Cerrar

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Pugna por horarios en centro comercial

Una lectora cuenta que tomó en arriendo un local en un centro comercial y que la asamblea de propietarios aprobó en su reglamento el horario mínimo en el que su negocio y los de otros vecinos podían estar abiertos.

El consejo de administración, por su parte, decidió multar a los comerciantes que no cumplían el horario establecido en la normatividad de la copropiedad.

Pregunta: “¿Esto es legal? ¿Un reglamento de propiedad horizontal puede fijar el horario de las empresas que funcionan en un centro comercial? “Además, ¿la administración puede quedarse con las pocas ganancias que produce el negocio recién abierto y sostenerse, además, a punta de multas (teniendo en cuenta que es una construcción nueva que todavía no ha despegado)? “Tengo un contrato de arriendo a un año meses y en solo dos que llevó no se que hacer. Me van a quebrar”, denuncia la propietaria.

Respuesta. La Ley 675 del 2001 dispone que “los reglamentos de propiedad horizontal de los edificios o conjuntos de uso comercial o mixto, así como los integrantes de los órganos de administración deberán respetar el desarrollo de la libre iniciativa privada dentro de los límites del bien común”.

De igual forma consagra que los edificios y conjuntos deben buscar y dejar constancia, en el reglamento, de que se debe respetar el principio de la convivencia pacífica y la solidaridad social entre los propietarios y tenedores.

En consecuencia, si bien la limitación se podría imponer en aras de la seguridad y del bien de la mayoría, esta medida no puede ser arbitraria sino que se debe someter a las normas, respetando también los derechos de los propietarios de los locales y teniendo en cuenta que el uso y disfrute pleno de esta clase de inmuebles se relaciona con la posibilidad de vender los respectivos bienes.

En cuanto a la imposición de la sanción de multas es necesario que en el reglamento se hayan indicado las conductas objeto de su aplicación, con especificación de las que procedan para cada evento, así como su duración.

De igual forma se deberá observar el derecho al debido proceso y el derecho de defensa y contradicción.

Además, es imprescindible valorar la intencionalidad, los atenuantes y –en general– las circunstancias contempladas en la norma y en el reglamento.

Si no se ha cumplido con los preceptos anteriores no solo se podrá instaurar la acción judicial correspondiente para dejar sin valor jurídico la cláusula del reglamento que esté violando la ley, sino que podrá impugnar la sanción.

NORA PABÓN GÓMEZ* *ABOGADA, ASESORA EXTERNA .

La limitación no puede ser arbitraria, debe respetar los derechos de los propietarios de los locales pues su uso y disfrute pleno incluye la posibilidad de vender bienes” Nora Pabón, abogada especialista en propiedad horizontal.

‘‘la Oficina de Registro de Instrumentos Públicos.

En caso de que haya transcurrido el término para impugnación (dos meses siguientes a la fecha de comunicación o publicación del acta), existe la posibilidad de demandar la nulidad del reglamento reformado

Publicación
eltiempo.com
Sección
Vivienda
Fecha de publicación
29 de noviembre de 2008
Autor
NULLVALUE

Publicidad

Paute aqu�

Top de noticias

Patrocinado por: