Víctimas y victimarios de Eta, en una misma mesa gracias al teatro

Víctimas y victimarios de Eta, en una misma mesa gracias al teatro

La obra 'La mirada del otro' se presenta en el Festival de Teatro de Manizales.

fg

'La mirada del otro' es protagonizada por Estibaliz Curiel, Pablo Rodríguez y María San Miguel.

Foto:

Archivo particular / Juan Carlos Mora

09 de septiembre 2016 , 03:59 p.m.

Todo empezó en el 2011, en la cárcel de Nanclares de la Oca (País Vasco, España). Ese lugar fue el epicentro de un verdadero acto de reconciliación, allí se reunieron víctimas del grupo terrorista ETA y miembros disidentes de esa organización criminal que estaban cumpliendo sus penas en ese centro penitenciario.

Inspirados en esos encuentros restaurativos, en los que por ejemplo se sentaron en la misma mesa una mujer cuyo esposo fue asesinado y el responsable del crimen, los integrantes del grupo Proyecto 43-2 crearon la obra 'La mirada del otro', que se presenta el sábado 10 y el domingo 11 de septiembre en el Festival de Teatro de Manizales.

La española María San Miguel, autora, productora y protagonista de la pieza, cuenta que para crearla se reunieron con los protagonistas de los encuentros y con las personas que los impulsaron.

"Era la primera vez que nos sentábamos con un exterrorista y fue emocionante y difícil. Hemos cambiado como personas pero también como artistas porque la generosidad que han tenido todos en contarnos sus vivencias te hace abrir muchísimo la mente", cuenta San Miguel.

La artista dice que una de las cosas que más les impactó del proceso fue la situación de los disidentes (la mayoría sigue cumpliendo sus penas), no solo por la dureza de la vida dentro de la cárcel sino por los obstáculos que tuvieron en su proceso de reinserción: ellos y sus familias eran "despreciados" por los sectores de la sociedad que aun apoyaban a Eta.

"Por parte de las víctimas, a mí me emociona y me sigue emocionando su creencia en la segunda oportunidad del ser humano y también en que con lo que estaban haciendo iban a aportar algo a la convivencia en nuestro país, algo positivo. Esa generosidad tan inmensa es emocionante y muy sorprendente, siempre te ponen en el lugar de: '¿yo sería capaz de hacer esto?'", añade la española.

San Miguel Y Chani San Martín (coautor y director de la pieza), crearon personajes que no están basados en una sola víctima o victimario, sino que recogen diferentes vivencias de los protagonistas a los que entrevistaron. También aparece en el escenario el mediador de los diálogos, que fueron coordinados por Esther Pascual.

"La víctima ya ha pasado un proceso de duelo, de asimilación de lo ocurrido, del dolor y encara el futuro de manera positiva, creyendo que tiene que hacer esto para seguir adelante. El perfil del victimario es una persona que ha sido consciente dentro de la cárcel de lo que ha hecho, de lo que supone matar a otro ser humano y tiene una intención muy grande de reparar eso que se sabe irreparable", explica San Miguel.

La pieza se estrenó en España el 24 de abril del 2015, en la localidad de Eibar. A esa función acudieron casi todas las víctimas que habían participado en los encuentros y cuatro ex etarras (tres de ellos habían recibido permiso de la prisión en la que estaban recluidos).

"Fue muy emocionante y muy difícil también. Nosotros sabemos de quién es cada palabra que decimos en la obra pero fue muy hermoso poder ver cómo entre ellos hablaban y comentaban. Un victimario le decía a una víctima 'esto es parte de tu historia'", recuerda la actriz y dramaturga.

San Miguel asegura que para las presentaciones en Colombia (la obra también estuvo en Medellín) el grupo no recibió ningún apoyo oficial y que incluso en una reunión con una institución pública dependiente del gobierno español le dijeron que "ellos no apoyan espectáculos que defiendan a Eta".

"Es gravísimo decir eso, para mí demuestra una ignorancia enorme, porque no es así, nuestro espectáculo habla de la paz y de la apuesta por el diálogo, y de que ha habido gente dentro de Eta que ha dado pasos en la disidencia", añade.

Los integrantes del grupo están emocionados y con "los pelos de punta" por sus presentaciones en un país que empieza su camino en el posconflicto y también expectantes por lo que esta obra les puede decir a los colombianos.

"Nosotros pensamos que es un ejemplo que va más allá, que trasciende el terrorismo, la violencia, porque es aplicable a cualquier tipo de violencia pero también a cualquier cosa que ocurra en nuestra vida cotidiana, con nuestros vecinos, con nuestra familia, con nuestros amigos. De repente hay algo por lo que no te entiendes y este ejemplo de los encuentros nos enseña que hablando se entiende la gente", finaliza San Miguel.


YHONATAN LOAIZA GRISALES
Cultura y Entretenimiento

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA