Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

MURIÓ EL AUTOR DE LOS PITUFOS

Todo empezó durante un almuerzo frente a la playa, en 1957, cuando el dibujante belga Peyo quiso pedirle el salero a un amigo: Pásame el... la... sí hombre el... Pitufo! . Después vino gracias por el Pitufo , no pitufolvidaré nada y muchas risas. Las historietas de los enanos azules, Los Pitufos, acababan de nacer de la mano de Peyo, que murió el día de Nochebuena pasado en Bruselas. Con decenas de millones de álbumes vendidos en casi 30 lenguas de todo el mundo, los Pitufos en español, los Schtroumpfs en francés, los Smurfs en inglés y sueco o los Lan Shin Ling, en chino, han tenido durante décadas un éxito que sólo Tintín, Asterix o Lucky Luke, pueden pretender igualar.

Tras el almuerzo en la playa belga, Peyo, que ha muerto a los 64 años de edad, se puso a dibujar a los Pitufos, con el color azul característico y la talla de enanos con la que vieron la luz seis meses después.

En 1958, los hombrecillos, que sustituían algunas palabras por derivados de pitufo pitufar, pitufesco... fueron personajes accesorios en el cómic medieval Johan y Pierlouis.

Cuando se preguntó al dibujante porque había escogido el color azul respondió que era porque el amarillo daba un aspecto enfermo y el rojo un tono colérico.

Peyo, seudónimo de Pierre Culliford, pensaba que los Pitufos desaparecerían rápidamente del panorama: Dentro de dos o tres años no se hablará ya de ellos , llegó a afirmar. No fue así. Convertidos en personajes principales de la serie Los Pitufos, y enriquecidos con la llegada de la Pitufita, el Pitufo glotón o el Pitufo perezoso, los enfrentamientos y enredos con el maligno mago Gargamel y su gato dieron lugar a multitud de historietas cortas reunidas en 15 álbumes.

La primera y última historieta larga de 44 páginas, titulada El Pitufo financiero, salió publicada en Francia el 25 de noviembre. La prosperidad de los Pitufos alcanzó a finales de los años setenta tales proporciones, que se convirtieron en protagonistas de canciones, videos y películas de dibujos animados, entre ellas un largometraje: La flauta de seis pitufos.

En Estados Unidos se produjeron 256 episodios de una serie televisiva que duró 12 años en las ondas de la cadena NBC y fue también emitida por USA-Network. Los Pitufos batieron así la marca de longevidad en Estados Unidos para un producto venido del Viejo Continente.

El dibujante llegó a firmar un total de 2.000 contratos en todo el globo para dar su visto bueno a infinidad de productos pitufianos, como muñecos de diferentes tamaños, y percibir sumas por la utilización de los personajes como mascotas publicitarias de helados, mermeladas o quesos.

También apareció en Europa un periódico Especial Pitufo, y un parque de atracciones dedicado a los enanos azules en el este de Francia. En la Exposición Universal de Sevilla este año, los Pitufos fueron portavoces de la región belga Valonia-Bruselas.

Peyo fue, en parte, víctima del éxito de sus enanos puesto que nunca pudo resucitar a sus otros personajes, como Benoit Brisefer, suspendido en 1978, y Johan, desaparecido en 1970.

Pero los Pitufos también le dieron lo que según confesó fue una de las mayores alegrías de su vida: la llamada telefónica de un niño que quiso advertir al dibujante que el mundo de los Pitufos existe realmente.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
4 de enero de 1993
Autor
AFP

Publicidad

Paute aqu�