Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

CELEBRACIONES MENSUALES

I.

Esa mañana del 30, Efraín se lavó más que de costumbre. No terminó su café, y, hasta hizo a un lado el hígado que tanto le había encantado en el desayuno! En cambio, fue a pedirle a su padre el dinero de siempre, porque ya había llegado el fin del mes. Su padre, atrincherado atrás del periódico, le estiró el brazo como un muñeco de trapo. Entonces Efraín saltó la verja y corrió con dirección a la Casa del Ponqué.

Adquirió allí la torta menos dispendiosa y un litro de refresco.

Luego escribió en la tarjeta de cortesía: Mi amor, como dice mi madre, que todo sea por el bien de todos...

Felicitaciones! E.

Después cerró la tarjeta con la perturbación de un canario que canta maquinalmente en su jaula. Y caminó despacio, embebido en medio de las calles, saboreando en las hojas de los álamos su futura carrera de veterinario.

II Los padres de María, que irrigaban las rosas y trataban de formar una cigeña con los abrojos del ciprés, vieron a Efraín llegar con el mismo legado de los últimos meses. No obstante, en esta oportunidad lo recibieron con más cordialidad que otros días. Ya no le dijeron que esperara en la sala sino que lo hicieron seguir hasta la estancia rosada donde descansaba María. Era tan mesurado y tan bello el niño que se había propuesto solemnizar todos los meses con pastel y refresco la fecha en que se conocieron! III María adosada en el espaldar de su cama junto a una copa acanelada, recibió la torta y leyó la tarjeta. Luego se bebió el agua para poder brindar con el refresco. Efraín, con el rostro envuelto en una máscara absorbente de suspicacia, tocó la frente exange de María. Le quitó las sábanas para que se refrescara un poco, pero después, muy eufórico, volvió a cubrirla y golpeó con su botella la copa de ella... Sonrió cuando vio entre sus piernas la toalla higiénica.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
25 de octubre de 1998
Autor
CARLOS ELDIN GUEVARA

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad