Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

CACHAMA SIN ESPINAS

A través de un mejoramiento genético cuya finalidad consiste en la eliminación de las espinas intramusculares en la cachama blanca empleando una técnica de Rayos X, Martha Mesa, médico veterinario de la universidad de Antioquia y una de las expositoras del Segundo Congreso Colombiano de Acuicultura que se desarrolló en Villavicencio, busca que esta especie sea más atractiva comercialmente.

Según la profesional, con este método se busca cuantificar el número de espinas intramusculares con el fin de seleccionar aquellos peces que tengan menor cantidad para aparearlos entre sí y obtener descendientes con más carne y menor estructura ósea.

Los resultados del análisis hecho han permitido a los investigadores definir que la especie en mención tiene entre 70 y 76 espinas intramusculares. El empleo de esta tecnología ha permitido que se puedan elegir de manera confiable los especímenes que cumplan con esta característica, sin tener que sacrificar al reproductor.

Anteriormente, el método usado para llevar a cabo este tipo de análisis consistía en extraer al pez del agua y realizar una disección en el animal, generando por consiguiente la pérdida de cada elemento que se elegía para la operación.

La profesional en piscicultura indicó que es necesario continuar midiendo la ganancia genética para evaluar en qué porcentaje disminuye por cada generación el número de espinas y lograr una especie cultivada en estanque que compita en mercados nacionales e internacionales.

FILETE LLANERO En Villavicencio ya es posible consumir filetes apanados de cachama, incluidas las espinas, gracias a la tecnología desarrollada por el docente Héctor Suárez Mahecha y su equipo de colaboradores quienes están trabajando en la implementación de una técnica especial para optimizar el aprovechamiento total de la carne de esta especie.

Durante el Segundo Congreso Colombiano de Acuicultura ofrecieron una muestra del filete ya elaborado y denominado por el grupo de trabajo como filete de cachama a la milanesa con la cual quienes la degustaron comprobaron su calidad, sabor y exquisitez del producto.

Los métodos empleados tanto por la Universidad de Antioquia, así como por la Universidad del Meta, apuntan hacia el mejoramiento y aprovechamiento de la carne de estos peces, aunque cada uno emplea su propio método, el primero tiene como fin disminuir genéticamente el número de espinas y el segundo integrarlas al filete sin que la perciba el paladar de quien la degusta.

FOTO/Guillermo Herrera Morales Al evaluar los peces resultantes del manejo genético se determinará si su peso, longitud y heredabilidad de espinas son los más ideales para promocionar comercialmente.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
2 de noviembre de 2004
Autor
NULLVALUE

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad