En Yarumal cambian los rezos por presos

En Yarumal cambian los rezos por presos

Este año más de 2.000 presos serían llevados a un centro penitenciario agrícola en un seminario.

Cárcel en Yarumal

En la cárcel de Yarumal hay más de 230 internos que serían trasladados al nuevo centro penitenciario. También sería necesario más personal del Inpec, pues actualmente solo hay 17 personas.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

18 de junio 2017 , 10:40 a.m.

“Es que se acabaron las vocaciones”. Desde hace tres años hay un murmullo entre los habitantes de Yarumal, un pueblo en su mayoría católico ubicado al norte de Antioquia, a tres horas de Medellín.

Las vocaciones sacerdotales han rebajado, lo dice de frente el padre Pedro José Castro, director de la casa del seminario de misioneros de Yarumal, un hombre de rostro afable que con un voz nostálgica pero firme recuerda los días en los que el Seminario Cristo Sacerdote, uno de los dos que tiene Yarumal, formaba seminaristas.

Hoy es un edificio abandonado que los misioneros de Yarumal vendieron en 1969 a la Diócesis de Sonsón-Rionegro. Recuerda que allí quisieron abrir un lugar para vocaciones tardías y campesinas, es decir, para jóvenes que “sintieran el llamado” después de los 25 o 30 años de edad.

De acuerdo con el padre Ovier Galvis, administrador de la Diócesis de Sonsón-Rionegro, en tiempos en los que seguía administrado por los misioneros de Yarumal (finales de los 50 y década de los 60) pudo tener hasta 700 estudiantes. Por 41 años se formaron allí sacerdotes de todas partes de Colombia hasta que, en diciembre del 2013, los últimos 10 o 15 seminaristas, fueron enviados al Seminario de Cristo Sacerdote de La Ceja, en el oriente antioqueño.

Aún en sus mejores tiempos, el seminario no llenaba su capacidad ya que, según el padre Pedro, allí caben hasta 2.500 estudiantes, similar a la cantidad de presidiarios que serían enviados allí: 2.200, dijo Julián Areiza, alcalde de Yarumal.

Construir una cárcel en lo que antes fue un seminario fue su idea, dice que este es el aporte de su municipio para alivianar el problema de hacinamiento carcelario, que en el departamento llega al 70 por ciento.

Una idea que apoyan completamente el Ministerio de Justicia, la Gobernación de Antioquia y la Alcaldía de Medellín, estas últimas pagaran en partes iguales los 7.600 millones de pesos acordados por la venta del terreno, de 40 hectáreas de extensión.

El espíritu de lo que fue
Seminario Cristo Sacerdote cárcel Yarumal

El Seminario de Cristo Sacerdote queda a las afueras de Yarumal.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Seminario Cristo Sacerdote cárcel Yarumal

Las plantas del patio interior del edificio están secas y mal cuidadas.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Seminario Cristo Sacerdote Cárcel Yarumal

Las habitaciones aún tienen los colchones.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Seminario Cristo Sacerdote cárcel Yarumal

En el Seminario sigue intacta, aunque empolvada, la sal de juegos.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Seminario Cristo Sacerdote cárcel Yarumal

Hay problemas de humedad, por lo que el techo raso se cae a pedazos. Los pasillos están empolvados y sucios.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

Hasta el más escéptico creería en espantos si alguien se asomara sin aviso a través de alguno de los vidrios rotos del Seminario de Cristo Sacerdote. Este edificio, inaugurado en la década de los 50 por los misioneros javerianos de Yarumal, tiene forma de herradura y 1.434 metros construidos; por un bloque tiene cinco pisos, por otro tres, y por los últimos dos tiene cuatro. En el resto del terreno hay algunos establos con vacas y espacio para marraneras.

Desde hace 29 meses la única persona que vive allí es Gilberto, el celador, quien explica que su principal labor es evitar que el lugar se use como zona para consumir estupefacientes.

Lo que queda del seminario es el silencio, con el que se debió reflexionar sobre Dios, y habitaciones selladas, salones sin sillas, una fonda, sala de juegos, cocina y largos pasillos cuyos cielo rasos se caen a pedazos, dejando ver problemas de humedad. En el piso empolvado hay excremento de murciélagos y cucarachas secas, como las plantas que alguna vez florecieron en el patio interior.

Una cárcel diferente

El nuevo centro penitenciario que habrá en Yarumal no es como las cárceles convencionales. El lugar mantendrá la vocación agrícola con la que nació, convirtiéndose en el segundo de este tipo en el país, después de la Colonia Agrícola de Acacías (Meta).

Dicen que es que van a traer más delincuentes, pero en todas parte el país tiene muchos problemas sociales. Además, yo creo que toda persona debe tener la oportunidad de resocializarse

Una cárcel para que presos que estén muy cerca de cumplir su condena, y que no cumplan tiempo por delitos graves, trabajen en una granja. Según había expresado Enrique Gil, ministro de Justicia, será un centro penitenciario agrícola que facilite una real rehabilitación de los presos.

Además del visto bueno nacional, departamental y municipal, el proyecto tiene ‘la bendición’ de Roma, pues el Vaticano aprobó la venta del sitio para convertirlo en un verdadero centro de rehabilitación integral, que es también parte de la labor misional la Iglesia, explicó Galvis.

Otros beneficios
Seminario de Cristo Sacerdote cárcel Yarumal

Los productos que se siembren en la cárcel de Yarumal será para aportar a programas como Maná.

Foto:

Jaiver Nieto / EL TIEMPO

La principal ganancia es mitigar el hacinamiento carcelario, pero para los yarumaleños no es el único. También significa trasladar la cárcel del municipio, que está a tan solo una cuadra del parque principal, una idea que les parece maravillosa.

También significa un importante aumento del comercio. Si al menos la mitad de los 2.200 presos que habría en ese centro penitenciario recibe visitas cada ocho días, “vamos a tener 1.100 personas visitando Yarumal el sábado, el domingo, el Día de la Madre...”, dijo Areiza.

Eso lo entiende Luis Carlos Correa, un comerciante que desde hace nueve años sentó raíces en Yarumal y abrió ‘Huevos Condorito’ una tienda de abarrotes frente al palacio municipal.

Correa es consciente, sin embargo, de que hay personas en desacuerdo con el proyecto. “Dicen que es que van a traer más delincuentes, pero en todas parte el país tiene muchos problemas sociales. Además, yo creo que toda persona debe tener la oportunidad de resocializarse”, concluyó.

Por otro lado, agregó entre risas, “¡qué mejor castigo para esos muchachos, que de pronto no les gusta trabajar, que traerlos aquí y ponerlos a trabajar! Si en más partes del país hicieran eso, muchos se arrepentirían de hacer cosas malas”.

Contrario a su opinión pero siguiendo, tal vez sin querer, la herencia comercial de Yarumal, se expresa Elvia Pérez, una mujer de cabello blanco y ojos claros con una presencia de abuela tierna que hace sonar suaves hasta sus regaños, quien a las 3 de la tarde entraba a misa con su amiga Laura Zuluaga.

En lugar de emplear esas instalaciones para una cárcel, deberían usarlas para hacer una fábrica para toda la gente desempleada que hay acá

-Laura: Muy bueno que la saquen del pueblo y que la amplíen más. Ese terreno se está perdiendo allá y cayéndose.

-Elvia: ¡No, no, pues cómo!, yo no estoy de acuerdo... cada uno tiene su opinión.

-Laura: ¿Pero por qué?, ¿te parece muy bueno eso aquí todo estrecho?

-Elvia: En lugar de emplear esas instalaciones para una cárcel, deberían usarlas para hacer una fábrica para toda la gente desempleada que hay acá; y en donde está la cárcel, que compren toda la manzana y la arreglen bien.

Más abajo, en la plaza principal, Virgilio Peláez y Joaquín Torres conversan sobre lo mismo. Son yarumaleños del campo, con sombreros y bastones luego de cultivar maíz, café y fríjol durante casi toda su vida.

“Si estuviera funcionando el Seminario sería un disparate, pero eso se va a perder allá”, dijo Joaquín, a quien además le parece una gran idea que los presidiarios cultiven su comida, “¡antes estamos es esperando nosotros también cuando la abran para irnos a trabajar allá!”, concluyeron entre risas.

MARÍA ISABEL ORTIZ FONNEGRA
Redactora de EL TIEMPO
En Twitter: @M_I_O_F

MEDELLÍN

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA