‘Valledupar tiene que sacarle más el jugo a la economía naranja’

‘Valledupar tiene que sacarle más el jugo a la economía naranja’

Investigador Nicola Stornelli dice que se desperdicia el legado del vallenato en pro de la economía.

Festival

El Festival de la Leyenda Vallenata, cada año se torna más internacional y capta la atención de más personas en el mundo. Este año el homenajeado fue Carlos Vives.

Foto:

Fundación Festival de la Leyenda Vallenata

13 de mayo 2018 , 06:30 a.m.

Sin que haya pasado el buen sabor que dejó la reciente edición del Festival de la Leyenda Vallenata en la que el cantautor samario Carlos Vives fue homenajeado, en reconocimiento a su invaluable aporte a la difusión y promoción, no solo nacional sino internacional, del folclor vallenato, en medio del acostumbrado balance al final de la fiesta toma fuerza la propuesta de convertir a Valledupar en Distrito Naranja.

¿Cómo sería? Detrás de esta iniciativa se encuentra el periodista e investigador Nicola Stornelli García, quien ha ido sembrando la semilla a través de sus columnas en los periódicos locales y nacionales en los que colabora.

El más reciente aporte y con muchos más detalles, previo “lleno de requisitos” siguiendo la filosofía popular del cesarense, se publicó en EL TIEMPO bajo el título El encanto naranja de Valledupar.

“Este artículo surge como producto de una muy pequeña investigación empírica que, en principio, fue auspiciada por la Alcaldía de Valledupar el año pasado. Ahí ahondo en algunos detalles de lo que logramos recoger en esa investigación que nos dieron la oportunidad de plantear una visión de desarrollo”, comenta en ráfaga ante la pasión que le genera el tema.

Aunque Stornelli es más reconocido en Valledupar por estar ligado a la academia, pero sobre todo a temas de emprendimiento de proyectos de base tecnológica, advierte que el concepto de economía naranja no está muy lejos porque tiene que ver con el desarrollo de las industrias creativas, recogiendo el concepto que tiene de ellas el economista norteamericano John Hopkins, hace 25 años.

“Hoy, al observar con un poco más de detenimiento me doy cuenta que Valledupar es la ciudad naranja por excelencia”, dice en contraposición a la defensa que sobre el mismo tema hacen estudiosos nacionales quienes señalan a Ibagué, la ‘Capital Musical de Colombia y eje urbano de Tolima, como tal.

El argumento lo amplia manifestando que si bien la música es algo importante para Ibagué, no atraviesa las dinámicas sociales de la ciudad, como si pasa con la vallenata y todo lo que encierra en la capital del Cesar.

“El vallenato, desde que nace el Departamento (Cesar), se convierte en un factor fundamental del desarrollo. El vallenato está inmerso en él y también desde el nacimiento de Valledupar como su capital. Hoy en día no se ha hecho, pero se necesita hacer un estudio profundo y que fue lo que la Alcaldía no apoyó y es lo que le reclamo a la actual administración, hacer un mapeo de la economía naranja”, anota.

Hoy, al observar con un poco más de detenimiento me doy cuenta que Valledupar es la ciudad naranja por excelencia

Stornelli destaca esa necesidad ante la dispersa y poco confiable información que hay de lo que le produce a la ciudad los cuatro días de la fiesta, como sí se hace cada año con el Carnaval de Barranquilla en el que intervienen expertos en economía y entidades analistas de esa temática.

“Tenemos una información, sí. El Festival Vallenato movió el año pasado una cantidad de miles de millones de pesos, llegaron más de 150.000 personas, sabemos que hay 40 estudios de grabación, cuatro de talla internacional, sabemos hay más de 160 músicos que hacen parte de la planta de los grupos vallenatos más exitosos en el momento. Esos son muchachos que invierten en Valledupar, que se van un jueves a hacer toques a cualquier lugar de Colombia o del exterior, pero el lunes regresan a Valledupar, no se desarraigan y eso no lo han medido”, señala.

Agrega que un trabajo de la Sociedad de Autores y Compositores (Sayco), publicado en Portafolio, destaca que de los 50 compositores vivos a los que más regalías se les pagan en Colombia, 24 son de música vallenata. “Por eso Valledupar es mucho más ciudad naranja que Ibagué”, insiste.

Tener información confiable y oportuna, en criterio del investigador, va a permitir una planificación más acorde con la llegada masiva de las 150.000 personas de las que se hablan en los cuatro días del festival y que ponen en aprietos la convivencia de los 450.000 residente en Valledupar.

“Aquí se dispara la informalidad en la economía, cosa que no se ha medido. Todo gira alrededor del Festival. Aquí se ve que hay familias de estrato 6 que alquilan sus viviendas, se van para otro lado. Es mucha la plata la que se mueve”, dice.

Un buen experimento

Stornelli dice que el año pasado quedó demostrado cómo unos empresarios enamorados de la economía naranja se inventaron un evento, el Festival de la Quinta, en la ciudad vieja, involucrando teatro, danzas, pintura, gastronomía y fue exitoso.
Otro ejemplo es el crecimiento de viajeros a visitar los distintos monumentos regados en la ciudad que le rinden culto al rico folclor.

“La gente está viniendo a tomarse fotos con la estatua de Diomedes Díaz y a conocer su tumba. Valledupar debe emular a Memphis (Estados Unidos) en donde veneran personalidades como Elvis Presley y se paga para ver su legado”.

“El vallenato le ha dado mucho al país. Hasta el hecho de que en los Grammy se logró crear una categoría cumbia-vallenato y antes nunca se había ligado lo que ha hecho Carlos Vives. Vallenato en el exterior es Vives. Ya quieren ver quién es Francisco el Hombre. Un francés vino a estudiar en el Turco Gil, y se quedó dos año y medio…. Por eso y mucho más, y basado en la ley que existe (Ley 1834 del 23 de mayo de 2017), que da estímulos a la ideas creativas, podríamos ser el primer distrito naranja del país”, concluye con aire de optimismo.

Conversatorio fortalecerá la iniciativa

Como la iniciativa necesita fortalecerse, socializarse y debatirla se ha organizado, tentativamente, el ‘Conversatorio Valledupar Distrito Naranja’ para el próximo 15 de junio en la Fundación Universitaria del Área Andina de Valledupar, a partir de las 7 a.m.

Allí se dará a conocer el proyecto del representante a la Cámara del Cesar, Cristian José Moreno y el senador Antonio Sanguino, así como ponencias de distintas personalidades.

Álvaro Oviedo C. 
Editor regional de EL TIEMPO
Barranquilla.

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.