Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

CON LOS ÓRGANOS INVERTIDOS

Como le ocurre a cualquier ser humano, el corazón de Natividad Cantillo se ha emocionado por las cosas buenas y malas que le ha deparado la vida. La diferencia es que ese palpitar agitado ella no lo siente más fuerte en el lado izquierdo de su pecho, como casi todos los humanos, sino en el derecho. El corazón de esta mujer de 50 años está situado hacia ese costado.

Como le ocurre a cualquier ser humano, el corazón de Natividad Cantillo se ha emocionado por las cosas buenas y malas que le ha deparado la vida. La diferencia es que ese palpitar agitado ella no lo siente más fuerte en el lado izquierdo de su pecho, como casi todos los humanos, sino en el derecho. El corazón de esta mujer de 50 años está situado hacia ese costado.

El caso le fue notificado hace dos meses por médicos del Hospital Departamental de Sabanalarga, quienes no salían de su asombro al ver que no solo el corazón había caprichosamente cambiado de lugar, sino también el bazo, el hígado y la vesícula biliar.

De acuerdo con el médico radiólogo Jorge Llinás García, esta extraña patología es conocida como situs inversus y la literatura médica ha reportado pocos casos.

"La paciente llegó al hospital presentando dolor tipo cólico en el lado izquierdo. El médico general le mandó una ecografía con la que nos dimos cuenta que la vesícula y el hígado están en el lado izquierdo y el bazo en el derecho, o sea que hay una transposición de órganos.

Luego le tomamos una placa del tórax y encontramos el corazón en el lado derecho", explicó Llinás. El corazón humano está situado hacia el centro del área toráxica, aunque se siente más fuerte en el lado izquierdo.

Los médicos se encontraban aún más asombrados con los resultados de las placas, ya que la paciente presentaba cálculos vesiculares. "Casi nunca se ha dado esta combinación, dado que la particular ubicación de la vesícula impide la formación de cálculos", agregó Llinás.

La mujer, quien vive en la zona rural del corregimiento de Rotinet (Atlántico), fue intervenida quirúrgicamente en el Hospital Departamental de Sabanalarga a mediados de mayo pasado para extraerle la vesícula biliar.

Pese a que Natividad Cantillo tiene sus órganos traspuestos, su vida se ha desarrollado en forma normal. Se casó y tuvo tres hijos, y ha gozado de buena salud hasta el punto de que nunca había requerido ecografías o radiografías por algún malestar.

De acuerdo con la literatura médica, para esta enfermedad hay una predisposición genética. Su formación se da durante la etapa embrionaria.

El situs inversus se asocia con relativa frecuencia a poliesplenia (la presencia de varios bazos, o bien, varias masas pequeñas de bazo que sustituyen al bazo normal) y a pacientes con atresia (oclusión de una abertura natural) biliar.

La presencia de cálculos en la vesícula biliar en pacientes con situs inversus total es poco frecuente y puede plantear problemas de diagnóstico.

Pinar y Rogers han descrito un nuevo síndrome en el cual el situs inversus total se combina con displasia (desarrollo anómalo de tejidos u órganos) renal bilateral, y fibrosis (proliferación del tejido conectivo fibroso) multisistémica. El situs inversus parcial puede pasar desapercibido por ser asintomático.

Este caso será presentado en el Congreso Nacional de Cirugía a realizarse en Cartagena.

Foto Carlos Capella.

En un chequeo realizado en el Hospital Departamental de Sabanalarga fue descubierto este caso de situs inversus.

- Natividad Cantillo

Publicación
eltiempo.com
Sección
Otros
Fecha de publicación
22 de junio de 2002
Autor
DUVIS FERNANDEZ G. EL TIEMPO CARIBE

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad