Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

ADIÓS AL AMOR DE BORGES

El fallecimiento de la escritora argentina Estela Canto, conocida como el amor imposible de Jorge Luis Borges, parece haber cerrado el capítulo acaso más pasional y a la vez frustrante de la vida del premio Cervantes 1979. Estela Canto falleció la semana pasada, pero la noticia de su muerte se confirmó hasta este fin de semana.

Borges me confesaba que estaba muy enamorado de ella, pero era desgraciado en amores y todo terminó mal. Las mujeres se cansaban de él , comentó el escritor Adolfo Bioy Casares, en cuya casa se conoció la pareja una noche de 1944.

La belleza unida a la inteligencia de la entonces jovencita de 23 años cautivó a Borges, que vivía con su madre y era un cuarentón soltero pero famoso cuando empezó a cortejarla.

Mi esposa Silvina Ocampo -recordó Bioy- me anticipó al presentarme a Estela: Vas a conocer a la chica más linda de Buenos Aires y tenía razón . Entre él y ella nació una relación amorosa alimentada por el interés común hacia la literatura, y junto a cartas de amor, así como la dedicatoria de El Aleph -uno de sus mejores relatos- Borges llegó a escribirle: Te debo las mejores y las peores horas de mi vida y eso es un vínculo que no puede romperse. Además, te quiero mucho .

La pareja dividía sus horas compartidas entre la pertenencia al grupo literario Sur y las prolongadas caminatas nocturnas hasta el barrio de San Telmo, el más viejo de Buenos Aires.

La madre de Borges se preocupaba porque salía con Estela, pero no porque ejerciera un dominio sobre su hijo sino porque él era ciego , sostuvo Bioy.

El autor de Historia universal de la infamia inclusive propuso matrimonio pero a ella no le gustaba como hombre para casarse y para que la negativa fuera menos dura respondió con una idea de George Bernard Shaw , reveló el crítico Hugo Becacese. Le contestó que antes de casarse tenían que acostarse y como Borges tenía problemas para ir con una mujer a la cama no lo hizo , añadió.

El episodio, según Becacese, derivó en una consulta de Borges al psicoanalista, que tuvo un resultado positivo porque después del tratamiento ganó confianza y hasta se atrevió a hablar en público y dar conferencias .

La fama y el reconocimiento acompañaron al escritor desde entonces hasta su muerte en 1986, en Ginebra, Suiza.

Las intimidades del vínculo que unió a Estela Canto con él fueron sacadas a la luz en 1990, cuando ella publicó el libro Borges a contraluz, que está agotado y se convirtió en un éxito de ventas.

Al aclarar los supuestos de la relación, afirmó que nunca fueron novios , pese a la insistencia de él por presentarla en sociedad de esa manera, y aseguró que nunca mantuvieron relaciones sexuales.

También manifestó que Beatriz Viterbo, el personaje de El Aleph estaba inspirado en ella, que había puesto la virilidad de Borges en el tapete.

Las confesiones de la escritora desencadenaron una polémica nacional y los fanáticos borgeanos nunca le perdonaron haber esgrimido cierto impudor, con tal de recuperar el brillo mundano que ya había perdido.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
12 de junio de 1994
Autor
AFP

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad