Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

IVA TRASQUILARÁ A LAS PELUQUERÍAS

Para las empresas proveedoras, a la Dian le más costoso el recaudo que los ingresos

La posible aplicación del Impuesto al Valor Agregado, IVA, al corte de cabello tiene con los pelos de punta a los peluqueros del país.

Esta iniciativa, contenida en el paquete tributario que estudia en estos momentos el congreso, está a punto de ser aprobada y según los peluqueros, pondría a este sector a las puertas de una probable crisis.

Los principales afectados serían los salones de belleza formales, pues serían objeto de control permanente, mientras que en el caso de aquellos que desarrollan una labor más informal resultaría sumamente dispendioso.

Esto les restaría competitividad y la consecuencia inmediata sería el recorte de nómina, mandando a la calle a un número indeterminado de personas que no cuentan con un nivel elevado de capacitación y para quienes en un momento dado podría resultar muy difícil reubicarse.

Y mientras los funcionarios de la Dian afirman que es un servicio que no tiene razón de estar exento, para los peluqueros este impuesto resultaría gravoso.

Para los defensores de la exención, entre ellos las casas productoras de insumos para esta actividad, resulta exótico que se establezca este impuesto en un sector con un componente altamente informal y sobre un servicio considerado básico y que hace parte de la canasta familiar.

El gerente de Wella en Colombia, Lutz Goyer, afirma que el gobierno está a punto de cometer un gran error con este impuesto pues esto podría generar un impacto negativo muy grande, especialmente en materia de empleo, para un sector que no tiene un alto nivel de capacitación académica .

Según explicó, para realizar un efectivo control sobre el pago del IVA el gobierno tendría que hacer un gran despliegue de funcionarios, por la gran atomización e informalidad de esta actividad.

Esto equivale a que el tiro le podría salir por la culata porque resultaría más costoso el control a la evasión que el ingreso mismo que se espera recoger , afirmó Goyer.

Alta informalidad De acuerdo con las cifras que llevan los proveedores de este sector, en las 12 principales capitales del país operan alrededor de 32.000 peluquerías.

De este total, sólo unas 2.400 están formalmente establecidas, es decir que llevan sus libros de contabilidad y cuentan con la estructura básica de operación administrativa.

Las demás desarrollan su actividad en pequeños salones de belleza, garajes, casas de familia e incluso a domicilio.

Por lo general, esta labor la desarrollan personas con escaso nivel educativo, que encuentran en esta a una actividad lucrativa que depende básicamente de su capacidad manual y su ingenio.

Se estima que esta actividad genera alrededor de 128.000 empleos en el país y la capacitación se realiza a través de pequeñas academias, en los propios salones de belleza, en el Sena o en los centros diseñados por los proveedores para mantener cursos de actualización.

Anualmente unas 10.000 personas se gradúan en cerca de 150 academias que operan en el país.

Aunque algunas de estas personas son absorbidas por el mercado, otras deciden independizarse y prestar estos servicios a domicilio o en pequeños garajes.

En el caso de las amas de casa, el propósito es obtener un ingreso adicional, pero en otros como el los de los hombres, mujeres y homosexuales que desarrollan esta labor como actividad principal, se trata de obtener el ingreso necesario para mantenerse.

En promedio, cada salón de belleza genera alrededor de cuatro empleos, aunque algunos formalmente establecidos se han convertido en verdaderas empresas de belleza.

La facturación que genera este sector se ha calculado en 125.000 millones de pesos al año, y de esta un 30 por ciento corresponde a la cosmética capilar, es decir cerca de 40.750 millones de pesos.

Un servicio necesario Si bien los peluqueros no cuentan con un gremio que los represente, la vocería de este tema la han tomado en este momento las empresas que fabrican productos para el sector.

Estas empresas, a instancias de la Cámara de Cosméticos de la Andi, han comenzado un proceso de lobby en el Congreso con el fin de lograr que se mantenga este servicio dentro de la categoría de exentos.

Para las casas de belleza, uno de los argumentos esenciales es que este es un servicio absolutamente necesario, pudiéndose asimilar con cualquier producto de la canasta familiar.

Así mismo, afirman en su exposición de motivos que el recaudo que generará el servicio de corte de cabello es mínimo frente a los ingresos que podrán obtenerse de otros sectores.

Uno de los principales temores de las casas de belleza tiene que ver con el posible desempleo que se podría generar al perder competitividad el peluquero grande y organizado, frente a quien desarrolla su labor a domicilio o en un pequeño salón.

Esto generaría un alto nivel de evasión en una actividad que hasta el momento se ha desarrollado en el país de manera prácticamente artesanal.

Peor el remedio? Hasta el momento, el corte de cabello hace parte de los servicios exentos de pago del Impuesto al Valor Agregado.

Para el gobierno, no es clara la razón por la que este tipo de servicio está excluido, pues no afecta a ningún sector productivo, no tiene un peso muy grande dentro de la canasta familiar y no tiene por qué gozar de este privilegio.

Aunque la Dian reconoce que tendrá un efecto sobre la canasta, se estima que este no será de grandes proporciones.

Lo cierto es que hasta el momento no hay claridad sobre cómo se realizará el recaudo, pues la mayoría de las peluquerías no cuentan con un sistema de contabilidad organizado.

Tampoco se ha establecido el monto de los recursos que generará este impuesto, o si el cobro del IVA se hará extensivo a todos los servicios que prestan las peluquerías (tintura, peinados, arreglo de uñas, etc) La Dian ha señalado que el control al IVA por este servicio se llevará a cabo a través de la factura que se exigirá por la prestación del servicio.

Sin embargo, como muchos de estos servicios se prestan en casas de familia acondicionadas para tal fin o en pequeños garajes, podría resultar mucho más dispendioso cualquier operativo para garantizar el recaudo.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
7 de diciembre de 1998
Autor
NULLVALUE

Publicidad

Paute aqu�