Piense en casa, piense en las Cajas

Piense en casa, piense en las Cajas

Los subsidios otorgados por estas entidades, les permiten a los colombianos acceder a vivienda.

Los subsidios otorgados por estas entidades les permiten a los colombianos acceder a vivienda.
Foto:
29 de septiembre 2017 , 12:00 a.m.

Las Cajas de Compensación Familiar (CCF) les ofrecen a sus afiliados, básicamente, subsidios en servicios a través de los diversos programas que desarrollan en temas como educación, capacitación, bibliotecas, recreación, turismo, vivienda, crédito, tercera edad y discapacidad.

Para dichos servicios, las Cajas fijan tarifas diferenciales de acuerdo con el salario de los trabajadores afiliados, determinadas de esta manera, así señala la Superintendencia del Subsidio Familiar (SSF):

- Categoría A. Hasta dos salarios mínimos legales mensuales vigentes.

- Categoría B. Más de dos salarios mínimos legales mensuales vigentes y hasta cuatro salarios mínimos legales mensuales vigentes.

- Categoría C. Más de cuatro salarios mínimos legales mensuales vigentes.

- Categoría D. Particulares. Categoría de no afiliado a la caja.

De esas ayudas, las más solicitadas corresponden a las soluciones de vivienda, que son el conjunto de operaciones que le permite a un hogar disponer de habitación en condiciones sanitarias satisfactorias de espacio, servicios públicos y calidad de estructura, o iniciar el proceso para obtenerlas en el futuro.

Éstas incluyen subsidio para compra de vivienda nueva, construcción en sitio propio, mejoramiento de vivienda y mejoramiento de vivienda saludable (subsidio que aplica únicamente para madres comunitarias), al igual que el subsidio para compra de vivienda usada.

Luis Gonzalo Giraldo, presidente de la junta directiva de la Asociación Nacional de Cajas de Compensación Familiar (Asocajas) y Director Administrativo de Cafam, asegura que “las CCF han contribuido de manera decisiva a que muchas familias colombianas tengan acceso a casa propia. Durante sesenta años de existencia, las Cajas han participado no solo en la administración de recursos para la entrega de subsidios, sino también en la construcción de proyectos de Vivienda de Interés Social (VIS)”.

Giraldo también manifiesta que, además, las Cajas, en cooperación con el Estado, administran recursos para el acceso a Vivienda de Interés Prioritario (VIP), beneficiando a los trabajadores y a su familia pertenecientes al sector informal con SISBEN.

“En este caso, las CCF actúan como operadoras para el cumplimiento de los requisitos de postulación, asignación y legalización del subsidio”, agrega el ejecutivo.

Décadas haciendo la diferencia

Datos de Asocajas indican que, durante 2016, las Cajas de Compensación Familiar asignaron 50.272 nuevos subsidios de vivienda, de los cuales el 77 por ciento se adjudicó a trabajadores con ingresos de hasta dos salarios mínimos, y que el cálculo de subsidios otorgados durante los años que llevan las Cajas en operación asciende a más de 9,8 billones de pesos.

En la misma línea, la Superintendencia del Subsidio Familiar señala que, entre octubre de 2015 y septiembre de 2016, las Cajas de Compensación Familiar entregaron 27.163 subsidios familiares de vivienda por valor de 461 mil millones de pesos.

Por otra parte, desde Colsubsidio se informa que el otorgamiento de subsidios y el desarrollo de propuestas urbanísticas (en la actualidad, diecinueve proyectos de vivienda con 4.181 unidades residenciales) trascienden la construcción de espacios habitacionales para sumar servicios sociales complementarios, incluyendo salud, educación, supermercado, droguería y recreación, que permiten la satisfacción de las necesidades básicas en un radio de acción razonable.

“Al estar afiliadas a una Caja de Compensación como Colsubsidio, las personas pueden acceder a una serie de proyectos de vivienda en Bogotá y en diferentes municipios de Cundinamarca. Además, cuentan con un acompañamiento permanente de asesores altamente calificados”, explica Luis Carlos Arango, Director Administrativo de esta entidad.

Arango también señala que otra ventaja que tienen los afiliados es poder acceder a subsidios en la modalidad de construcción en sitio propio por diversos montos. Por ejemplo, en área urbana esa cifra es de hasta dieciocho salarios mínimos mensuales legales vigentes (SMMLV), mientras que para área rural es de 55 SMMLV.

Todo esto evidencia que las Cajas de Compensación Familiar han tenido un papel fundamental en el país gracias a la implementación de un modelo que ha impactado de manera positiva a la clase trabajadora colombiana, especialmente a aquellos que devengan menores ingresos y que, de otra manera, verían como un imposible la adquisición de vivienda propia.

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA