'Con la leche borramos el pasado de la violencia y construimos paz'

'Con la leche borramos el pasado de la violencia y construimos paz'

En Cristalina del Losada, en La Macarena, los campesinos trabajan de la mano con Nestlé

fg

El centro de acopio lechero cuenta con capacidad de almacenamiento y enfriamiento de 20.000 litros

Foto:

FOTOS: LLANO SIE7EDIAS

27 de noviembre 2016 , 07:39 p.m.

A Wilson Echeverry, un pequeño productor de leche del poblado de Cristalina del Losada, en La Macarena, se le entrecorta la voz y se le aguan los ojos cuando comenta que la violencia que generaron las plantaciones y la producción de coca acabó con parte de su familia y la de sus amigos.

Eran los años en los que Pablo Escobar y Gonzalo Rodríguez Gacha establecieron sus dominios en esa región limítrofe con el Caquetá, en los Llanos del Yarí.

Cuando pobladores del Huila, Tolima, Caquetá y el Meta llegaron a ese territorio hace décadas primero intentaron con la comercialización ilegal de pieles de animales de monte como el tigre y la danta o tapir.

Luego acabaron con gran parte del bosque primario al talar y vender carrecillo, cedro y perillo, maderas autóctonas de esa región, pero después llegó la fiebre de la coca. Todo les había generado dolor, problemas y señalamientos de las autoridades.

Cansados de estar inmersos en la ilegalidad le apostaron a la producción de leche como agronegocio y encontraron el apoyo de Colombia Responde, la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo y la alianza comercial de Nestlé, un peso pesado en la materia.

“Nos estamos recuperando de ese pasado de tanta violencia, trabajamos en el mejoramiento de las finquitas ganaderas, a ordeñar, a cuajar la leche, pensando en el medio ambiente, queremos que nuestros hijos y nietos se críen en un ambiente de paz y de legalidad”, dice Echeverry.

El viernes pasado dieron un paso importante hacia ese objetivo. Colombia Responde y la Asociación de Pequeños Productores Agropecuarios de la Cristalina del Losada (Asopeproc) inauguraron el primer centro de acopio lechero de la región, con capacidad para almacenar y enfriar 20.000 litros de leche al día.

Asopeproc reúne a 850 pequeños productores de leche de las 21 veredas que hacen parte de Cristalina del Losada, un poblado de 1.500 habitantes. Entre todos producen 70.000 litros diarios de leche y de esa cifra, 12.000 litros son acopiados en el nuevo centro, fruto del trabajo de 130 productores. Los demás prefieren hacer queso.

En estos días están preparados para la más alta producción del año con lo que esperan llegar a los 16.000 litros diarios porque las vacas comienzan a parir.

Para fomentar el programa lechero en Cristalina del Losada Colombia Responde ha invertido entre el 2015 y el 2016 la suma de 1.256 millones de pesos.

Los registros del organismo indican que en el 2015 invirtieron 344 millones en la construcción de la caseta del centro de acopio, con base en las exigencias del Invima, así como en asistencia técnica en las fincas para aumentar la producción y mejorar la calidad de la leche.

Sin embargo, en el 2016 hicieron la mayor inversión. Destinaron 551 millones de pesos en la construcción de cuatro box coulvert en la vía entre La Macarena y San Vicente del Caguán, con el fin de agilizar el transporte de los vehículos recolectores de leche en las fincas.

Los construyeron en las veredas de La Brasilia, Caño Azul, La Primavera y La Florida, en lugares donde antes había puentes con tablas de madera en regulares condiciones.

Los 361 millones de pesos restantes están invertidos en el proyecto de la red de frío, exigencia fundamental de Nestlé, el aliado comercial.

El centro de acopio cuenta con seis tanques de almacenamiento y enfriamiento, dos de los cuales fueron entregados por Colombia Responde y los otros cuatro pertenecen a la empresa Nestlé, que los entregó en comodato a la organización Asopeproc.

La leche les cambió la calidad de vida a los productores

En Cristalina del Losada la producción de leche ha mejorado la economía familiar y esto se ha reflejado en una reactivación del comercio en la población.

Isaías Losada Morales, presidente de la Junta de Acción Comunal de Cristalina del Losada, dice que la apuesta a la producción de leche ha reducido la tala de bosques, ha mejorado las fincas, la ganadería y ha acabado los problemas que les generó la coca.

Clodomiro Muñetón, habitante de la vereda La Florida, es uno de los 130 productores de leche de Cristalina del Losada que acopia y enfría la leche con el programa de Colombia Responde, Nestlé y Asopeproc.

Dice que hace 12 años llegó a la región y que solo hasta ahora encontró estabilidad productiva y su economía familiar ya crece.

“Ya tenemos 50 animalitos (reses) y producimos 100 litros de leche, que me dejan 2 millones de pesos al mes, los cuales me consigna Nestlé en dos quincenas”, dice.

Vanessa Ninco, una joven huilense, productora de la vereda Villa Ronda, afirma que es “gratificante” lo que está pasando con la leche, aunque desea que el precio de venta sea mejor.

“Estamos produciendo tres cantinas diarias en promedio (120 litros) y Nestlé nos la está pagando a 850 pesos. Nos gustaría que mejorara el precio a 1.000 pesos como estaba antes. Sabemos que tenemos que mejorar la calidad y la producción de la finca para llegar a ese valor”, señala.

José Róbinson Valenciano Mota, miembro de Asopeproc y líder de la vereda Caño Azul, recuerda que cuando dieron marcha a la iniciativa de agruparse solo producían 400 litros diarios de la leche y ahora llegan a 12.000 y tienen la idea de llegar a los 20.000 litros en unos años.

No obstante, destacó el sistema implementado para la construcción de los box coulvert por parte de la comunidad pues fueron las juntas comunales las que les dieron manejo a los recursos entregados por Colombia Responde.
“Hicimos rendir los recursos y pusimos la mano de obra y los sentimos como nuestros”, dice.

Así llegó el aliado comercial a la región

Nestlé llegó hace 12 años a la zona del Losada, difícil en materia de orden público, con problemas de vías y serios atrasos en transferencia de conocimiento y tecnología en el agro.

Fabio Zambrano, jefe de la planta de la compañía en Florencia (Caquetá), recuerda que “iniciamos un ejercicio de intercambio de conocimiento, un negocio de valor compartido, con garantía en el pago y en la compra. Hay un plan de fomento lechero con 4 grandes áreas: transferencia de tecnología, nutrición, mejoramiento genético y obras en la finca”.

Ese intercambio de conocimiento, dice el directivo, ha motivado el crecimiento de los pequeños ganaderos y por ende de la compañía.

“Todos los días viene un carro a Cristalina del Losada, se lleva la leche hasta Florencia, allí la precondensamos, le retiramos parte del agua, la ponemos más espesita y ahí sí la enviamos a las platas en Valledupar (Cesar) o enBugalagrande (Valle)”, precisó.

“La leche de la región tiene un contenido de sólidos interesante en comparación con el interior del país, entre más sólidos es mejor la calidad, por eso nutrimos, alimentamos y damos bienestar a nuestros consumidores”, añade.

Además, por Nestlé los pequeños ganaderos cuentan con un fondo rotatorio que les presta dinero a una tasa del 10 por ciento anual para mejorar la finca.

REDACCIÓN LLANO SIE7DÍAS

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA