Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

CUÁNTO TIEMPO DEMORA UN PROCESO JUDICIAL

Cuánto tiempo demora un proceso judicial en Colombia?

Eso depende de la región, del trámite y del tipo de delito. No importa si el asunto es penal, civil, de familia o laboral.

Iniciar un proceso en los estrados es lo de menos. El lío es llevarlo a su fin. Pueden pasar incluso 10 años.

En el campo penal, un pleito puede tardar, en promedio, hasta 1.200 días si es evacuado por fiscales y jueces de Barranquilla, Cartagena, Valledupar, Montería, Riohacha, Santa Marta y Sincelejo.

Cerca de 900 días si el asunto es tramitado por la rama Judicial en Ibagué, Florencia, Neiva, Garzón, Pitalito y Villavicencio; o 700 en Medellín, Itagí, Manizales, Armenia y Pereira.

Una tendencia similar se registra en los despachos judiciales del país con conflictos civiles, de familia o laborales.

El tiempo promedio de duración de los procesos de familia es de 293,8 días, máximo 4.153. Mientras que los laborales pueden demorar cerca de 300 días.

Cuando el pleito surte dos instancias es decir, la primera sentencia es apelada ante el superior del juez o tribunal tarda más. Los más lentos son los relacionados con los delitos contra la familia mientras que el estudio de los expedientes asociados al hurto calificado y agravado es más rápido.

Aquí, al igual que en la primera instancia, la duración de un proceso es más breve en la región Cafetera, integrada por los juzgados y tribunales de Medellín, Itagí, Manizales, Armenia y Pereira.

En cambio, el trámite de un pleito es más prolongado en la zona Atlántica: Barranquilla, Cartagena, Valledupar, Montería, Riohacha, Santa Marta y Sincelejo.

Estas son las principales conclusiones de un estudio estadístico elaborado por el Consejo Superior de la Judicatura y el Departamento de Matemáticas y Estadística de la Universidad Nacional de Colombia.

Para el presidente del Consejo Superior de la Judicatura, Edgardo Maya Villazón, la idea de justicia en el Siglo XXI más agilidad y acceso efectivo de la gente sólo podrá ser alcanzada si se parte de diagnósticos que demuestren cuáles son las fallas reales en la administración de justicia.

Maya, quien lideró la realización de un foro sobre gestión judicial, considera que el esquema actual de justicia del país es propio de la década de los años 50 porque no tiene en cuenta las condiciones de accesibilidad de los ciudadanos a los servicios de justicia . De ahí la urgencia de agilizarlo.

Al referirse a los resultados de la investigación, coordinada por Humberto Mayorga Alvarez, Maya indicó que es evidente, entonces, que una de las mayores preocupaciones de la administración de justicia es la de allegar y encontrar pautas que permitan agilizar las etapas de los procesos .

Estos son los resultados de la investigación (ver gráficos) FICHA TECNICA La unidad estadística principal que se estudió en el caso de los procesos penales fue un pleito judicial terminado en 1995 y tramitado después de la creación de la Fiscalía. Para las demás áreas de atención la unidad estadística fue un proceso concluido en 1995, sin importar cuándo se inició.

Los investigadores dividieron el país en seis regiones: Atlántica (Córdoba, Sucre, Atlántico, Magdalena, Bolívar, Cesar, San Andrés y La Guajira. Centro principal: Barranquilla.

Pacífica: Chocó, Valle, Cauca y Nariño. Centro principal: Cali.

Cafetera: Antioquia, Caldas, Risaralda y Quindío. Centro principal: Medellín.

Central: Distrito Capital y tres municipios vecinos. Centro: Bogotá.

Oriental: Cundinamarca, Boyacá, Santander, Norte de Santander, Arauca, Casanare y Amazonas. Centro: Bucaramanga.

Suroriental: Tolima, Huila, Caquetá, Putumayo, Vaupés, Guaviare, Guainía, Vichada y Meta. Centro: Ibagué.

El tamaño de la muestra se estableció en 3.000 expedientes, de los cuales 1.040 corresponden al área civil; 386 a familia y 297 laborales.

AREA PENAL Entre la presentación de la demanda y la terminación de un proceso penal pueden pasar más de 1.200 días. Es en la zona Atlántica donde un pleito puede tardar más y en la Cafetera, menos (ver gráfico 1).

Dónde demora más tiempo un expediente? Según la investigación, en la Fiscalía, antes de pasar a la etapa de juzgamiento ante los jueces (ver gráfico 2).

El cuello de botella de los pleitos penales está en la fase de resolución de acusación que es cuando se decide si se llama o no a una persona a responder en juicio por la comisión de un ilícito.

Esta fase, en la zona Atlántica, puede tardar hasta 400 días, según las cifras de la investigación. La etapa de definición de la situación jurídica no es ágil, tampoco la citación a audiencia.

Los procesos relativos a los delitos contra la fe pública falsificaciones son los más demorados. Pueden llegar a tardar más de 1.200 días (ver gráfico 3).

En criterio de Edgardo Maya, presidente del Consejo de la Judicatura, la reconstrucción del proceso penal, bajo el nuevo sistema penal acusatorio, permite observar que existen puntos críticos en la fase de investigación previa e instrucción .

Cuando un sindicado decide acogerse a la figura de la sentencia anticipada aceptar cargos para obtener una rebaja de pena el tiempo del proceso se reduce. En la zona Atlántica, hasta cerca de 1.000 días (ver gráfico 4).

Los procesos más frecuentes tienen relación con los delitos contra el patrimonio económico hurto, estafa, extorsión, fraude mediante cheque; el hurto calificado y agravado y los homicidios y lesiones.

Es en Bogotá en donde se registra el más alto volumen de casos de hurto; mientras que en Barranquilla y Cartagena zona Atlántica los pleitos más comunes son los de homicidios y lesiones personales. Una situación similar se registra en la zona Oriental, de la cual hacen parte Bucaramanga y Cúcuta (ver gráfico 5).

AREA CIVIL Según la investigación, un proceso civil puede durar 813 días en la región Atlántica; 592 días en la Pacífica; 563 días en la Cafetera; 680 días en la Central; 747 días en la Oriental y 579 días en la Suroriental.

Cuando hay cambio de apoderado en un expediente de esta naturaleza el tiempo promedio es de 938 días y cuando éste no se reemplaza, 386 días.

Si se cita a una audiencia de conciliación arreglo por las buenas la duración aproximada es de 845 días y cuando no se convoca, cerca de 479 días.

Aquí, el cuello de botella se registra en los días transcurridos desde la fecha de la admisión de la demanda o el mandato ejecutivo hasta la fecha de la notificación o su traslado. La situación más evidente se refleja en las zonas Oriental y Atlántica, donde puede tardar hasta cerca de 150 días.

Edgardo Maya Villazón, presidente del Consejo Superior de la Judicatura, insiste en las consecuencias que trae el cambio de defensor en la duración del estudio de un expediente civil.

El tiempo promedio puede llegar a aumentar hasta en un 38 por ciento, lo que significa adicionar 250 días más , explicó.

Otra de las variables que afecta la agilidad de esta clase de pleito, dijo Villazón, es la relacionada con la audiencia de conciliación en los despachos judiciales.

De acuerdo con el estudio, existe una tendencia a aumentar los tiempos en un 23 por ciento; es decir, 157 días adicionales al promedio.

AREA LABORAL Y FAMILIA En cuestiones laborales, los motivos más frecuentes de desacuerdo llevados a los estrados son los despidos injustos, la indemnización, la terminación del contrato, la jubilación y las prestaciones sociales.

Desde cuando se presenta una demanda laboral hasta la sentencia de primera o única instancia pueden pasar, según la investigación, hasta más de 1.600 días (ver gráfico 6).

El ingreso del proceso al despacho para dictar la sentencia es la fase más demorada en los asuntos de carácter laboral. Más de 500 días tarda en la zona Atlántica, de acuerdo con la investigación. También es demorado el trámite de la revisión del fallo de primera instancia.

En la práctica, el tiempo promedio de duración entre la etapa de presentación de la demanda y el fallo de segunda instancia es de 1.017 días. Estos tiempos oscilan entre 74 y 4.005 días.

En la región Atlántica, el trámite del expediente puede durar, en promedio, 1.758 días, mientras que en la Cafetera, 355 días.

Lo que más puede retardar la evacuación de un pleito laboral es la forma de notificación de las providencias, la contestación de la demanda y el número de audiencias de trámite.

A su vez, en asuntos de familia, el tiempo promedio de trámite es de 293.8 días con una duración máxima de 4.153 días.

La mayoría de procesos de esta naturaleza están relacionados con separación de bienes, divorcios, separación de cuerpos y liquidación conyugal (25,13 por ciento) y alimentos (21,5 por ciento).

En cuanto al cambio de apoderado dentro de los asuntos de familia, éste es un evento muy ocasional, mientras que la audiencia de conciliación es una de las figuras más acogidas.

Los investigadores concluyeron que los factores que más inciden en el tiempo total de un proceso son región geográfica, tipo de demanda, situación del apoderado, forma de notificación y audiencias de conciliación.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
13 de abril de 1997
Autor
NULLVALUE

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad