Las siete apuestas ciudadanas para TransMilenio por la 7.ª

Las siete apuestas ciudadanas para TransMilenio por la 7.ª

El Distrito evaluará las propuestas para que sean tenidas en cuenta en los diseños de este proyecto.

TransMilenio por la Séptima

Entre marzo y abril se realizaron cinco talleres ciudadanos, organizados por la alianza Construyendo Nuestra Séptima, que hablaron sobre TransMilenio por este avenida.

Foto:

Mauricio León / EL TIEMPO

25 de abril 2017 , 07:45 a.m.

Estaciones verdes –con materiales como guadua–, buses amigables con el ambiente, conexión con el centro histórico de Usaquén, ampliación de andenes, construcción de un metrocable no turístico en la 183 y disposición de baños públicos. Estas son algunas de las sugerencias que hacen parte de siete apuestas ciudadanas para la construcción de la troncal de TransMilenio por la 7.ª, que se hicieron públicas en el Hotel Hilton.

Tales apuestas son el resultado de cinco talleres, organizados por la alianza Construyendo Nuestra Séptima, que se desarrollaron entre marzo y abril, en los que alrededor de 200 personas entre vecinos, administradores de conjuntos residenciales, académicos y empresarios dieron a conocer sus aportes y preocupaciones con la llegada de este proyecto, en torno a temas como: movilidad, espacio público, urbanismo y medioambiente.

Son  iniciativas que encierran las necesidades generales de quienes viven y transitan por la 7.ª

Y es que, luego de que se conociera el proyecto de TransMilenio por la carrera 7.ª, con el cual unos 21.500 pasajeros por hora se verán beneficiados y cuya inversión, en solo diseños, es de 10.230 millones de pesos, se creó la alianza Construyendo Nuestra Séptima, compuesta por Bogotá Cómo Vamos, la Pontificia Universidad Javeriana, la Cámara de Comercio de Bogotá, la Universidad El Bosque, Corposéptima y la Veeduría Distrital, con el objetivo de escuchar a los ciudadanos.


“El objetivo fue fijarse en 20 iniciativas ciudadanas, clasificadas, que encierran las necesidades generales de quienes viven y transitan por la 7.ª, para luego entregárselas al Distrito”, afirmó Ómar Oróstegui, director de Bogotá Cómo Vamos, quien resaltó que, además, se realizó una mesa técnica con expertos en temas de movilidad, ambiente, espacio público y urbanismo para complementar cada propuesta.

Así las cosas, EL TIEMPO les da a conocer cuáles son las siete apuestas que se entregarán al Distrito y que la alianza Construyendo Nuestra Séptima discutió hoy con algunos de los vecinos asistentes a los talleres.

1. Tener en cuenta la memoria histórica de la carrera 7.ª

En este ítem sobresale el hecho de nombrar a las estaciones de TransMilenio con base en el significado histórico y cultural que tiene el tramo para los habitantes del sector, además de articular el diseño de la estación con el centro histórico de Usaquén y con monumentos aledaños a la troncal.

Frente al caso de la estación de la calle 72, la recomendación es “preservar los elementos urbanos que reflejen la identidad del Centro Empresarial.

2. Establecer las estaciones como nuevos hitos urbanos

Una de las propuestas es que las estaciones se diferencien de las ya existentes en otras troncales, acordes con las características y dinámicas de los sectores. Se planteó la utilización de ladrillo y guadua para la construcción de estas.

3. Garantizar un sistema ecoamigable y sostenible

Este fue uno de los puntos de más relevancia para los asistentes a los talleres. Entre las conclusiones a las que se llegó sobresale disponer de una flota de buses con tecnologías limpias, garantizar un corredor verde integrado a la estructura ecológica principal y recuperar las quebradas e integrarlas a esta troncal, en especial a la altura de las calles 183 y 200.

La construcción de jardines verticales y la siembra de nuevos árboles para mitigar el impacto ambiental, también deben garantizarse.

4. Estructurar un corredor eficiente

Los ciudadanos dijeron que se debe formular un plan eficiente para mitigar los impactos de la movilidad durante la ejecución de la obra.

Por otra parte, sobresale la petición de un sistema de bicicarriles conectados entre sí, además de integrar un metrocable (no turístico) para garantizar el transporte en la calle 186. Mejorar los pasos peatonales y crear una estrategia de cultura ciudadana también es pertinente.

5. Promover el disfrute y el goce del espacio público

Se considera que es indispensable diseñar espacios para la comunidad como plazoletas, puntos de reunión, zonas verdes, en especial en la calle 183.

Fortalecer el mobiliario urbano para el aprovechamiento económico alrededor de las estaciones. Aspectos como mejorar los andenes, disponer de baños públicos en las estaciones concurridas y brindar acceso diferencial para toda la población son primordiales para los ciudadanos.

6. Fomentar la participación y cultura ciudadana

Los bogotanos piensan que en el proceso de ejecución de la obra debe existir un canal de comunicación con la comunidad, en cual se informe de forma clara y veraz cada una de las etapas del proyecto. Además, plantean que se invite a la ciudadanía a apropiarse, construir y cuidar los bienes comunes (embellecimiento de fachados, culatas).

7. Fortalecer la institucionalidad

La comunidad considera que, para una óptima ejecución de las obras, se debe establecer una gerencia del proyecto que organice y garantice el cumplimiento de lo planteado en este. Así mismo, los ciudadanos piensan que este proyecto se debe incluir en el POT y demás instrumentos de gestión del suelo.

Ochenta buses del SITP refuerzan 33 rutas

Ochenta nuevos buses para rutas zonales del Sistema Integrado de Transporte Público (SITP) comenzaron a operar con el fin de reforzar 22 rutas en la calle 80 y 11 en Tintal Zona Franca.

“Con el ingreso de esta nueva flota se garantizará un mejor servicio reforzando rutas críticas y se reduce el tiempo de espera de los usuarios”, explicó la gerente de TransMilenio, Alexandra Rojas, al señalar que la vinculación de estos móviles aliviará la ocupación de los buses y por ser flota nueva, se minimizarán las fallas y los varados.

Sitp

Los buses nuevos reducirán las fallas por problemas mecánicos y ayudarán a descongestionar las rutas.

Foto:

Cortesía / Alcaldía de Bogotá

De los nuevos buses, 30 tienen capacidad para 80 pasajeros cada uno, y 50 para 50 pasajeros, según informó TransMilenio.

Estos carros, del concesionario Este Es Mi Bus, cuentan con accesibilidad para el ingreso de la población en condición de discapacidad.

Además, los buses con capacidad de 50 pasajeros cuentan con espacio que permite la ubicación de los perros lazarillos o guías, para usuarios con discapacidad visual.

Tatiana Ortíz y Carlos Cuevas
EL TIEMPO ZONA

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA