La tensión de Hidroituango llegó hasta el terreno político

La tensión de Hidroituango llegó hasta el terreno político

El proyecto energético enfrenta, además de la amenaza de deslizamiento, críticas de gobernadores.

Proyecto energético Hidroituango

Todos los puntos de la montaña del proyecto son analizados las 24 horas.

Foto:

Guillermo Ossa / EL TIEMPO

02 de junio 2018 , 11:25 p.m.

La tensión generada por las fallas en el proyecto de Hidroituango, que mantiene en alerta roja los municipios de Valdivia, Cáceres y Tarazá, en Antioquia, se trasladó esta semana al escenario político.

Ante la nueva alarma por el riesgo de un desprendimiento de la montaña, que podría generar una avalancha, el gobernador de Antioquia, Luis Pérez, cuestionó fuertemente el manejo de la información por parte de EPM, empresa responsable del proyecto.

Pérez dijo que la información oficial difiere de la que tienen los medios y circula en redes sociales.

Y, aunque el alcalde de Medellín, Federico Gutiérrez, defendió la labor de la empresa y pidió no propiciar una división “en estos momentos”, Pérez contrató una consultoría técnica liderada por la Facultad de Minas de la Universidad Nacional para que una comisión de expertos externos al proyecto analicen el verdadero estado de la contingencia y sus posibles efectos y consecuencias.

A la polémica se sumaron los gobernadores de Bolívar, Dumek Turbay, quien dijo que es necesario que se diga toda la verdad, y de Sucre, Édgar Martínez
, quien agregó que se han atendido a los habitantes de las localidades antioqueñas y se han olvidado de La Mojana, a la que consideró como una de las zonas más vulnerables por estar ubicada en la zona más baja.

Mientras tanto, la atención de los funcionarios de EPM está centrada en el riesgo de que ocurra un derrumbe en la parte alta de la montaña del proyecto.

La atención de los funcionarios de EPM está centrada en el riesgo de que ocurra un derrumbe en la parte alta de la montaña del proyecto

Radares y equipos de alta tecnología funcionan las 24 horas en todos los puntos de la montaña para conocer las vibraciones que ocurran. Si estas permanecen por debajo de 10 milímetros por hora, no hay amenaza, si aumentan, se debe hacer una evacuación preventiva de los empleados que estén en sectores que podrían resultar afectados.

Jorge Londoño de la Cuesta, gerente de EPM
, dijo que hay en consideración tres escenarios: el peor de todos es que el movimiento sea mayúsculo y cause una ola en el embalse, que sobrepasaría la presa y podría dañarla. El segundo de ellos es que tape el canal por donde entra el agua al vertedero, con lo cual se perdería la solución de sacar el agua por ahí y tendría que seguir saliendo por casa de máquinas. Y el tercero es que el derrumbe no sea tan grande y no produzca ni lo uno ni lo otro.

El viernes se logró otro hito para superar la contingencia: la construcción de la última losa en concreto del vertedero, el cual tiene una longitud total de 405 metros y un ancho de entre 70 y 95 metros, por donde se espera que empiece a salir el agua de forma controlada en los próximos días.

Entre tanto, cuando el nivel del embalse suba hasta alcanzar la cota 410 de la presa y el agua empiece a salir por el vertedero se tendrá mayor tranquilidad, especialmente porque se acaba la temporada de lluvias a mediados de junio y el embalse no seguirá creciendo con tanta rapidez.

Asimismo, se espera que el próximo jueves se llegue a la cota 415 de la presa, para seguir disminuyendo los riesgos.

Los movimientos en la montaña y la evacuación del agua del embalse por el vertedero se suman a otros dos problemas en los que se trabaja sin descanso.

Uno de ellos es taponar el túnel de desviación derecho, el mismo que ocasionó inundaciones y daños en Puerto Valdivia, el 12 de mayo, por un destaponamiento natural. Este proceso podría tardar hasta dos meses porque requiere la instalación de un megataladro que perfore la montaña más de 200 metros para que llegue abajo del túnel y se vaya llenando de concreto hasta que se tapone. El otro dilema es definir cuándo cerrar casa de máquinas, para evitar que el agua siga fluyendo por allí. Esta decisión solo se podrá tomar cuando exista la seguridad de que el vertedero y la presa estén funcionando correctamente.

El riesgo se ha incrementado: Presidente Santos

El presidente Juan Manuel Santos, tras revisar los reportes técnicos entregados por expertos de la ONU y del cuerpo los ingenieros militares de EE. UU., señaló este sábado que el riesgo con Hidroituango “sigue alto e, infortunadamente, se ha venido incrementado”. Según dijo el mandatario, se han reforzado los sistemas de monitoreo y de prevención para que la población, en caso de que algo suceda, no resulte afectada. Santos señaló que la recomendación es mantener un monitoreo las 24 horas en la montaña, ante cualquier deslizamiento.

MEDELLÍN
En Twitter: @ColombiaET

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.