El puente Pumarejo solo estará listo en marzo del 2019

El puente Pumarejo solo estará listo en marzo del 2019

Varias circunstancias se han sumado, y es probable que el contrato sea prorrogado.

Pumarejo

Si el contratista trae los equipos que se necesitan, el Gobierno estaría dispuesto a prorrogar, pero no habrá un peso más, dijo Invías.

Foto:

Guillermo González/EL TIEMPO

16 de enero 2018 , 04:23 p.m.

Son muchas las circunstancias que se han cruzado en el camino, y ahora todo indica que la inauguración del Puente Pumarejo le va a corresponder al sucesor de Juan Manuel Santos, y no a él.

En efecto, a cinco meses de cumplirse el plazo inicial de entrega (mayo de 2018), las obras del nuevo puente apenas superan el 50 por ciento de avance.

Según parece, no ha sido fácil trabajar en medio del caudal del río, y eso le ha sumado complejidad a una obra que si bien ya tiene sus pilotes instalados, lo mismo que las cimentaciones, los fustes y los cabeceros, las dificultades ahora están por cuenta de la instalación del tablero y las curvas con el carro autocimbra: se deben instalar 17 vigas entre pilotes, pero apenas van dos, y ambas se han demorado hasta 10 días más de lo previsto (la idea era que esa operación tomara 26 días máximo por viga).

El contratista dice que avanza en la culminación de los dos pilonos o pilas principales, donde va el atirantado, que tienen un porcentaje de 22,5 por ciento y 24,4 por ciento.

Sacyr, la firma internacional con mayor participación en el consorcio constructor, reconoció que existen retrasos derivados de las dificultades, pero también incidió el avance del cronograma de adquisiciones prediales necesarias para la ejecución de la obra.

Cómo es posible que faltando casi un 10 por ciento del tiempo contratado y estipulado, nos demos cuenta de que va por la mitad

Sobre este particular, el Instituto Nacional de Vías (Invías), contratante de la obra, consideró que quizás algo de eso hubo al comienzo (incluyendo las licencias ambientales y algunas autorizaciones gubernamentales), pero que eso lo máximo que atrasó el cronograma fue tres meses.

Al ser interrogado sobre el tema, el director de Invías, Carlos Alberto García Montes, dijo que lo otro es que la facturación no da. Los recursos que están disponibles en el contrato llevarían a que se facturara mensualmente alrededor de 60 mil millones y eso es prácticamente imposible cuando hoy está en el orden de los 10 mil millones.

Sacyr precisó que hay 1.100 personas, entre directos e indirectos, trabajando 24 horas del día para solucionar cada uno de los retos técnicos del proyecto, pero es claro que se necesita un segundo juego de carros voladizos y otra torregrúa.

En este aspecto, hay una diferencia que se está dirimiendo sobre la necesidad de hacer adiciones al contrato, aunque no hay disposición en el Gobierno para tal cosa.

“Nosotros pagamos por la construcción de un puente y por cantidad de ejecución, no por elementos o maquinaria que se requiera”, dijo el director de Invías.

La posible prórroga se examinará ahora en marzo, cuando se analice el cumplimiento de los compromisos adquiridos, es decir, de traer los equipos que se necesitan. “Hasta ahora lo está haciendo”, agregó Giraldo.

El director ejecutivo de la Cámara Colombia de Infraestructura Norte (CCI), Carlos Rosado Zúñiga, precisó que el avance de la obra es del 51,20 por ciento, lo que significa una inversión ejecutada cercana a los 280.000 millones de los 615.000 millones que vale el contrato.

El atraso es del 26 por ciento, el más alto desde que empezaron los trabajos.

“Construir sobre el río Magdalena un puente de más de un kilómetro de longitud tiene, desde el punto de vista técnico, muchas complejidades”, manifestó, y dijo que la traída de los nuevos equipos permitirán terminar más rápido.

“Todo esto le va a dar mayor velocidad a la ejecución de la obra y se puede avanzar en el tablero, que es la parte más atrasada”, sostuvo.

En el sector gremial no ha caído bien este anuncio de retrasos y nuevas fechas de entrega.

El presidente del comité Intergremial del Atlántico, Ricardo Plata, aseguró que ve con preocupación este tipo de anuncios.

“Se trata de una obra que se había pactado para 36 meses; y a cuatro meses de que la fecha en que debía ser entregada se cumpla, el avance no es el que debería. Cómo es posible que faltando casi un 10 por ciento del tiempo contratado y estipulado, nos demos cuenta de que va por la mitad”, dijo.

Javier Franco Altamar 
Redactor de ADN 
Barranquilla. 

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.