Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

LOS HONORES MILITARES

Los honores militares son aquellos actos reglamentarios ejecutados por Unidades Militares en donde se pueden presentar armas, tocar himnos o marchas, hacer salvas de fusilería o de armas mayores, etc., como manifestación de respeto u homenaje al Santísimo, a los símbolos patrios, al señor Presidente de la República, autoridades militares, jefes de Estado, etc.

Los honores militares serán rendidos por las tropas a orden o voces de mando de los Comandantes de las Unidades respectivas . (Reglamento Ceremonial Militar 3-10, Público).

Para quienes seguimos la carrera de las armas, el merecer Honores Militares requiere haber logrado escalar posiciones jerárquicas hasta el nivel mínimo de Comandante de Batallón o su equivalente, lo que supone una acumulación de merecimientos dentro de una profesión en la que la sola leal competencia exige capacidades, pero especialmente cualidades de orden físico, moral e intelectual que ameriten y avalen los ascensos en el escalafón.

Entre las calidades humanas que más califican para valorar las condiciones del militar aparece una concepción que pareciera resumirlas a todas y que es conocida en el lenguaje castrense como el Honor Militar o simplemente el Honor.

Se dice del honor que es la forma más noble de llegar a una satisfacción consigo mismo y esto se explica en atención a que siendo la conciencia la que nos rige en actos y procederes, se es hombre de honor en la medida en que estos actos responden a los dictámenes de la propia conciencia y al pretender definirlo, se habrá que recurrir a términos como honra, pundonor, estima, respeto, decoro, caballerosidad, conciencia, orgullo, entereza, honradez, nobleza, veracidad, lealtad, decencia, honestidad, hidalguía, pulcritud, etc, lo que viene a presentarnos al honor como el ejercicio de todos los valores morales. Es un tesoro de orden interior, superior a todos los bienes externos, que solo se obtiene por esfuerzo propio del hombre y únicamente se pierde por él mismo. El ser humano solo puede ser deshonrado cuando él, con su conducta indigna, se despoja del derecho a la estimación ajena y por lo tanto a la propia.

Por eso quienes por reglamento llegan a merecer el ser objeto de Honores Militares saben que estos actos son un reconocimiento a su Honor y que las tropas que les rinden los honores están ofrendando su leal homenaje a quienes reconocen como Hombres de Honor.

Las tropas, señor Presidente, por obediencia y disciplina cumplirán siempre las voces de mando para rendirle Honores Militares. No las someta a la indignidad e indignación de tener que presentar sus armas y entonar sus marchas para rendir homenaje al Deshonor.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Opinión
Fecha de publicación
10 de abril de 1996
Autor
Mayor Gral r RICARDO EMILIO CIFUENTES

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad