Los caminos futuros del Petronio Álvarez

Los caminos futuros del Petronio Álvarez

Más allá de la espectacularidad, el Festival no debe olvidarse de lo que pasa en los pueblos.

fg

Más allá de la espectacularidad, el Festival no debe olvidarse de lo que pasa en los pueblos.

Foto:

Santiago Saldarriaga

16 de agosto 2016 , 10:30 a.m.

 Un Festival donde se escucha una música que no suena en la radio, pero que cada uno de los cinco días y noches espera congregar a unas 80.000 personas.

Comenzó en Los Cristales, con capacidad para 15.0000 personas y donde era ya muy difícil entrar. Una tutela de la comunidad lo alejó de ese sitio. De ahí los músicos se fueron para la Plaza de Toros de Cañaveralejo, pasó después al estadio Pascual Guerrero, con capacidad para 45.000 personas, de ahí a la Canchas Panamericanas y esta vez llegó a la Unidad Deportiva Alberto Galindo.

Este año se estima que lo disfruten unas 500.000 en ocho días. El año pasado llegaron cerca de 350.000.
La exministra de Cultura Paula Moreno, en cuya cartera la marimba y la música del Pacífico se elevaron a Patrimonio Inmaterial de la Humanidad; Jorge Iván Ospina, senador y exalcalde de Cali, en cuya administración el Festival ganó visibilidad nacional; Argemiro Cortés, exsecretario de Cultura en la alcaldía de Ospina; Cleodomira Luna, bonaverense vinculada a la organización del evento y Carolina Campo, al frente del ‘Petronito’ para que esta música del Pacífico no muera, reflexionaron sobre lo que ha sido el Petronio y sobre los retos.

Para la exministra Moreno es importante que las escuelas de música como el caso de La Tola y El Charco, en Nariño, no se debiliten como pasa en la actualidad; debe continuar la capacitación de los maestros y debe generarse una innovación en lo musical.

“Debe haber condiciones en los territorios, no puede ser que no tengan instrumentos y que las alcaldías no los apoyen. Casi que no declaran a la marimba patrimonio porque no es un instrumento exclusivo de Colombia, nuestro argumento fue la movilización que genera, pero si no se nutre esa movilización, sino se nutren esas expresiones, el Festival corre riesgo”, dijo la exministra de Cultura.

Para ella, el desafío no es solo en los territorios, sino en Cali. Planteó generar el circuito local de la marimba para que una vez se silencie el Festival, el Petronio siga vivo todo el año.
Para Ocampo, en ese circuito también habría que incluir el violín caucano.

“En la inauguración del Festival se estima que el 10 por ciento del público era extranjero. Esto es una fiesta de la ancestralidad, hay que aprovechar esa internacionalización con la diáspora africana”, dijo Moreno.

Para Ospina, una de las preocupaciones es la espectacularización del Festival y que no se genere esa oportunidad para crear una masa crítica frente a lo que sucede en los territorios del Pacífico. “No es solo una puesta en escena, no es solo lo rítmico, es un espacio para deliberar con y sobre nuestros pueblos. Debe haber una apuesta de desarrollo integral atrás de todo esto”, señaló.

Otro dilema es resolver el interrogante sobre el proceso evolutivo de esta música, cómo hacerlo sin que pierda su esencia e impacte nuevas generaciones.

El Festival es un instrumento que se ha utilizado para visibilizar la cultura de los pueblos afro del país. También representa la lucha frente a la homogenización de la gastronomía, en el Petronio se preserva y se protege la historia gastronómica de estas comunidades; es la resistencia frente a los licores ‘que agotan nuestra ancestralidad’, según Ospina. Ahí solo consumen bebidas tradicionales.

La comercialización del Petronio también inquieta.
“No me importa que llegue un McDonald’s, si vende piangua y camarón, si hay una acción por preservar lo nuestro”, dejó planteado Ospina.

La otra preocupación es que el Festival debe seguir como opción de integración de los pueblos.
“Soy optimista, la gente se ha apropiado del Petronio”, señaló Cortés,

Para Ocampo hay avances. Se creó un modelo de gestión para que no sea cambiante. Cada año, el Festival tiene su propio concepto. El del 2016 es ‘20 años de memoria viva’.

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA