Barranquilla vuelve a mirar al río Magdalena

Barranquilla vuelve a mirar al río Magdalena

Se inauguró el Gran Malecón, cuenta con amplias zonas verdes, senderos peatonales, entre otros.

Gran Malecón en Barranquilla

Las obras para construir el Gran Malecón sector Puerta de Oro tuvieron un costo de 22.000 millones de pesos.

Foto:

Vanexa Romero / EL TIEMPO

20 de agosto 2017 , 02:46 a.m.

Sorprendida, gratamente sorprendida, se mostró Miriam de Santa Coloma tras caminar el puente que del Centro de Eventos y Convenciones Puerta de Oro comunica con el recién inaugurado Gran Malecón, en ese sector de la Vía 40.

La barranquillera tenía más de tres años de no pisar suelo atlanticense, luego de haber enviudado, un paso que había preferido no dar en su proceso de duelo; pero, ahora que decidió volver a la ciudad, la nostalgia y la tristeza se cambiaron por alegría al encontrarse con la obra que le permite disfrutar, como nunca, de la vista que ofrece el río Magdalena.

No tenía ni idea de que el pasado 18 de julio fueron habilitados, para el uso de propios y extraños, unos 270 metros en dos niveles de malecón turístico frente al río Magdalena, justo en el margen izquierdo de esa gran arteria fluvial.

Admite que fue muy acertado haber decidido visitar el malecón, pese a que un familiar que la alberga en la ciudad, por desconocimiento, la había persuadido de no hacerlo, todavía con el estigma de la inseguridad en la zona.

“Esto es una maravilla. No importa el calor con tal de disfrutar de este hermoso espacio. ¿Quién hizo esto tan bello?”, se preguntó con orgullo la mujer mirando de frente al río antes de acercarse a la placa que le enseñó el nombre del alcalde Barranquilla en la actualidad.

Era una mañana de un martes normal, bajo una temperatura canicular que no fue obstáculo para que más personas fueran llegando con la intención de ver con sus propios ojos la obra de la que todos en la ciudad hablan. Muchos llegan como incrédulos y al llegar se topan con algo que no imaginaron, que los lleva a despuntar su celular para subir una foto en sus redes sociales.

“La mayoría de personas llega después de 4 de la tarde para aprovechar que el sol ha bajado, pero en realidad está viniendo gente a todas horas del día”, anotó Samuel Ariza, uno de los vigilantes que presta seguridad al recinto ferial y al malecón.

Pero el deleite de los por lo menos 20.000 metros cuadrados de espacio público a cielo abierto que ahora tiene la ciudad con esta obra se nota mucho más los fines de semana, cuando la afluencia de asistentes se compara con caminos de hormigas que quieren formar parte de un furor que promete mantenerse.

Marcela Granados explicó que cualquier mañana o tarde es ideal para reunirse en el Gran Malecón con sus amigas para hacer un rato de zumba, ejercicio y danza al aire libre con las canciones del momento.

La joven, amante de las actividades deportivas, plateó al distrito la posibilidad de hacer en ese lugar una presentación masiva de zumba, con esa marca de prestigio mundial, como invitada a la ciudad.

“Se abren un sinnúmero de alternativas para hacer en esta majestuosa obra”, destacó Granados.

De otro lado, los niños son los más felices de ver de cerca las distintas embarcaciones que pasan cerca del malecón.

Con un poco más de vida: bares, restaurantes, heladerías, música en vivo, será un sitio que todos querrán visitar, como ocurre con otros similares en capitales importantes del mundo

“Es que esto, con un poco más de vida: no sé, bares, restaurantes, heladerías, música en vivo, será un sitio que todos querrán visitar, como ocurre con otros similares en capitales importantes del mundo”, destacó Francisco Loyola, padre de familia.

Y es que el Gran Malecón, capítulo Puerta de Oro, que es una realidad gracias a una inversión de unos 22.000 millones de pesos, cuenta con amplias zonas verdes, arborización, jardineras, senderos peatonales, bancas, iluminación y vías para circulación de bicicletas, entre otros elementos arquitectónicos, urbanísticos y de mobiliario urbano.

Según proyección de la alcaldía, se trata de una obra que beneficiará a por lo menos 1’250.000 personas.

El alcalde Alejandro Char ha insistido en que la obra marca un rompimiento de las décadas que Barranquilla tardó con un bloqueo desde las Flores, sin tener derecho a ver hacia el río: su razón natural.

Parte de un proyecto de 4 etapas

El tramo abierto al público en Barranquilla es parte de un circuito que conectará en un principio la Vía 40 con el Gran Malecón a la altura de la calle 79, y, a su vez, este con el Puerta de Oro.

La segunda unidad, cuyas obras deberán estar listas en el transcurso de 2018, se extenderá entre las calles 79 y la 72, sobre el borde de orilla del río.

Pero, el Distrito proyecta además las unidades 3 y 4 que completan el proyecto de construcción de la Avenida del Río.

Según la alcaldía, el 99 por ciento de visitantes que ha tenido el Gran Malecón señalaron estar satisfechos con las instalaciones y un 97 por ciento, haber sentido felicidad durante la experiencia.

La obra fue ejecutada por el consorcio Unión Temporal Cupo, conformado por Mavig S. A., Unión Global S. A., y AE Ingenieros Civiles S. A. S., y para la culminación se tardó un año y medio.

ANDRÉS ARTUZ FERNÁNDEZ
Redactor de EL TIEMPO
Barranquilla

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA