Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Mención de Chávez a "paramilitares" enfureció a Uribe, aseguran fuentes venezolanas

"íYo no soy un matón, no soy un paramilitar!", habría respondido "enfurecido" Uribe cuando Chávez reclamó que su vida había estado en peligro por grupos de hasta 300 paramilitares colombianos.

Tal como ya se lo habían contado a EL TIEMPO testigos del incidente, el hecho se produjo inmediatamente después del almuerzo de los mandatarios asistentes a la Cumbre de Río. Para ese momento los jefes de Estado fueron trasladados a otro salón en lo que llamaron un "retiro", es decir una reunión sin cámaras de video, fotográficas o grabadoras de audio.

Según las fuentes venezolanas, "Uribe estuvo callado en el almuerzo y después pidió la palabra para acusar a Venezuela de aplicar un bloqueo comercial a Colombia, equiparándolo con el bloqueo estadounidense a Cuba".

Siguiendo con la versión de estos responsables diplomáticos, que coincide con lo que ya había contado EL TIEMPO, Chávez respondió con cifras sobre el intercambio bilateral y "subrayó que durante su gobierno el flujo comercial se multiplicó pese a los problemas".

"Entonces, Chávez hizo la mención al tema paramilitar y ahí Uribe se volvió loco. Interrumpía a Chávez y lo increpaba a medida que iba diciendo cosas hasta que se paró y respondió que él no era un paramilitar", dijeron las fuentes del país vecino.

Testigos del incidente le contaron a EL TIEMPO que Uribe le ripostó haciendo claridad respecto a que una amenaza de ese calado nunca ha ocurrido, ni por parte de su Gobierno ni de los organismos de seguridad colombianos. "Eso es muy grave", exclamó Uribe.

Chávez amenazó con irse, y ante esta acción el presidente Uribe le respondió: "Sea varón y quédese a discutir de frente".

Pero no paró ahí. Lo increpó diciéndole que "¡a veces usted insulta en la distancia, pero cuando está cara a cara no hablamos!".

"Vete al carajo" le espetó Chavez al presidente colombiano, dijeron los asistentes.

Otras fuentes que asistieron al almuerzo explicaron que el presidente cubano, Raúl Castro, que asiste a su primera cumbre del Grupo de Río, tuvo que mediar entre los mandatarios colombiano y venezolano para poner fin a la discusión.

Entre otros, estaban los presidentes de Brasil, Luis Inacio Lula; de República Dominicana, Leonel Fernández; de Ecuador, Rafael Correa; el presidente del BID, Luis Alberto Moreno, y por supuesto, Hugo Chávez.

El secretario de prensa de la Presidencia colombiana, César Mauricio Velásquez, indicó que se trató de un incidente menor, y que en la declaración final de la cumbre del Grupo de Río se aprobaron dos puntos en los que los países de la región se comprometen a "acompañar el proceso de integración y de amistad" entre Colombia y Venezuela.

Presidente dominicano encabeza grupo mediador

Tras este altercado se decidió que el presidente de República Dominicana, Leonel Fernández, coordinará un grupo de países amigos que mediará entre Venezuela y Colombia.

"Hemos abierto un espacio en el marco de esta Cumbre de la Unidad con el fin de ayudar a dirimir las diferencias entre países hermanos de manera razonable", dijo el presidente mexicano Felipe Calderón en conferencia de prensa conjunta con Fernández.

"Estoy seguro que las naciones hermanadas de Colombia y Venezuela, y todas las naciones integrantes de esta nueva comunidad habrán de encontrar el camino para dirimir y resolver sus diferencias", dijo Calderón.

Por su parte, Fernández destacó que el objetivo de la cumbre de Cancún fue "avanzar en la articulación" de un nuevo mecanismo de concertación política para solucionar diferencias como las que se presentan entre Colombia y Venezuela.

Altercado dejó resultados positivos: Jaime Bermúdez

Jaime Bermúdez consideró que la discusión entre los presidentes fue algo anecdótico y que lo importante es la creación de un mecanismo de discusión con la ayuda de varios países del Grupo de Río.

Fue "un debate muy álgido que a la postre terminó con una conclusión muy positiva, y es un grupo de trabajo en el Grupo de Río para ver cómo se organiza este diálogo entre Colombia y Venezuela para resolver los temas de fondo", dijo el canciller colombiano.

Uribe y Chávez aceptaron doble mediación para resolver crisis con Ecuador y Venezuela

Luego de que el presidente colombiano concluyera la reunión con el presidente ecuatoriano Rafael Correa, le confirmó a la prensa que hay un acuerdo para que se conformen dos grupos de países del Grupo de Río con la misión de recomponer las relaciones Colombia­-Ecuador y Colombia-Venezuela.

Para resolver las dificultades del eje Uribe-Chávez, se establecieron  dos puntos. El primero fue el cese inmediato de cualquier declaración pública por parte de cualquiera de los presidentes y otros funcionarios, que puedan afectar las relaciones bilaterales.

"El Gobierno de Colombia acepta el acuerdo que ha propuesto el Grupo de Río, presidido por el Presidente de México", en alusión a este grupo de amigos",dijo Uribe.

Y Chávez por su parte, manifestó: "Yo dije que estoy de acuerdo que se conforme un grupo de amigos y que recuperemos la confianza y unas relaciones transparentes unas relaciones de cooperación, eso es necesario. "Nosotros ponemos toda la buena fe en esa dirección de relajar las tensiones".

NELSON ENRIQUE PARRA
Enviado especial de ELTIEMPO
CANCÚN
Con información de EFE y AFP

Publicación
eltiempo.com
Sección
Política
Fecha de publicación
22 de febrero de 2010
Autor

Publicidad

Paute aqu�