SE AGUDIZA CRISIS DEL BANCO LATINO

SE AGUDIZA CRISIS DEL BANCO LATINO

La crisis del Banco Latino (BL) se agudizó cuando la junta interventora en pleno renunció en respuesta a medidas gubernamentales que otorgan al caso carácter de cuestión de Estado. La junta, integrada por Julio Santodomingo, presidente, y Tesalio Cadenas y Hernán Oyarzábal, renunció en forma sorpresiva solo un mes después de nombrada por el gobierno, al hacerse pública la crisis del BL.

18 de febrero de 1994, 05:00 am

La renuncia fue una reacción a medidas del gobierno del presidente Rafael Caldera, entre las que figura la creación de una junta administradora, a cuya orientación deben someterse los interventores.

Renunciamos por razones éticas dijo Santodomingo. El gobierno debió informarnos de lo que pretendía, pero no lo hizo, y de paso creó algunas dudas sobre nuestra idoneidad al someternos al control de la junta .

La renuncia de los interventores deja en la mayor incertidumbre la oportunidad en que les serán devueltos los dineros que entregaron al BL más de un millón de ahorradores y depositantes.

Este jueves, decenas de afectados que desde hace un mes realizan mítines frecuentes entregaron un documento de apoyo a los obispos católicos, que pidieron al gobierno claridad y mayor información sobre una situación que puede traer consecuencias catastróficas para Venezuela .

Las medidas La junta administradora, cuyos miembros no han sido designados, es parte de un paquete de medidas con las cuales el gobierno pretende sanear y redimensionar el BL en el menor tiempo posible.

Las medidas, que prácticamente someten al banco al control permanente del gobierno, fueron calificadas como necesarias e imprescindibles por analistas financieros.

Son medidas necesarias, que dan al problema su verdadera dimensión de cuestión de Estado dijo el economista Emeterio Gómez. Es una decisión imprescindible, por el daño hecho al sistema financiero y a la confianza de los venezolanos en los bancos .

El gobierno también busca establecer responsables en la crisis, que por momentos amenaza con arrastrar a otros bancos detrás del BL.

El paquete de medidas incluye reestructurar la Superintendencia de Bancos y el Fondo de Garantías de Depósitos Bancarios (Fogade), para adecuarlos a las exigencias de sus funciones propias .

La renuncia de los interventores generó la reacción inmediata del Congreso, que tiene una comisión especial permanente para el estudio del caso del BL y la búsqueda de soluciones.

Haydee Castillo, diputada presidenta de la comisión, dijo comprender las razones de los dimitentes, pero expresó su preocupación por la dilación que se crea y la demora en solucionar los problemas de los millares de ahorradores .

Esto es un problema serio dijo, que agrava la situación, pues ahora habrá que comenzar de nuevo en muchas cosas .

El partido La Causa Radical (LCR), por intermedio de su vocero Pablo Medina, dijo en el Congreso que el gobierno debe actuar con franqueza e intervenir otros bancos en situación de crisis, con el fin de salvar a los ahorradores .

Creo que es mucho más importante la integración que permitir que los rumores vayan de boca en boca para luego explotar en la cara de los ahorradores dijo. Hay que intervenirlos .

Aunque Medina no mencionó cuáles son esos bancos, en algunos sectores tomó fuerza de verdad que permisos concedidos a varias entidades de crédito para no publicar sus balances en la prensa tienen que ver con problemas serios.

Los bancos eximidos temporalmente por la Superintendencia de Bancos de hacer públicos sus balances de enero son el Banco Latino, el Banco de Maracaibo, y los de Construcción, La Guaira, Barinas y Popular.

De los anteriores, además del Latino, el Banco Construcción tiene intereses en Colombia a través de acciones de los bancos Ganadero y de los Trabajadores.

De todas maneras, los balances deben ser publicados, según la ley de bancos, máximo dos semanas después del 15 de cada mes.

El Banco de Maracaibo es el más antiguo de Venezuela, pero la propiedad de directivos del primero de acciones del BL condujo a algunos problemas que al parecer no han sido superados del todo.

Nueva ley bancaria La renuncia coincidió con el anuncio de sectores políticos interesados en reformas profundas de la ley bancaria, para lo cual se instaló en el Congreso una comisión que presentará un proyecto de ley en una semana.

El presidente de la comisión, Omar Barboza, dijo que se buscará darle forma a una ley de bancos que corrija las fallas que permitieron la crisis del BL, así como una legislación especial que permita a todos los depositantes del Latino tener varias vías para recuperar sus dineros .

Barboza dijo que el Congreso también está interesado en que los responsables de la crisis sean sancionados penalmente por este fraude y esta estafa al pueblo venezolano .

Directivos no podrán salir del país La jueza 34 penal de primera instancia, Diamora Ramírez de Simanca, ordenó a los directivos del Banco Latino no salir de Venezuela y les bloqueó la posibilidad de enajenar sus bienes.

Los afectados por las medidas judiciales son: Gustavo Gómez López, presidente (fuera del país desde hace un mes); Pedro Guiyi Calzadillo, Gustavo Cisneros, Fernando Laulla Romero, Giácomo Leon, Eloy Montenegro Salom, Francisco Pérez Rodríguez, Gustavo Planchart Pocaterra, Antonio Ugueto Trujillo, Manuel Arcalla, Héctor Arellano, César Cabrera Quijada, Ramón Crassu, Pedro Guiyi García, Guido Mejía Guzmán, María Soledad Muler, Mario Palenzola, Julio César Peraza, Pedro Planchart Pocaterra, José Luis Romero García, Eberto Urdaneta, Edwin Acosta Rubio, María Teresa Pulgar, Guido Francisco Mejía Arellano, Jorge Gómez Hernández, Niloa Martínez de Morillo y Ciro Humberto Febres Cordero Salom, entre otros.