CHE : MÉDICO Y PERIODISTA

CHE : MÉDICO Y PERIODISTA

El legendario guerrillero argentino Ernesto Che Guevara (1928-1967) cubrió como reportero y fotógrafo toda la información referente a los II Juegos Deportivos Panamericanos, que del 12 al 27 de marzo de 1955, se disputaron en la ciudad de México.

12 de marzo de 1995, 05:00 am

El Che Guevara trabajaba en esa época en la Agencia Latina de noticias que fundó el entonces presidente de Argentina, el general Juan Domingo Perón, y cuyo director en México era su compatriota, el médico Alfonso Pérez Vizcaíno.

En una carta que desde la capital mexicana el Che Guevara, médico de profesión, envió a Argentina a su tía Beatriz el 9 de abril de 1955, le señaló que había cubierto en forma detallada para el público latinoamericano el desarrollo de esos juegos.

En la misiva, Guevara asimismo le narró a su tía que también tomaba bellas fotografías en las que se aunaban la oportunidad y la belleza .

Guevara, quien a partir de noviembre de 1956 se convirtió en el compañero de armas del actual presidente de Cuba, Fidel Castro, quien llegó al poder el 1 de enero de 1959, subrayó: Cuando se terminó el magno certamen procedí a hacer las últimas entrevistas a los cosechadores de lauros deportivos .

Comentó que cuando concluyeron dichos Juegos y todo el personal de Agencia Latina fue felicitado, la dirección general informó desde Buenos Aires que la empresa cesaba sus transmisiones.

En otra carta enviada a su madre, Celia de la Serna, el Che Guevara le informó que en Agencia Latina ganaba un salario mensual de 700 pesos mexicanos de aquel entonces, que equivalían a 56 dólares estadounidenses y que le daban la base económica para subsistir .

El Che Guevara narró en esa carta a su progenitora: Un tipo cuyo nombre no revela que conocí en el tranvía de la capital mexicana es el que me dio el puesto de la Agencia Latina.

En otra carta que remitió a su amiga Bertha Nilda Tita Infante, Guevara le dijo que su trabajo durante los Juegos panamericanos fue agotador en todo el sentido de la palabra, pues debía hacer de compilador, redactor fotográfico y cicerone de los periodistas que llegaban de América del Sur .

También le expresó que durante los 16 días que duraron esos Juegos dormía cuatro horas diariamente debido a que revelaba y copiaba las fotografías .

La credencial que Pérez Vizcaíno le expidió al Che Guevara lo acreditaba como reportero de esa agencia informativa y caducaba el 31 de diciembre de 1955.