Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

RUEDA REMATE DE CARROS

A todos los administradores anteriores que han tenido a cargo la Secretaría de Obras Públicas Municipales, les ha dado miedo rematar el saldo de vehículos abandonados en los talleres, porque no se quieren hacer responsables del inventario real que allí existe. Manifestó el director de esta dependencia, José María Zambrano. Pero a mí no me da temor y lo voy a hacer, porque tengo las manos limpias. Entré pobre y salgo en la ruina. Declaró a EL TIEMPO - Cali, Zambrano.

Y es que el temor va más allá del inventario. Se pone en juego la imagen, la credibilidad y la honradez de quien propone el remate, pues convergen en esta clase de martillos, las adjudicaciones amañadas, los intereses politiqueros, la participación de payasos y la tergiversación de los costos reales . Sin embargo, el proyecto de remate está rodando. El Banco Popular se hizo cargo de los vehículos abandonados en los talleres y para ello los dividió en lotes de 30 equipos. Según el Ingeniero Leonardo Tafur, el primero de los lotes ya se encuentra listo. Allí hay cargadores, motoniveladoras y bulldozers, los cuales harán parte del primer remate, presupuestado para esta semana. El martillo está a cargo del banco, pero los talleres tienen como misión mantener en orden los vehículos en subasta para que los posibles compradores puedan apreciarlos y decidir si participan o no en el evento. La mayoría de los equipos se encuentran en mal estado, casi que convertidos en chatarra, aunque algunos pueden ser recuperables parcial o totalmente, bien sea para darles uso nuevamente o aprovecharlos en repuestos. Con la venta de estos equipos se piensa remodelar el parque automotor existente -aproximadamente 24 vehículos- o comprar los equipos que están haciendo falta en las dependencias de Obras Públicas. Pues el estimativo que se tiene como precio base, oscila entre 400 y 500 millones de pesos, sin tener en cuenta la puja, que en definitiva, es la que marca la pauta y hace posible que la oferta suba y la ganancia sea mayor. No por ello el precio base será alto, por el contrario, tendrá una tarifa muy baja, que sea atractiva para quienes deseen participar. Lo que sucede, es que hay mucho elemento disponible para entrar a negociar . Aseguró el ingeniero Tafur. Este producido cubriría en parte la falta de presupuesto, que es uno de los mayores factores por los cuales los vehículos han sido abandonados, aunque en ocasiones se debe a la imposibilidad de consecución de los repuestos. Solo queda esperar la fecha definitiva que fije el Banco Popular, la cual se dilucidará mañana, para comenzar a hacer pública la licitación y permitir el acceso de los posibles compradores a las dependencias de los talleres de Obras Públicas en Alfonso López.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
23 de marzo de 1992
Autor
NULLVALUE

Publicidad

Paute aqu�