El primero de enero del 2018, el más lluvioso en diez años

El primero de enero del 2018, el más lluvioso en diez años

Aguaceros de los últimos días son por un frente húmedo que viene desde el sur. Intensidad bajará.

Lluvias en Bogotá

En la capital del país se presentaron fuertes lluvias durante la tarde del 2 de enero.

Foto:

Mauricio León / EL TIEMPO

02 de enero 2018 , 07:23 p.m.

El 2018 arrancó de forma atípica, por lo menos en lo que al clima se refiere. Atrás quedaron los días soleados habituales durante estas fechas, y el protagonismo se lo robaron las jornadas nubladas y pasadas por lluvias en la mayor parte del país.

Bogotá no solo soportó aguaceros el 31 de diciembre, el 1.° de enero y este martes, sino que el domingo, en el noroccidente, en la zona de Niza, un microtornado dejó sin techo cinco viviendas.

En un tuit, el Ideam confirmó, este martes, las sospechas de muchos colombianos que a través de las redes sociales manifestaron asombro y pesar por tener que soportar las fiestas en medio de las lluvias: el del 2018 es el arranque de año más lluvioso en la última década. “Sí hemos tenido una temporada de vacaciones de fin y comienzo de año atípica”, aseguró Christian Euscátegui, jefe de Pronósticos y Alertas del Ideam.

“Normalmente, el final de diciembre y una buena parte de enero tienden a ser mucho más secos, aunque hay zonas del país en las que, normalmente, sí llueve por estos días, como los departamentos de Valle, Cauca y Nariño. Lo que estamos viendo es que este año ha habido más humedad y precipitaciones en lugares donde no se acostumbraba en los últimos diez años”, dijo el experto.

Agregó que si bien el comienzo del año no es totalmente seco, sino que, generalmente, los días secos se alternan con los lluviosos, son más los primeros. “Este es un patrón que se rompió a partir de la última semana de diciembre, con el aumento de la humedad y de las lluvias. Sin embargo, a mediados del mes pasado hubo algunos días secos que sí estaban previstos, y ahora estamos otra vez en un periodo de lluvias, que se debe, principalmente, a una actividad convectiva de vientos húmedos que vienen desde el hemisferio sur, que también ha afectado a países como Perú, Bolivia y Brasil”.

Lo que estamos viendo es que este año ha habido más humedad y precipitaciones en lugares donde no se acostumbraba en los últimos diez años

Se espera que las lluvias continúen, especialmente en el occidente y en el suroccidente del país, pero que empiecen a disminuir en el altiplano cundiboyacense, en Tolima y en Santander.

Los aguaceros continuarán en Valle, Cauca, Nariño, el sur de Antioquia y Chocó, pero disminuirán en el piedemonte llanero, en Villavicencio, donde ha venido lloviendo por el ingreso de humedad de la Orinoquia y la Amazonia.

En la capital, las lluvias de los últimos días también son producto del ingreso de vientos húmedos desde el sur, lo cual se ha manifestado en días más nublados.
Euscátegui señala que dichas nubes no solo se han dado de forma horizontal, sino también vertical, ocasionando fenómenos como el microtornado que tuvo lugar el domingo.

“Cuando la temperatura aumenta un poco durante el día se forman nubes de desarrollo vertical, que van desde altitudes significativas hasta zonas cercanas a la superficie. Cuando hay un cambio de temperatura en zonas muy contiguas a las nubes de desarrollo de vertical se da una diferencia de presiones que propicia estas corrientes de aire circulatorias, como la del microtornado en Bogotá”, precisó el experto. Este tipo de fenómenos ocurre de manera aislada, por lo que es muy difícil predecir si se repetirán en la capital o en otras ciudades.

Finalmente, Euscátegui aseguró que los pronósticos indican que a partir de este miércoles, y paulatinamente a medida que avanza la semana, las lluvias irán disminuyendo en el centro del país.

A partir del viernes y del fin de semana se presentarán lloviznas ligeras y localizadas en esta zona de Colombia.

Cierres viales en Cundinamarca

El 2 de enero, en las horas de la mañana, se presentó un derrumbe de materiales sobre el kilómetro 47 de la vía Bogotá-Girardot, lo que ocasionó el cierre total de la carretera. Según las autoridades, se adelantaron actividades para la remoción de material y se activó el contraflujo desde el Alto de Canecas hasta El Boquerón.

Deslizamiento vía Bogotá-Girardot

Deslizamiento de materiales sobre el kilómetro 47 de la vía Bogotá-Girardot.

Foto:

Policía de Tránsito y Transporte

En el municipio de la Mesa, por seguridad, debido a la inestabilidad en el terreno, se mantiene abierto un solo carril de la vía.

“Si sigue lloviendo así, van a seguir cayendo rocas y no podemos correr el riesgo de habilitar completamente las vías afectadas sin que esté bien”, informó Diego Rozo, subintendente de la dirección de Tránsito y Transporte de la Policía Nacional.

VIDA DE HOY y REDACCIÓN BOGOTÁ 
En Twitter: @BogotaET

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.