Muerte de menores de edad en las vías de Bogotá no bajan

Muerte de menores de edad en las vías de Bogotá no bajan

Irresponsabilidad de los padres o cuidadores y exceso de velocidad son las principales causas.

fg

El pasado 25 de abril cuatro menores que viajaban en este taxi resultaron heridos luego de colisionar contra una ruta escolar.

Foto:

Archivo particular

29 de agosto 2016 , 08:12 a.m.

El exceso de velocidad, la imprudencia de los conductores, el irrespeto por la señales de tránsito, el descuido de los padres y cruzar sin observar son las principales causas de los accidentes en los que terminan lesionados o han perdido la vida menores de edad, siendo los más vulnerables los peatones.

En cuanto a las cifras entregadas por la Secretaría de Movilidad, estas no ceden en comparación a los primeros seis meses del 2015, en donde perdieron la vida 9 menores y en el 2016 fueron 14. Aunque son bajas en comparación al total de muertos en el primer semestre del 2015 (252) y en 2106 (289), alertan a las autoridades.

(También: Cien claves para bajar los accidentes en motocicleta en Bogotá)

“Muy preocupante que no se vea una reducción en muertes de menores de edad. Como en el pasado, la mayor dificultad está en peatones. Es muy importante reforzar acciones que se han probado efectivas en otros países: mejor diseño que proteja usuarios vulnerables y reducción de la velocidad del tráfico”, manifestó Darío Hidalgo, experto en movilidad.

Sobre este tema, el director del programa ‘Bogotá, Cómo Vamos’, Ómar Oróstegui, va más allá y señala que Bogotá no está diseñada para el futuro, es decir para los niños. “Se tiene que trabajar en los colegios un plan de seguridad vial alrededor de esto. Viajar en cicla para los pequeños debe ser muy seguro. A esto se debe sumar la pacificación en las vías y caracterizar caso por caso para saber qué responsabilidad tienen las personas que cuidan de los menores que fallecieron en las vías”, aseguró Oróstegui.

Así mismo se pronunció el coronel Germán Jaramillo, comandante de la Policía Metropolitana de Tránsito de Bogotá, quien manifestó que la gran mayoría de estos accidentes es por la irresponsabilidad de los padres o de las personas que los tienen a cargo.

Un ejemplo, según el oficial, sucedió la semana pasada cuando una menor se soltó de la mano de una señora, salió corriendo y un carro la atropelló. “Estamos manteniendo los controles sobre los vehículos y sobre quienes los manejan para que los menores que van adentro de estos carros cumplan con lo que está establecido en el Código Nacional de Tránsito para evitar que se registren accidentes. Igual pasa con los peatones”, aseguró el comandante

Henry Murrain, experto en cultura ciudadana, manifiesta que históricamente en Colombia los peatones han sido las principales víctimas en los accidentes de tránsito, en especial los niños y los ancianos. Resaltó que se debe rescatar la cultura ciudadana como pedagogía para bajar estas cifras, como se hizo en la alcaldía de Antanas Mockus.

Hidalgo agregó que el hecho de que los números de fatalidades, especialmente de menores, no cedan, indica la importancia de avanzar en las ideas de Visión Cero: responsabilidad compartida de todos los actores (desde el diseño vial hasta la atención de emergencias); implantación de infraestructura ‘perdonadora’ (consciente que cometemos errores y de los límites del cuerpo humano al impacto) y la urgente necesidad de bajar los límites de velocidad y controlar que estos se cumplan.

Es enfático en decir que “si bien los menores no representan un alto porcentaje del total de muertes y todos los fallecimientos por tráfico son inaceptables, tener niños y jóvenes como víctimas es muy preocupante”.


Casos
rtyhfgh

muerte de menores en accidentes de transito

Foto:

Uno de los casos en los que una menor de edad perdió la vida se registró en la Ciudadela El Recreo de Bosa. Sucedió exactamente hace un mes. En ese momento, según el testimonio de su padre, Wílmar Poso, la menor de 16 años salió en su bicicleta para averiguar con unas amigas sobre el examen del Icfes que debía presentar, cursaba grado 11.

“A la 1 de la tarde, ella salió de la casa en la bicicleta. Se detuvo en la vía y estaba pendiente de los carros que venían de frente para cruzar. De repente, un furgón adelantó a un carro y al ver a la niña no pudo frenar, la arrolló y le quitó la vida. Ha pasado un mes y la investigación no ha avanzado”, dijo el hombre.

Los vecinos de este sector del suroccidente manifestaron que han realizado plantones para que les pongan reductores de velocidad o un semáforo, pero aún no han atendido su solicitud.

Para la familia del pequeño Wílmar Alexánder Capera Rodríguez, de 5 años la situación es similar, después de que un hombre que manejaba una camioneta, al parecer con exceso de velocidad, lo arrolló cuando cruzaba junto con su mamá la carrera 24 Sur en la intersección con la avenida Boyacá, en El Tunal.

Julio César Forero, tío de la víctima, narró que el pequeño junto con su familia se encontraban en el parque El Tunal celebrando un cumpleaños y al terminar el festejo salieron para la casa. “Primero atropelló a mi hermana. Al intentar huir, volvió a acelerar y fue cuando se llevó por delante a mi sobrino. Lo arrastró varios metros, y si no es por nosotros, él se escapa. Al niño lo trasladé al hospital donde murió”.

El coronel Jaramillo agregó que han visto muchos casos donde personas adultas tienen a cargo varios menores y al momento de salir a la calle van con todos a la vez, como el sucedido en el barrio San Bernardo. “La abuelita soltó de la mano al niño y un motociclistas lo arrolló y murió”, aseguró el oficial.

Sobre las soluciones que plantean los expertos para bajar las cifras, están la mejora de andenes que deben ser continuos y no invadidos, cruces frecuentes con semáforo y buena señalización, a esto se suma la reducción de velocidad, especialmente en entornos escolares que debe ser de 30 kilómetros por hora.

El Forensis del Instituto Nacional de Medicina Legal señala que el total de menores muertos en incidentes de transporte en 2015 fue 461, de estos el 5 por ciento corresponde a Bogotá.

En Colombia, el 7 por ciento de las fatalidades en transporte es de menores, la mayoría (46 por ciento) por incidentes en moto o motocarro, 26 por ciento peatones y 9 por ciento en bicicleta.

JOHN CERÓN
Redactor de EL TIEMPO
En Twitter johcer@eltiempo.com

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA