Proyecto de exploración petrolera en Cúcuta vulneraría cuerpos de agua

Proyecto de exploración petrolera en Cúcuta vulneraría cuerpos de agua

Estudio revela que multinacional violó límites establecidos en la licencia otorgada por la Anla.

Funcionario de Corponor en campo

Corponor elaboró un mapa hidrológico de los corregimientos de Palmarito y Banco de Arena, donde una multinacional turca pretende iniciar una exploración petrolera en un área de 7.407 hectáreas.

Foto:

Cortesía de Corponor

08 de junio 2017 , 11:13 a.m.

El recurso hídrico de los corregimientos de Palmarito y Banco de Arena, en la zona rural de Cúcuta, que está compuesto por ecosistemas de almacenamiento de agua, afluentes subterráneos, lagos, cuencas, caños y nacientes del líquido vital presentan un alto nivel de vulneración ante las pretensiones de la Turkish Petroleum Company de construir un complejo de pozos para explorar petróleo en un área de 7.407 hectáreas de ese sector.

A esta conclusión llegó la Corporación Autónoma Regional de la Frontera Nororiental (Corponor), al elaborar un mapa hidrológico del área de influencia de este proyecto energético que cuenta con una licencia ambiental, otorgada por medio del decreto 553 de 2014 de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales (Anla).

Además de divisar los riesgos sobre la riqueza hídrica del territorio, el análisis demostró que uno de las superficies del complejo exploratorio, que perforará el suelo a una distancia de 10.000 pies bajo tierra, se proyecta en un área que no guarda la distancia de 100 metros del caño 'Dios como te amo', uno de los cuerpos de agua que abastece la cuenca del río Zulia y surte a cerca de 1.000 agricultores.

Esta violación de la multinacional turca a los márgenes establecidos en el plan de manejo ambiental, que reglamenta el Anla cuando concede este tipo de licencias ambientales, se detectó luego de que la comunidad, que ejerce una posición antagónica a esta intervención del suelo, solicitara un concepto técnico por parte de la autoridad ambiental del departamento, casi siete años después de que la petrolera arribara a esa zona rural de la capital nortesantandereana, donde habitan cerca de 6.000 personas.

“Este análisis se sustenta en lo que se radicó en su momento, en los años 2013-2014, por parte de la Turkish Petroleum Company ante la Anla, dejando claro que la compañía tiene que hacer una actualización en su plan de manejo para que una vez se viabilice el proyecto, se tenga mayor tranquilidad (…) La preocupación de la comunidad es la misma nuestra, que es el agua para todos su habitantes”, indicó Gregorio Angarita, director de Corponor.

El funcionario añadió que estas recomendaciones técnicas serán remitidas al Ministerio de Ambiente, a la Anla y al Concejo de Cúcuta, para que se emprendan acciones de vigilancia y control a la luz de estos nuevos resultados. Asimismo, aclaró que sin estos ajustes a la configuración del proyecto de exploración, su posición será la de impedir las actividades de la compañía turca en este sector rural de Cúcuta, donde se respira un ambiente de discordia entre la población que está a favor y en contra de esta actividad petrolera.

Entre tanto, la petrolera señaló que hará las actualizaciones sugeridas de acuerdo con el estudio de Corponor, aunque aclaran que su actividad en la zona no generará afectación al recurso hídrico, tal como se ha denunciado.

"La compañía procederá con todos estos lineamientos establecidos en la licencia, como el respeto a las distancias que se deben mantener con los cuerpos de agua y vemos que la reunión es positiva, porque se comprobó que no se va a afectar el recurso hídrico", aseguró Juan Diego Barrera, apoderado de la Turkish Petroleum Company.

El director de Corponor aclaró que sin estos ajustes a la configuración del proyecto de exploración, su posición será la de impedir las actividades de la compañía turca en este sector rural de Cúcuta

Al evento de presentación de este informe técnico, que se realizó el miércoles, también asistieron delegados de la Procuraduría y de la Anla, quienes se abstuvieron de dar declaraciones a la prensa.

El pasado mes de marzo, un grupo de campesinos de los corregimientos, de Banco de Arena y Palmarito, instauró una acción popular que pretendía desvanecer las pretensiones de la Turkish Petroleum Company de emprender una exploración petrolera en zona rural de Cúcuta.

Pese a estos temores que persisten en la comunidad de un posible detrimento de los cuerpos hídricos y de la capa vegetal que cubre sus territorios, la multinacional respondió con un recurso que defiende sus intereses económicos en esta región del país.

CÚCUTA

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA