Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

RENÉ HIGUITA SE SALVÓ POR UN PELO...

El viernes 4 de junio los peluqueros de la Cárcel Nacional Modelo se quedaron con los crespos hechos. La duda era si, como suele ocurrir con los nuevos internos que ingresan a prisión, debían cortar o no con sus tijeras la melena que hizo famoso al ex portero de la Selección Colombia de Fútbol, René Higuita. Por eso nadie se atrevió ni siquiera a insinuarlo.

Al parecer, la conclusión preliminar es que los cuatro reclusos que laboran como peluqueros del penal hicieron bien en abstenerse de dar cualquier paso.

El corte de cabello del ex arquero titular del Atlético Nacional podría llegar a los altos tribunales de Justicia.

Los abogados de René Higuita están dispuestos a llegar a los tribunales para evitarlo, y el Gobierno a través de funcionarios subalternos de prisiones habría realizado ya algunas consultas.

Todo empezó cuando el director de la cárcel, para ese entonces el mayor Yofre Quevedo, consultó verbalmente a la dirección del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (INPEC), si se debía o no efectuar el corte del pelo al jugador.

De esta forma el asunto de la peculiar cabellera fue tomando una dirección particular. El Instituto estuvo a punto de ordenar, sin contemplación y con código penitenciario en mano, el corte inmediato de los cabellos negros y rizados del portero.

Sin embargo, algún funcionario alcanzó a detener la acción de las tijeras y lanzó un complejo interrogante: Y si se violan derechos constitucionales de Higuita? La duda empezó a rondar en las cabezas de los funcionarios del INPEC.

Al final, el asunto avanzó. La semana pasada el INPEC hizo una consulta a un funcionario de la Procuraduría General de la Nación para establecer si se incurriría o no en violación de los derechos fundamentales del jugador al obligarlo a cortarse el cabello.

El corte, a la Corte? La consulta tenía como epicentro establecer si eventualmente podrían vulnerarse los derechos constitucionales al libre desarrollo de la personalidad o a la intimidad, derechos fundamentales consagrados en la Constitución.

La consulta aún no habría tenido una respuesta concreta, y por lo pronto nadie en el INPEC se atreve a sentenciar en favor del uso de las tijeras.

Si se ordena peluquear dijo ayer a EL TIEMPO un funcionario del Instituto se puede atentar contra sus derechos, por eso se consultó a la Procuraduría.

El corte del cabello, añadió, es una cuestión que está estipulada en el régimen penitenciario, pero estamos estudiando el caso .

Las dudas habrían llevado a los funcionarios de prisiones a sugerir también una consulta ante la Corte Constitucional o ante el Consejo de Estado, a fin de someter a un juicio final la suerte de la cabellera de Higuita.

El INPEC sólo espera ahora que haya un concepto favorable al régimen carcelario, que ordena el corte de pelo a todas las personas que ingresan a prisión.

Ayer, EL TIEMPO consultó el asunto con los abogados de Higuita y estos no dudaron en advertir que acudirán a cualquier instancia judicial antes de permitir una eventual violación de los derechos a la personalidad y la intimidad del ex arquero de la Selección Colombia.

Con todo, lo cierto es que si el juicio culmina a favor de las tijeras, Higuita habrá perdido la partida que apostó al jugador del América de Cali Leonel Alvárez sobre quién sería el primero en cortarse su respectiva cabellera.

Se espera que eso no vaya a suceder argumentan los abogados defensores porque cada persona tiene derecho a su personalidad y el cabello de Higuita es claramente una parte de ella. Si se lo quitan, se viola el derecho de la dignidad humana .

Ayer, a las 8 de la mañana, Higuita aún con su cabellera fue llevado a la Fiscalía Regional de Bogotá para la ampliación de la indagatoria, realizada al jugador el pasado 4 de junio, día en que fue capturado.

Fuentes de entero crédito dijeron que Higuita reiteró que no conocía a la persona a la que le hizo entrega del dinero del rescate, y afirmó que eventualmente podría suministrar rasgos superficiales del sindicado.

El jugador dijo, además, que no puede suministrar las características físicas del hombre que recibió el dinero en razón a que se encontraba en un estado de angustia.

Luego de la diligencia Higuita abandonó las instalaciones de la Fiscalía y salió hacia la prisión. Por ahora la peluquería de la Cárcel Modelo espera...

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
25 de junio de 1993
Autor
MILLER RUBIO

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad