Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

QUÓRUM EN LAS ASAMBLEAS

Los propietarios de un apartamento perteneciente a un edifico constituido en el régimen de propiedad horizontal preguntan qué clase quórum existe durante una asamblea ordinaria y extraordinaria de copropietarios? Cuáles son los quórum especiales y qué requisitos existen para que haya votación unánime?

Respuesta El Decreto 1365 de 1986 dispone que uno de los aspectos que debe contemplar el reglamento de propiedad horizontal es el relacionado con las reuniones ordinarias y extraordinarias de la Asamblea General de Propietarios, forma y época de convocación y quórum deliberatorio y decisorio.

De esta forma, la norma plantea que comúnmente el quórum -tanto para deliberar como para decidir- es convencional. Esto es, que puede determinarse libremente en el reglamento por el primer propietario o constructor, e igualmente variar por voluntad de la asamblea y mediante la reforma del reglamento.

El citado Decreto reglamentario establece que salvo lo que en materia de decisiones y quórum dispongan las leyes, decretos y reglamentos para casos especiales, la asamblea deliberará con un número plural de personas que representen, por lo menos, el 51 por ciento del total de coeficientes de copropiedad o porcentajes de participación y, además, decidirá con la mitad más uno de los votos presentes.

Igualmente, de las Leyes 182 de 1948 y 16 de 1985 se desprende que, en ciertos casos, se exige un quórum deliberatorio y decisorio especiales; esto es que su determinación ya no depende de la voluntad del primer propietario, ni de la asamblea, sino que las previsiones del reglamento y las decisiones de la asamblea deben sujetarse a lo que ordena la Ley con respecto a los mínimos exigidos en tales situaciones.

El primero de estos casos se plantea en el Artículo 12 de la Ley 182 de 1948, que establece que en los eventos contemplados en el mismo, las decisiones deben ser tomadas por unanimidad de los asistentes a la respectiva reunión.

Para lograr esa unanimidad se requiere que se haya cumplido con todos los requisitos de forma y de fondo estipulados legalmente y que se refieren a las convocatorias, los poderes, el carácter de propietarios de los asistentes, la manifestación expresa de su voluntad mediante el voto, entre otros.

Finalmente, no hay que olvidar que los reglamentos pueden estipular mayorías calificadas para otros cados de especial importancia para la comunidad.

Otros puntos de interés para tener en cuenta Hay que tener en cuenta otros aspectos de vital importancia en lo relacionado con las asambleas: -La asistencia, o sea del quórum deliberatorio, debe ser de por lo menos el 51 por ciento del total de coeficientes o porcentajes, salvo que el reglamento haya fijado un quórum mayor.

-Otro caso de quórum especial es el que hace referencia al cambio de régimen de los edificios sometidos a la Ley 182 de 1948 para sujetarlos a la Ley 16 de 1985.

De esa forma, tanto la Ley 16 de 1985 como el Decreto 1365 de 1986 consagran un procedimiento especial que incluye un quórum para deliberar y decidir de forma diferente a lo estipulado en otros casos, los cuales no pueden ser alterados, pues son fijados por la Ley.

-Un evento adicional en el que se plantea un quórum diferente es la desafectación de bienes de uso o servicio común. La Ley 16 de 1985 prevé que se podrá tomar la decisión en tal sentido por la mayoría que represente, por lo menos, las cuatro quintas partes de los votos que la integran.

-Finalmente, no hay que olvidar que los reglamentos pueden estipular mayorías calificadas para otros casos de especial importancia para la comunidad.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
21 de marzo de 1998
Autor
NORA PABÓN GÓMEZ

Publicidad

Paute aqu�