Corte Suprema dirime en obras por discapacidad en tres casas de Cali

Corte Suprema dirime en obras por discapacidad en tres casas de Cali

Minvivienda impugnó sentencia de Tribunal que ordenó trabajos. 

Arsene Pinillo está completamente ciega y debe hacer peripecias por la escalera sin baranda en su casa de Llano Verde.

Arsene Pinillo está completamente ciega y debe hacer peripecias por la escalera sin baranda en su casa de Llano Verde.

Foto:

Juan Pablo Rueda. EL TIEMPO

25 de enero 2018 , 08:10 a.m.

La impugnación de la sentencia en el Tribunal Superior de Cali, que les ordenó a la alcaldía de la ciudad y al Gobierno Nacional la construcción de obras para tres moradores con discapacidad en igual número de viviendas de Llano Verde, llegó a la Corte Suprema de Justicia.

 La Corte decidió revocar parcialmente la decisión que vinculaba en primera instancia al ministerio de Vivienda en cuanto a la responsabilidad de hacer esas obras. Sin embargo, no se refirió a la responsabilidad ordenada por el Tribunal a la alcaldía de Cali, al Fondo Nacional de Vivienda (Fonvivienda), ni a la constructora o a la caja de compensación, dejando en firme el primer fallo, el del Tribunal, de hacer las obras por parte de estos últimos estamentos.

La revocatoria parcial de la Corte está dirigida solo al mismo Ministerio porque esta cartera fue la única que impugnó o estuvo en desacuerdo con la sentencia del Tribunal de Calil. Así lo explicó el docente Jorge Andrés Illera, quien dirige a los abogados que asesoraron a las tres familias de Llano Verde y que pertenecen al Grupo de Acciones Públicas (Gapi) de la Universidad Icesi.

La revocatoria parcial de la Corte está dirigida solo al mismo Ministerio porque esta cartera fue la única que estuvo en desacuerdo con la sentencia del Tribunal

El caso se refiere a la tutela interpuesta el año pasado por Arsene Pinillo, quien quedó ciega por la explosión de un artefacto por un grupo armado ilegal en el 2007, cuando vivía en El Charco (Nariño). La casa que esta mujer, de 39 años, recibió en 2014, de la alcaldía de Cali como persona en situación de desplazamiento, junto con su esposo, Wílmar Micolta,y sus dos hijos, no tiene barandas para alcanzar el segundo piso donde está el baño. Es por eso que en algunas ocasiones se ha caído. La vivienda en Llano Verde, un humilde sector del Distrito de Aguablanca, en el oriente, fue otorgada por el Gobierno Nacional, a través del ministerio de Vivienda y el Fondo Nacional de Vivienda (Fonvivienda), con participación de la secretaría de Vivienda de la capital vallecaucana.

Además, el piso del baño no cuenta con baldosa o antideslizante que prevenga nuevos accidentes, como también le ha ocurrido en su condición. Su casa es la número 8 en la manzana Q13. “No han hecho nada y he tocado puertas para que la casa sea terminada, pero sigue igual”, dice Wílmar al referirse a que es incierta la solución para romper estas barreras en la casa que le otorgó el Estado, el 28 de mayo de 2014.

En esta querella figura Luis Alberto González, de 57 años y quien padece artrosis degenerativa u osteoartritis, enfermedad que afecta las articulaciones. Pero además tiene tres hernias de disco que poco a poco le han quitado movilidad. Su hija, Íngrid González, quien es vendedora de tinto, también tiene el problema del baño en el segundo piso, por lo que en el primero ha tenido que adecuar para su padre una especie de letrina en esta casa, la 29 de la manzana 6 de Llano Verde.

El fallo del Tribunal obliga a que se “provean los recursos para adecuar la vivienda del núcleo familiar del señor Luis Alberto González, de acuerdo con la discapacidad que presenta en lo relacionado con el servicio del baño en el primer piso, y acceso y pisos de la vivienda”.

Además de ellos, María Elizabeth Mosquera sufre por su hija, quien tiene parálisis cerebral y síndrome convulsivo. También se queja de que el baño está en el segundo piso. 

¿Qué responden Minvivienda y la alcaldía de Cali?

El ministerio de Vivienda respondió que no es la entidad competente para resolver estas barreras físicas. Fonvivienda explicó que ni el señor González o la madre de la pequeña con parálisis nunca se han postulado para alguna convocatoria con esta entidad. En cuanto a la señora Arsene Pinillo, sí son beneficiarios en Llano Verde, pero no manifiesta si hará o no las obras que el Tribunal ordenó.

La secretaría de Vivienda de Cali respondió que “el programa de urbanización casas de Llano Verde fue un proyecto netamente privado, ejecutado por la constructora en un terreno de su propiedad, liderado por el Gobierno Nacional”. Estos estamentos también informaron que la discapacidad no habría sido notificada.

CALI

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.