En materia educativa, Bolívar no avanza

En materia educativa, Bolívar no avanza

La deserción escolar crece, y el Gobierno Departamental le apunta a la jornada única. 

Crisis en la educación en Bolívar

A la crisis que viven los profesores ahora se suman elementos como la deserción.

Foto:

Yomaira Grandett/ EL TIEMPO

25 de abril 2017 , 06:10 a.m.

Contrario al eslogan de la actual administración bolivarense, en cabeza de Dumek Turbay, en Bolívar la educación no avanza.

Y no sólo no prospera, pues las conclusiones que dejan las cifras del Ministerio de Educación Nacional y de la Secretaría de Educación Departamental, dan cuenta de que la región marcha hacia atrás en cobertura y permanencia de alumnos, acceso al sistema, infraestructura, calidad y financiación.

En el 2009, según el Ministerio de Educación, había 264.447 estudiantes, sin embargo para el 2016 la cifra bajó a 219.953.

“Esto se debe, entre otros factores a una reducción en las matrículas oficiales, si tenemos en cuenta que en el departamento de Bolívar el 96,7 por ciento de los estudiantes están vinculados a colegios públicos”, asegura Leonardo Jiménez Molinello, director de CedeTrabajo capítulo Bolívar, quien presenta una investigación sobre la crisis en la educación de la región.

Para este organismo, en el 2009, había 256.421 alumnos matriculados, pero en el 2016 la cifra bajó a 212.332 niños inscritos.

En la zona urbana de Bolívar está el 58,8 de la cobertura total de la región, resalta la investigación.

En el 2009, en el área urbana había 150.694 estudiantes matriculados, pero en el 2016 la cifra cayó a 129.389 estudiantes.

En la zona rural bolivarense también cayeron las cifras y se pasó de 113.117 estudiantes matriculados en el 2009 a 90.653 en el 2016.

Mal en permanencia

Hoy, hay 53 mil 476 pequeños con edades entre 5 y 16 años que no están en las aulas; Esto significa que el 21,6 por ciento del total de la población estudiantil en ese rango de edad está por fuera del sistema educativo.

En el 2009, había 27.700 estudiantes por fuera de los salones de clase, 10,5 por ciento de la población.

El presupuesto de calidad educativa, que debería crecer anualmente, también bajó, pues paso de 44.496 millones de pesos en el 2016 a 35.375 millones de pesos en el 2017.

La actual administración asigna mensualmente 16.653 pesos por estudiante.

Deserción en municipios Según las cifras que entrega el Centro de Estudios del Trabajo (Cedetrabajo), en el 2015, Arjona tenía matriculados a 17.392 estudiantes, hoy tiene 15.991 alumnos en las aulas; es decir, que 1.400 niños se alejaron del sistema educativo.

El municipio del Carmen de Bolívar tenía 18.478 estudiantes inscritos en el 2015, este año tiene 16.847; perdió 1.631 alumnos.

“Y no se trata de graduados; son casos de deserción”, sostiene Jiménez Molinello
Maríalabaja redujo de 12.054 a 11.718 sus matriculados; es decir perdió 336 estudiantes en los últimos dos años.

Turbaco pasó de 18.309 a 16.957 estudiantes, en sólo dos años; es decir que 1.362 se alejaron del sistema.


Pésima infraestructura

El Ministerio de Educación registra actualmente 222 instituciones oficiales (sedes principales) pero en el 2015 había 224; es decir en dos años se perdieron dos colegios.

Por su parte, Cedetrabajo sostiene que el estado de la infraestructura es precario, pues el 50,45 por ciento del total de las instituciones del Departamento están en malas condiciones.

En 2015 operaban 1.290 subsedes, pero en el 2016 se redujeron a 1.241.
Hace dos años había registradas 246 instituciones oficiales en zona urbana, en todo el Departamento, hoy operan 243.

Las subsedes de colegios rurales oficiales en el 2015 eran 987, hoy Bolívar tiene en funcionamiento 956 sedes.

Municipios están olvidados

El programa Zodes, el cual divide a la región en zonas de desarrollo económico, también deja mal parada a la educación en Bolívar:

La Depresión Momposina suma 114 colegios públicos, pero el estado de la infraestructura es paupérrima en el 57,60 por ciento de las instituciones.
La Mojana bolivarense tiene 245 instituciones pero el 52,7 por ciento está en pésimo estado.

Los Montes de María registran 251 colegios con un 51 por ciento en pésimo estado.

Bajó la financiación

Según Cedetrabajo, parte de la crisis en la educación básica de los jóvenes bolivarenses tiene origen en el hecho de que se redujo el presupuesto así: en el 2016 fue de 752 mil 453 millones de pesos, pero bajó a 552 mil 939 millones de pesos para este año.

La cifra que entrega la Gobernación es aún más baja: 516.779 millones por recursos del Sistema General de Participación que no incluye asignaciones de los 44 municipios no certificados que reciben recursos por calidad, ni de 224 colegios que reciben recursos por gratuidad.

“El 82 por ciento del presupuesto es para gastos de funcionamiento: nomina, operación de las instituciones pero no hay inversión en educación, no es un sector que innove y el gasto se va en operación y mantenimiento”, concluye el director de CedeTrabajo.

Gobernación responde

Para la Secretaría de Educación Departamental, en la región se está implantando desde el año pasado la jornada única, lo que estaría generando algunos traumatismos.

“Para poder implementar la jornada única en el Departamento hay que superar un obstáculo muy importante y es el tema de la infraestructura educativa. Debemos construir nuevos colegios que tengan toda la reglamentación pedagógica”, había asegurado  Manuel Fernández Álvarez, de la Unidad de Planeación Educativa Departamental.

El secretario de Educación de Bolívar, Oscar Marín Villalba, aseguró que en el sector educativo se maneja la complementariedad donde existen varios actores: rectores, docentes y comunidad educativa; por otro lado, las administraciones locales; para el departamento de Bolívar la Gobernación a través de la Secretaría de Educación y la Nación, con competencias establecidas en la ley 715, ley 115 de educación y sus decretos reglamentarios. Para el caso específico del departamento de Bolívar, la Secretaria de Educación administra los servicios educativos de los 44 municipios no certificados, solo Magangué y Cartagena son autónomos en el manejo de sus recursos administrativos y financieros.

John Montaño
Redactor de EL TIEMPO
@PilotodeCometas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA