Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

AGMETH ESCAF

Hace cuatro años, cuando decidió que el teatro en Barranquilla, su ciudad natal, ya no le aportaba nada nuevo, tomó un avión de carga y se vino a Bogotá, con la intención de hacer una carrera actoral. Se inició en el teatro y luego ingresó a la TV armando escándalo al besar a otro hombre, mientras interpretaba a un homosexual en Las ejecutivas.

Su participación en Fuego verde, Hombres de honor, Hechizo, Perfume de agonía, Señora Bonita, Paraíso Tropical y Octavo Pecado, le sirvieron para llegar pisando fuerte a su primer protagónico.

Por qué cree que La elegida no es considerada una buena novela? Es muy buena, el esquema es excelente. El problema es que la gente está acostumbrada a la típica novela rosa del niño rico que se enamora de la niña pobre y esta es una historia que no se basa en el denominador común. Una novela no es algo tan comercial como vender cigarrillos, hay que trascender en el arte.

Su coprotagonista, Stella Redondo, ha recibido muchas críticas, Usted por su parte cree que ha salido bien librado? Creo que sí. Si las críticas fueran contra mí y aunque fueran destructivas las aceptaría, porque eso indica que las cosas no están bien y que por algo me están dando palo. Stella ha reconocido que ha tenido fallas como todo el mundo, pero ha empezado a mejorar.

Cree que su trabajo podría ser mejor si contara con un buen trabajo interpretativo de parte de ella? Pienso que uno como actor, como dramaturgo, aprende ciertos trucos de concentración, aunque el compañero no esté mandando corriente. Lo otro es que no hemos grabado la primera escena fuerte o de amor con Stella.

Con quién le gustaría coprotagonizar? Me gustaría hacerlo con Flora Martínez, Zharick León, Catherine Siachoque o Angie Cepeda. También me gusta mucho Cristina Umaña, aunque es adular a la competencia.

Es cierto que se le subió al estrellato a la cabeza con su primer protagónico en horario Triple A? No. Lo que pasa es que la gente no sabe diferenciar entre los problemas personales y los aires de estrella. A propósito de esta pregunta, me estaba pasando algo muy curioso. Mi personaje es tan conflictivo que estaba afectando mi vida personal. Ya ni siquiera podía diferenciar entre mi ropa y la de José Manuel, mi personaje. Andaba de un genio impresionante.

Lo de su separación de su esposa es cierto? Es mentira. Supe que Radionet había sacado la noticia, pero a mí no me llamaron a confirmar.

Ese mal genio del que hablaba no afectó para nada su matrimonio? Para nada, María Antonia, mi esposa, vive totalmente ajena a mi trabajo. Tengo un hogar estable junto a ella y Daniel José, nuestro bebé.

Se dice que usted está descertificado por la moda, cómo es eso? Sí, según varios diseñadores estoy catalogado como uno de los actores peor vestidos de Colombia.

Y usted qué opina? No me siento un espantapájaros. Me visto con lo que me siento bien y no me importa si la ropa no es de marca. Estuve en un desfile de Giorgio Armani y la verdad nada de lo que vi allí va conmigo. Tengo mi propio estilo y soy muy tradicional en mi forma de vestir.

Con todo y esos comentarios por su forma de vestir, recibe muchas propuestas indecentes? Sí, más de una señora me ha pedido un beso en la boca. Pero uno les agradece la expresión de cariño y se niega. Ni que uno fuera un muñeco de caucho.

Se siente preparado actoralmente para interpretar un papel donde no valga su atractivo físico? Antes que cualquier cosa soy actor, no me limito bajo ninguna circunstancia de pobreza, atractivo o inteligencia. Eso es lo rico de esta profesión, te da la capacidad de vivir vidas paralelas en una sola.

Lo confunden mucho con Orlando Lamboglia? Sí, y es que casi siempre estamos caracterizados iguales. Ahora él tiene barba y yo candado. La próxima vez nos tocará ponernos de acuerdo.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
30 de abril de 1998
Autor
NULLVALUE

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad