‘Tratado de culinaria para mujeres tristes’ / Sin telones

‘Tratado de culinaria para mujeres tristes’ / Sin telones

La obra es una adaptación de un texto de Héctor Abad Faciolince. Se presenta en el Teatro Nacional.

Tratado de culinaria para mujeres tristes

Arriba: Cecilia Navia y Carolina Cuervo. Abajo: Ana María Sánchez, Paula Estrada, y Diana Belmonte.

Foto:

Gabriel Carvajal

08 de septiembre 2017 , 12:00 a.m.

La foto que anuncia la obra es un gran acierto. Son cinco mujeres vestidas con delantales de colores vivos (verde, azul aguamarina y rojo) que recuerdan las revistas de los años 60, con peinados de moñas espectaculares adornadas con tocados floridos.

Las actrices tienen poses muy expresivas y sugestivas, sosteniendo algunos utensilios de cocina, como invitándonos a conocer el rico universo femenino, como el que construyó Pedro Almodóvar en sus películas.

Otro elemento atractivo es que se trata de la adaptación de un texto de Héctor Abad Faciolince, escritor que conmovió a tantos lectores con ‘El olvido que seremos’, en donde da una semblanza íntima de su padre.

El ‘Tratado de culinaria’ para mujeres tristes también es un texto hermoso en donde el autor saca a relucir el profundo conocimiento que tiene de los sentimientos de las mujeres, por haber crecido rodeado de su mamá y sus cinco hermanas.

En forma de recetas de cocina, el autor aborda temas como la soledad, el matrimonio, la soltería, los celos, la vejez, con una escritura delicada, amorosa y un fino sentido del humor. En la versión teatral, dirigida por Johan Velandia, se observa un desbalance hacia la caricatura, en varios momentos afortunada, como en el número de la Princesa, hecho por Diana Belmonte, aconsejando cómo hacer para ‘sentir’.

En muchos otros, sin embargo, terminó en ruido y exageración, perdiendo la posibilidad de ahondar en la belleza que aparece cuando se deja fluir el texto, como en el monólogo sobre la pobreza de Carolina Cuervo, con acento pastuso, en donde nos enseña a preparar una exquisitez con una simple rebanada de pan, azúcar morena, la mitad de una naranja y gotas de aceite de girasol, para señalar que “el deleite y la escasez no son incompatibles”.

Teatro Nacional. Fanny Mikey. Calle 71 n.° 10-25. Martes a jueves, 8:30 p. m.

ALBERTO SANABRIA
Crítico de teatro
sintelones@hotmail.com

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.