Sigue inconformidad de venteros informales del Bazar de los Puentes

Sigue inconformidad de venteros informales del Bazar de los Puentes

Tras tres años de desalojo, comerciantes tradicionales esperan una reubicación digna.

Bazar de los puentes en Medellín

Hay contaminación visual, auditiva y del aire, que afecta a peatones y vendedores.

Foto:

Jaiver Nieto/EL TIEMPO

03 de julio 2017 , 12:28 p.m.

Venteros informales que tienen su mercancía de segunda extendida en el piso de los bajos del metro, entre la estación Hospital y el parque Berrío (centro de Medellín) siguen en la incertidumbre porque no saben cuándo los reubicarán y si la Alcaldía les cumplirá con la promesa de trasladarlos al Bazar de los Puentes, de donde los desalojaron en mayo de 2015.

Mientras tanto, los comerciantes informales, con sus puestos improvisados, ubicados entre el parque Berrío y San Juan, están inconformes con el anuncio que hizo la Alcaldía de su traslado temporal, mientras se realizan las obras del paseo Bolívar, que se iniciarían mañana y se terminarían en octubre de este año.

Los trabajos empezarán en los tramos de San Juan y Maturín, Colombia y Calibío, la calle Boyacá, los bajos de la estación parque Berrío y en plaza Botero, de donde se trasladarán 300 comerciantes.

Esa noticia la recibió con preocupación Guillermo Giraldo, representante de los informales, quien dijo que hay desinformación. Para él el espacio ideal es en el pasaje peatonal Carabobo, porque hay más seguridad, pero según afirma, los trasladarán a San Antonio y a otras zonas sin concertar con ellos.

De acuerdo con la Administración, 50 venteros serán llevados al parque San Antonio de manera temporal y 180 ventas semiestacionarias serán ubicadas en sectores de la avenida Oriental, Maturín, Pichincha, Carabobo, La Bastilla, Junín y Ayacucho.

De acuerdo con la Alcaldía, los comerciantes tendrán acompañamiento social y deben comprender que lo que se busca es mejorar en la seguridad, gracias a la actualización del alumbrado público y a un plan de ocupación del espacio público en cuanto al ruido, la saturación y la contaminación.

“Con visitas puesto a puesto, reuniones de socialización y atención personalizada, la Alcaldía busca mitigar los impactos negativos para las personas que se dedican a las ventas informales del sector. Se busca ofrecer alternativas para cada ventero, teniendo en cuenta los tipos de productos que ofrecen”, aseguró la Alcaldía.

Se busca ofrecer alternativas para cada ventero, teniendo en cuenta los tipos de productos que venden

Los comerciantes que no tienen puestos fijos y ofrecen sus productos en bandejas o carritos se les ofreció la alternativa de ubicarse en los alrededores del sector de Bolívar, siempre y cuando no obstaculicen la circulación peatonal.

La Administración anunció que los fotógrafos y artesanos de plaza Botero tendrán la opción de acomodarse en el mismo lugar durante los trabajos de la obra ya que en este tramo se realizará el mantenimiento de las piezas del piso de la plaza. “Este compromiso se extiende a otros vecinos de la obra con quienes se han realizado reuniones para acordar mínimos de convivencia conjuntos para llevar a feliz término este proceso”, concluyó la Administración.

Entre tanto, María Eugenia Valencia, representante de los informales entre la estación Hospital y parque Berrío, aseguró que las obras del paseo Bolívar del tramo donde ella y otros 1.200 vendedores están, empezarán el próximo año.

“Aquí llevamos tres años tirados en la calle, al sol y al agua, con la mercancía en riesgo por el clima y la inseguridad”, dijo la líder quien hace 30 años vende videos, zapatos de segunda y otros cachivaches.

Bazar de los puentes en Medellín

En los bajos del metro se desbordó la saturación de mercancía. La Alcaldía hace plan para recuperar el espacio público y la seguridad.

Foto:

Jaiver Nieto/EL TIEMPO

Antes de que la sacaran a ella y a otros 388 comerciantes del Bazar de Los Puentes, ella llevaba 11 años allí. El 16 de julio del 2014, llegaron policías a ordenarles que desocuparan las plataformas A y B del Bazar de los Puentes porque investigaciones de la Policía revelaron que el sitio se había convertido en centro de comercio de droga y bodega de mercancía ilegal, drogas y armas.

“Por unos cuantos que cogieron con droga, nos estigmatizaron y trataron de delincuentes, pero esos que sí tenían droga los soltaron”, afirmó Valencia.
La líder contó que con el tiempo llegaron más venteros a los bajos del metro: provenientes de Naranja, Barrio Triste, parque Berrío y centros comerciales populares por lo que la situación se desbordó y en ese tramo ya no hay por donde caminar.

A lo que se le suma que la seguridad se está deteriorando a los vendedores les toca ver riñas, atracos y homicidios, además les cobran vacunas de 2.000 pesos semanales a cada uno y se endeudan con ‘pagadiarios’, que les cobran hasta el 20 por ciento por un préstamo.

También hay contaminación visual, del aire y auditiva. “En los tres años que llevamos aquí ya se han muerto 14 vendedores por el estrés, que les complica otras enfermedades”, aseguró la líder. Los venteros están esperando un estudio socioeconómico de parte de la genrencia del Centro, que beneficiará a los tradicionales.

MEDELLÍN

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA