar, meditar y lo más importante: recordar para no cometer los mismos errores”, dice, en esta entrevista telefónica.

Allá, Carlos Julio Benjumea Guevara, nacido en Bogotá el 27 de enero de 1941, puede seguir intentando obtener recursos para grabar su película Solo para mayores, que está pensada desde antes de la muerte de su gran amigo, Fernando González Pacheco, en el 2014.

(Le puede interesar: Carlos Benjumea, un sueño gordo)

“Pasó el primer filtro en el Ministerio de Cultura, pero no el resto del proceso, así que seguiré insistiendo. Si tengo que hacerlo mil veces, lo hago”, dice.

Y es que, según su hija Paola, “entre lo más importante que mi papá nos ha enseñado a sus cinco hijos, es a hacer las cosas, no esperar a que nos llamen para un trabajo, sino buscarlo”.

Es lo que este hombre ha hecho toda la vida. Por eso, en un momento creó La Casa del Gordo y también La Gata Caliente, con su amiga Fanny Mikey, ambos cafés concierto.

Y fue uno de los dueños de Coestrellas, una programadora que nació en 1981 y cerró en el 2003, que Benjumea creó con varios amigos, entre ellos Pacheco y Bernardo Romero Pereiro.

Allí, cuando la televisión en Colombia se hacía por licitación y los espacios se entregaban con determinadas categorías según sus horarios, Coestrellas hizo infantiles, como Ver para aprender; para la familia, Sabariedades, que se emitía en directo los sábados; comedia, con Dejémonos de vainas, y seriados en la noche.

En este último apartado, Coestrellas se volvió un referente con dos producciones exitosas y de gran recordación: Camelias al desayuno y Señora Isabel.

Mónica Agudelo Tenorio fue la creadora, con Bernardo Romero Pereiro, de esta última. Y Agudelo, una de las mejores amigas de Benjumea, no lo olvidó, pues para él dejó un personaje maravilloso: Hernando Cabal, abogado, dueño de un bufete en la telenovela La ley del corazón, que está al aire, última creación de Agudelo, que murió en el 2012.

“La ley del corazón es un concepto dramatúrgico muy interesante, raro, pero bueno y ha funcionado. Y como Mónica se enfermó hoy y se murió mañana, yo no sabía que ella había hecho para mí este personaje maravilloso. Me enteré por su hermano Felipe Agudelo, quien terminó la novela”, dice.

“Y después de cinco años sin hacer televisión, volví a este medio, que encontré muy distinto. Ahora se hace cine en televisión y el arrancón en las grabaciones fue duro”, dice.

“Durante los diez meses que duraron las grabaciones me dediqué a estudiar muy bien mi personaje y a conocer un poco el derecho de familia. Al principio, me pareció que no aportaba mucho a la historia, pero leyendo los capítulos me di cuenta de lo equivocado que estaba y de todo lo que ofrece a la ley”, sigue.

Lo que más le gustó, agrega, fue reencontrarse con los actores de vieja data que pasan por la novela, “que son maravillosos, y la nueva generación, que es increíblemente buena”.

Siempre en la lucha

Coestrellas se acabó poco después de que los canales privados hicieran su aparición. Para los antiguos canales Uno y A fue imposible la competencia con los grupos económicos dueños de RCN y Caracol.

Hubo que dejar de ser empresario para regresar a ser empleado. “Lo aceptamos con cariño con Liz, mi esposa, que es productora y se fue a hacer bien su trabajo a los canales privados”, afirma.

Y siguió en la televisión, donde está hace, según dice, “unos 50 años mal contados” y adonde llegó a hacer telenovelas, entre ellas, El 0597 está ocupado. Fue después de graduarse en la Escuela Nacional de Arte Dramático y de participar en zarzuela y obras de teatro.

Pero, además, Benjumea ha hecho cine y llevó a muchos colombianos a ver películas como Esposos en vacaciones, El taxista millonario, Padre por accidente y El inmigrante latino, cuando esta industria era incipiente (décadas del 70 y 80).

“Eso era una aventura. El inmigrante latino lo hicimos en Nueva York y con el muy bajo presupuesto que tenía su director, Gustavo Nieto Roa, no podíamos pagar los permisos para grabar en esa ciudad, así que se hizo a la colombiana, con la cámara debajo del abrigo”, afirma divertido.

Paola Benjumea (son también sus hijos los actores Ernesto y Marcela) agrega que su papá ha divertido siempre a la gente. “Este es un país complicado y él ha hecho reír a los colombianos, sacando a la gente de sus problemas. Además, volvió la gordura, que lo acompañó mucho tiempo algo, incluyente, porque nunca importó que haya sido gordo, sino su trabajo”.

Hoy, agrega Paola, la mente de su papá, su inteligencia y su sabiduría están intactas. Su salud sí le ha cobrado no solo la gordura sino el desgaste de tantos años de trabajo fuerte y necesita diálisis varias veces por semana.

Su nombre se ha escrito con letras grandes en producciones como Escobar, el patrón del mal, Amor en custodia, Juegos prohibidos, Un ángel llamado Azul, Isabel me la veló, Fuego verde y Don Camilo entre muchas otras.

Y en obras de teatro como Diálogos prostáticos, Doña Rosita, la soltera, No me descubras, Cristóbal y El fantasma de Canterville.

“La actuación cierra y encierra todo, es un placer actuar. Ya me cuesta más trabajo, fueron mucho años de estar gastando zapatos en los escenarios. Pero hoy estoy halagado con lo que he hecho: drama, tragedia, comedia, farsa, teatro político. He caminado todos los caminos”, dice.

Qué lejos está ese día cuando se graduó de la Escuela Nacional de Arte Dramático, “donde estudié cuatro años y salí a vagamundearme. Recuerdo que después del grado salimos del Teatro Colón, donde fue la ceremonia y bajamos por la calle 10, callados, hasta llegar a la esquina de la carrera 7.ª, en la plaza de Bolívar. Allí nos miramos y dijimos: ‘Ya somos actores, ¿ahora qué hacemos?’ ”.

En ese grupo estaban Gustavo Angarita, Consuelo Luzardo y Luis Fernando Orozco, entre otros. Todos glorias, todos sellos de los medios audiovisuales colombianos.

Citytv y EL TIEMPO TV

Programas y talento de los canales de la Casa Editorial EL TIEMPO están nominados en las categorías de noticiero (‘EL TIEMPO Noticias’) y noticiero regional (‘Citynoticias’). Johana Palacios, de Citynoticias, aparece en la categoría de mejor presentadora de deportes, Julio César Guzmán en presentador de entretenimiento, por ‘Cultura y Entretenimiento’, de EL TIEMPO Televisión, y Mónica Hernández, por ‘Bravissimo’ (Citytv). Estos dos espacios compiten en mejor programa de entretenimiento. En especiales está nominado ‘La guerra y la paz a través del tiempo’.

Además los canales públicos tienen 62 nominaciones. Transmite Señal Colombia (6 p. m.) y RCN (8 p. m.)

OLGA LUCÍA MARTÍNEZ ANTE
Cultural y Entretenimiento

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA