Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

ROBERTO FAJARDO

El domingo pasado, setenta guerrilleros mantuvieron en jaque, durante sesenta minutos, la población de Utica, en el nororiente de Cundinamarca. Solamente ocho policías estaban en el pueblo cuando llegó la guerrilla. Los ocho respondieron al ataque, no obstante que con un mes de anticipación, los informes de inteligencia militar habían señalado que el próximo objetivo de la insurgencia era el asalto a ese municipio.

Por: NULLVALUE

El coronel Roberto Fajardo, comandante de la Policía Cundinamarca, lo sabía, pero ni siquiera reforzó el pie de fuerza. Y aunque en principio se dijo que los refuerzos procedentes de Villeta habían llegado con un retraso de cuatro horas, ahora se sabe que la Policía nunca envió apoyo a la población.

Publicidad

Publicidad