PRIMÓ ACUERDO SOBRE LO FUNDAMENTAL : GÓMEZ

PRIMÓ ACUERDO SOBRE LO FUNDAMENTAL : GÓMEZ

El copresidente de la Asamblea, Alvaro Gómez Hurtado, dijo ayer en la clausura de sesiones de la Constituyente, que la nueva Carta política no es el fruto de imposiciones. Nadie puede considerarse vencido por ella. Ni siquiera quienes han mantenido reticencias o quienes procuraron su fracaso , dijo Gómez durante su breve intervención.

5 de julio de 1991, 05:00 am

Hemos manejado una extraordinaria potencia, con toda responsabilidad. Como lo prometimos. Primó siempre el ánimo de acuerdo. Ese acuerdo sobre lo fundamental que ha sido nuestra propia propuesta y nuestro desvelo , señaló Gómez.

Sostuvo que toda Constitución es un principio. Aquí, hoy nace algo. Hemos creado conceptos básicos sobre el Estado, hemos fundado instituciones .

A los derechos establecidos de antaño, que conocemos de memoria, agregamos otros explícitos, rotundos, para señalar que cuando se violaron las garantías sociales, ello se hizo contra nuestro querer, contra la voluntad de la gente sencilla , dijo Gómez.

El dirigente de Salvación Nacional agregó que en la nueva Constitución se respetaron los valores de siempre, los que nos han permitido ser una democracia, los que hicieron posible la convivencia, a pesar de las provocaciones inclementes de una violencia política injustificada. Hemos hecho un tácito homenaje a los constituyentes de 1886 .

Señaló que ahora necesitamos el respaldo de la opinión. Porque la Constitución, al afianzarse, al desarrollarse, se sigue haciendo así misma. Esa es la nueva política, limpia, creadora. Sí. Hemos creado, en el escenario de la vida civil, múltiples oportunidades de empezar de nuevo .

Gómez hizo un recuento de las reformas que se introdujeron a la administración pública, en busca de su saneamiento, al Congreso, a la Justicia, a la Carta de Derechos Humanos.

Colombia es un país joven que tiene que ensayar. Debe ensayar. No puede limitarse a las únicas oportunidades que no tengan peligro. Porque los peligros se nos vinieron encima, y para contrarrestarlos no bastan las posturas timoratas , advirtió.