Junior, a la altura de Boyacá

Junior, a la altura de Boyacá

El cuadro barranquillero adelanta parte de su pretemporada en Paipa y Tunja.

fg

En el Campo de Golf Potrerillo de Tunja y el Estadio de Duitama viene haciendo su preparación en altura el Junior. En Paipa realizan su recuperación física, gracias a las bondades de las termales.

Foto:

Luis Lizarazo

13 de enero 2017 , 11:17 a.m.

Sin aliento y desgonzado terminó ayer el entrenamiento en el Campo de Golf Potrerillo de Tunja el delantero Édison Toloza.

Su rostro reflejaba el cansancio propio de una hora y media de ejercicio en altura.

“No puedo hablar porque no tengo alientos, perdóname. Dile a otro que te conceda la entrevista”, mencionó Toloza mientras subía por un pequeño repecho que lo conducía hacia donde estaba ubicado el bus que desplazaría al equipo hacia el Paipa Hotel y Centro de Convenciones, sitio en donde desde el pasado lunes se están hospedando los 30 jugadores y el cuerpo técnico del club barranquillero.

Así como a Édison, a otros jugadores la altura les ha pasado factura. Sin embargo, son conscientes que se deben ‘sacrificar’ en beneficio del equipo.

“Es la primera vez en mi carrera que estoy haciendo una pretemporada en altura y la verdad cuesta muchísimo, es muy duro; los ‘profes’ saben porque lo hacen, pero bueno, todo sea por lograr cosas importantes. Hay que sacrificarse para poder estar en forma para todo el semestre”, indicó el delantero Roberto Ovelar.

Por su parte, el técnico Alberto Gamero, quien dirigió al Boyacá Chicó durante ocho años, afirmó que había decidido viajar a esta región del país para acelerar mucho más el trabajo físico del grupo.

“Aquí se trabaja prácticamente el doble que lo que uno puede trabajar al nivel del mar. En las pretemporadas que hemos hecho en este departamento nos ha ido bien y por esos regresamos”, comentó.

El Entrenador afirmó que existe la posibilidad de que al plantel lleguen más refuerzos.

“Si pueden venir más jugadores, bienvenidos sean, nosotros los técnicos nunca podemos decir que hasta aquí llegamos, simplemente estamos mirando las posibilidades que se nos puedan presentar mucho más adelante, pero por el momento henos traído muy buenos refuerzos”, apuntó el técnico del Junior, onceno que se irá de territorio boyacense este sábado.

Las razones

Emilio Orjuela, preparador físico, aseveró que la idea de entrenar en Boyacá es que el jugador sienta lo que es la altura, pues ese plantel va a disputar siete partidos este año bajo esas condiciones.

“Desde el punto de vista funcional nosotros aspiramos a que el grupo tenga un buen acondicionamiento cardiopulmonar”, apuntó.

Orjuela indicó que la altura a un jugador le permitía aumentar los glóbulos rojos, debido a que iba a tener más cantidad de oxígeno circulando por su organismo y esto le ayudaría a tener una mejor capacidad aeróbica para poder soportar después los trabajos de resistencia, velocidad y potencia.

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA