'Game of Thrones' se despide con la lucha entre la lógica y la emoción

'Game of Thrones' se despide con la lucha entre la lógica y la emoción

Este domingo se emite el último episodio de la penúltima temporada de la exitosa serie de HBO.

Final de temporada de Game of Thrones

El último episodio de la séptima temporada de ‘Game of Thrones’ durará 79 minutos. El más largo de la serie.

Foto:

Macall B. Polay - HBO

27 de agosto 2017 , 12:45 a.m.

Este domingo se emite el último episodio de la séptima temporada de ‘Game of Thrones’, que es la penúltima etapa de la que es considerada la serie más exitosa de la televisión contemporánea. Sin embargo, a pesar de esa sombra tan grande de reconocimiento, enfrenta un cierre con acontecimientos que sobrepasan las batallas, las muertes y las lecturas sociopolíticas de los dramas de sus personajes, para dar paso a un choque de opiniones del grupo más importante de toda la ecuación: los fanáticos.

Con la emisión del episodio conocido como ‘The Dragon and the Wolf’ (‘El dragón y el lobo’, a las 8:00 p. m. por HBO), es posible que se regrese a ese halo de tensión política, ya que se trata del encuentro de las casas en conflicto. El cara a cara entre Tyrion y su hermana Cersei, junto con Jon Snow y Daenerys Targaryen, promete un impacto diferente entre los fanáticos, quienes apuestan si habrá un as bajo la manga o una trampa que podría afectar esta reunión.

Muchos sentimientos, traiciones y recuerdos se amalgaman de manera peligrosa en esta oportunidad de congelar el choque de poder, precisamente, para convencerse de que hay un enemigo más peligroso que sus propias ambiciones y que ese antagonista ya tiene en Viserion un arma de destrucción masiva. En otro ámbito de los acontecimientos, este será un capítulo clave para que se resuelva la telenovela entre Arya y Sansa Stark. Preocupa el tira y afloja, pero no deja de llamar la atención el carácter voluble de Lady Stark y la posibilidad de que cometa un error garrafal, mientras su hermano Snow se arriesga en Kingslanding. Muchos especulan que podría ser el fin de Littlefinger, pero está claro que del otro lado de la muralla se tejen acontecimientos que serán decisivos en la despedida de ‘Game of Thrones’.

En ese contexto, se podría pensar que Bran, ahora convertido en el Cuervo de los tres ojos, por fin tendrá un protagonismo esencial en todo el entramado de la serie, rompiendo ese hermetismo que ha revelado hasta hoy.

Sin embargo, no será una tarea fácil para ‘The Dragon and the Wolf’, ya que no solo enfrenta la responsabilidad de cerrar un ciclo tan importante dentro del universo de la serie, sino que tiene que lidiar con el ya mencionado choque de opiniones entre los incondicionales que sienten que hay algo extraño en ‘Game of Thrones’.

Hasta ahora, esos seguidores han visto una evolución narrativa dentro de la trama de las familias, pero en este momento de la historia no ha pasado inadvertida la idea de que ‘Game of Thrones’ pisó el acelerador debido a un número de capítulos que se redujo a siete en este ciclo y a ocho en la siguiente etapa de la serie, que según comentarios recientes de Nikolaj Coster-Waldau (Jaime Lannister), se comenzará a rodar en octubre de este año.

Ese panorama ha dado pie a una batalla entre quienes adoran ese ritmo frenético, que rompe con ciclos de tiempo y eleven la herramienta de la elipsis a un protagonismo excesivo, pero al final necesario para causar ciertas emociones entre los fans.

Por otro lado están los que no comulgan con el ejercicio de resumir y aprovechar el poder de la edición y el control del tiempo para mover la historia hacia un punto de clímax. Son esos los que preferían un desarrollo más complejo de los personajes y un suspenso apalancado en una narración más cerebral.

La pelea está en su punto más alto, pues tanto en redes sociales como en charlas de pasillo se amplifican puntos de vista acerca de este nuevo sabor dentro de la épica. Ha sido tanto el ruido al respecto que uno de los directores de los episodios (Alan Taylor) se refirió al tema en la revista ‘Variety’.

“Teníamos claro que el tiempo en la serie se estaba volviendo un poco confuso”, fue el comentario de Taylor, quien confirma que la intención de causar un impacto emocional más fuerte está en las escenas de acción, en el suspenso (para muchos predecible) y en la peligrosa, pero no menos efectiva arma de entregar certezas y trazos de trama que la gente quiere ver o sueña con ver.

La idea de hacer increíble lo que no es tan creíble frente a simplemente resolver las exigencias narrativas con algo imposible es el contraste que enfrenta ahora la serie. Sin embargo, quienes defienden el tono fantástico de ‘Game of Thrones’ recuerdan que se trata de otro universo en el que a pesar de funcionar a partir de los códigos de la fantasía, tiene en realidad mucho sentido.

Por ahora, hay más preguntas que respuestas, pero hay algo en lo que los bandos que siguen la serie coinciden: estar preparados para ver un final de temporada que será recordado por las tormentas que tuvo que lidiar con quienes no fueron capaces de aguantar hasta el fin de semana (los hackers) para ver lo que iba a pasar, así como con aquellos que recuerdan con nostalgia ese tiempo extendido y dramático que los llevaba antes a la sorpresa y a la resolución de los acontecimientos. ‘Game of Thrones’ tiene ahora esa contradicción como parte de su juego.

ANDRÉS HOYOS VARGAS
Cultura y Entretenimiento

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA