Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

EN TODOS LOS MESES DEL AÑO SE CELEBRAN VARIAS FIESTAS PATRONALES Los santos y las vírgenes también tienen su fiesta TIENE UNOS 13.500 USUARIOS EN REGISTRO Ucell, el teléfono para llamar gratis

ORIANNA GARCÉS PARA EL TIEMPO En el valle de Aburrá los santos se visten de fiesta para celebrar con los fieles las tradicionales fiestas patronales.

Nueve días son dedicados a la oración, pero terminan con un jolgorio popular en el que el pueblo expresa su devoción y honra a su patrono o patrona, que es elegido por varias razones o de diferentes formas dependiendo de su fe.

Una es la aparición, en ese lugar, del patrono; otra es la relación entre la historia de la comunidad con esa advocación, porque la iglesia lo asigna o simplemente porque por voto popular el pueblo así lo elige para su devoción.

Por estos días, en Copacabana celebran las de Nuestra Señora de la Asunción, conocida también como la Fiesta de Las Palomitas, nombre que se le atribuyó por los pajaritos de dulce que vendían en ellas para representar el vuelo de la Virgen al cielo. Hoy los conductores serán los encargados de la novena y mañana, que es el día oficial de la Virgen de la Asunción, se culminará con una procesión solemne y una Eucaristía.

Varios elementos son clave en las patronales, la novena es lo principal y algunas son muy antiguas, como la de Girardota que tuvo su primera edición en 1804. También hacen parte de ella la música compuesta especialmente para el santo, las coplas, poemas y la procesión hasta la iglesia que representa el camino de los fieles al cielo.

En algunas comunidades se acostumbran también las peregrinaciones que significan el regreso de los hijos al pueblo, porque esa es la época en que las personas nativas de una comunidad vuelven para reunirse con sus familiares o amigos cercanos.

En las fiestas, la Eucaristía correspondiente a cada advocación es la más solemne y por lo general después de ella la gente sale a celebrar con pólvora, baile y música.

Pero con esto, “La fiesta no pierde el sentido religioso sino que adquiere el sentido del pueblo porque coincide con la oportunidad de la gente de expresarse, entonces la Iglesia vincula esas expresiones y les da sentido religioso”, dijo el padre Diego Uribe.

Las próximas serán en Itagüí, donde celebrarán con un ciclo de conferencias y varias eucaristías la patronal de Nuestra Señora del Rosario; en La Estrella, Nuestra Señora del Rosario de Chiquinquirá cumplirá 50 años de coronación y la celebración será con procesiones y música y en Caldas, el turno es para Nuestra Señora de las Mercedes que tendrá 10 bandas marciales y juegos pirotécnicos.

La gente asiste por devoción, pero también es la excusa para reencontrarse.

“Son festividades muy importantes, la comunidad marcha y celebra la fé”, dijo el padre Jhon Freddy Tamayo.

Archivo particular.

JUAN DAVID CORREA L ÓPEZ REDACTOR CEET A Daniela Pulgarín le suena el mensaje en su celular: “Su saldo es cero minutos”.

Debe llamar a su novio y está en el interior de la Universidad de Medellín, donde estudia Comunicación Social.

¿Venta de minutos? Afuera del centro universitario, a metros de distancia.

¿Entonces? “Simple. Me voy a un Ucell”.

Daniela se acerca a un puesto naranja que tiene una cara blanca parecida a la figura del Pacman, una pantalla de 17 pulgadas y un teléfono público.

Coge este último, teclea un código y listo: tiene seis minutos gratis.

Así de simple funciona Ucell, un servicio de llamadas gratis que desde marzo se tomó 7 universidades de la ciudad (Eafit, Politécnico, Cesde, Ces, Salazar y Herrera, U de Medellín y Ceipa), en un negocio de admirar.

“Es una propuesta simple: les ofrecemos a los jóvenes llamadas gratis y a las empresas un medio para su publicidad”, dice Andrés Ángel, de 24 años y negociador internacional.

Junto a Juan José Mesa, administrador de empresas de 28 años; Federico Ángel, de 27 y negociador internacional y Juan Felipe Rodríguez, ingeniero administrador de 23, crearon el novedoso negocio.

La idea, según Mesa, surgió hace más de dos años.

“Empezamos el plan de negocios y la oferta a las empresas”. De ahí, montaron los puestos y en menos de seis meses lograron 13.500 estudiantes registrados.

“Lo único que hacen es llenar un formato en la página www.ucell.com.co, reciben el código y pueden llamar a celulares, fijos y destinos nacionales”, agrega Mesa.

En total, cada puesto registra 200 llamadas diarias para un promedio de 40 mil al mes. Se financian con la publicidad de varias empresas tanto en las pantallas como en mensajes de 8 a 15 segundos que escuchan los jóvenes antes de hacer las llamadas.

Su objetivo es ampliar el negocio a otras ciudades y hasta sueñan con ir al exterior con sus puestos de llamadas.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Nación
Fecha de publicación
15 de agosto de 2009
Autor
, ORIANNA GARCÉS

Publicidad

Paute aqu�