Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

ASÍ SE PRESENTA UNA HOJA DE VIDA

El primer paso para conseguir empleo es presentar la hoja de vida. En ella las personas consignan logros académicos, laborales y experiencia obtenida para mostrar al empresario que se es la persona indicada para ocupar un cargo determinado.

El currículo es la primera impresión que un jefe o analista de selección tiene del aspirante. En ella se refleja el pasado laboral y las aspiraciones que tiene el candidato.

La hoja de vida es una herramienta que sirve para consignar información de carácter personal, educativo, ocupacional y sociofamiliar de la persona que busca empleo.

Algunas psicólogas consultadas opinan que antes de hacer una hoja de vida es importante reflexionar sobre el propósito del documento.

De esta manera es necesario que la persona piense bien a qué empresa va a dirigir la hoja de vida y así incluya en ella los datos necesarios para facilitar el proceso de selección.

Jaqueline Pérez, profesional que trabaja en el departamento de Selección de una empresa, considera que la información que se incluye en estos documentos y la forma como sea analizada por parte de la empresa que realiza el proceso depende de la cultura organizacional de cada compañía.

Aunque no existen fórmulas mágicas, lo imprescindible es que la persona consigne en ella los datos que considere más importantes para obtener los objetivos que se ha planteado , afirma Pérez.

Existen diferentes modelos de presentación de las hojas de vida. Desde las diseñadas por empresas especializadas hasta las que se presentan en máquina o computador.

Los diseños son variados, pero se recomienda ser lo más sencillo posible. Y mantener antes que todo pulcritud en la presentación.

Errores graves Las fallas más frecuentes cuando se presenta una hoja de vida son: inadecuada escogencia del formato, mal diligenciamiento y mala presentación. Para no caer en ellos tenga en cuenta lo siguiente: La identificación de intereses ocupacionales sirve para ayudar a seleccionar el puesto de trabajo que más se adecue a las capacidades de la persona que busca empleo.

Realice una exploración personal. Tenga en claro lo que quiere, identifique sus intereses y gustos, defina lo que puede conseguir y establezca las oportunidades que tiene a su alcance.

A todo esto súmele el hecho de tener claro cuáles son sus habilidades y la experiencia que pueda presentar para el cargo al que aspira.

Para algunos cargos de cierto perfil (ejecutivos) se recomienda adjuntar a la hoja de vida una carta en la que se presente de manera general y sin entrar en detalle una breve reseña del por qué se considera la persona indicada para ocupar la vacante.

Si va a incluir los datos de los estudios de especialización o seminarios que haya hecho, sea conciso. Escriba el nombre, el lugar y la fecha de realización. Y si son muchos destaque sólo aquellos que considere más importantes y que tengan una mayor relación con el desempeño del cargo al que aspira.

A algunos psicólogos les molesta encontrar hojas de vida demasiado extensas. Lo más aconsejable en este aspecto es que en lo posible ésta no pase de las 4 hojas.

Para no olvidar Es importante que a la hora de presentar una hoja de vida tenga en cuenta los siguientes aspectos: - Reunir información de orden personal y laboral del aspirante a un cargo.

- Presentar al empleador una información que pueda ser comparada con la de otros candidatos.

- Verificar y confrontar la concordancia entre el perfil ocupacional requerido para el puesto de trabajo y el ofrecido por el aspirante mismo.

- Posibilitar el acceso a la entrevista.

- Al presentar una hoja de vida es como si le contara al empresario quién es usted y por qué es importante que sea contratado para esa empresa. Entonces, no presente fotocopias de la hoja de vida. Ni siquiera en el caso de enviarlas a un anunciador.

- Tampoco presente hojas de vida con fotografías antiguas; ponga una foto reciente, ojalá de frente en tamaño cédula. Jamás envíe hojas de vida sin fotografía.

Al respecto las personas consultadas opinan que la foto ayuda en el proceso de selección porque este tipo de documentos tiene un proceso bastante largo y pasan por varias manos. Con la fotografía se hace más fácil la recordación del aspirante.

- Fírmela. Es su sello de presentación. El punto final decoroso que un empleador desearía encontrar en ella.

- Al momento de hacerla organícela en forma cronológica y al terminarla revísela bien detalladamente. En lo posible pida asesoría de otra persona o haga un borrador en el que pueda tachar o enmendar errores. Nunca presente una hoja de vida con tachones o arrugas.

- Si la elabora en computador o a máquina eléctrica recuerde hacer cada área separada por bloque (identificación o datos personales, estudios, experiencia laboral y referencias laborales consideradas más importantes que las familiares).

- Los errores gramaticales o de ortografía descalifican a cualquier persona que pretenda un empleo.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
25 de julio de 1999
Autor
NULLVALUE

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad