Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

El asesinato del coronel Valdemar Franklin Quintero; habla su esposa

A escasas dos semanas de que ocurriera el magnicidio de Luis Carlos Galán, el coronel Quintero sostuvo con su esposa Leonor Cruz la conversación que definiría su destino.

El oficial, que guardaba siempre en el bolsillo del uniforme escapularios e imágenes religiosas que sus amigos le obsequiaban, se sentó a la mesa con ella y le explicó por qué no iba a tener guardaespaldas, pese a las circunstancias y a lo que doña Leonor le pedía. Después de un bombazo que estremeció a Medellín, el coronel Franklin (ascendido postumamente a general) ya había desistido del servicio de escoltas.

"Me tomó la mano y me dijo: 'Mira Leito, si el que está aquí no me protege (Jesús), no me protege nadie. Por mí no tienen por qué quedar niños huérfanos. Soy yo el que estoy dando las órdenes en esta confrontación", cuenta la viuda del oficial, quien fue uno de los abanderados de la guerra al narcotráfico, y que fue asesinado el mismo día del magnicidio de Galán.

A las 6:18 de la mañana de ese viernes 18 de agosto de 1989, en una calle de Medellín, ocho sicarios, armados con ametralladoras, aprovecharon que el coronel Franklin se detuvo en un semáforo en rojo y le dispararon.

Su esposa asegura que él era consciente de lo que significaba en ese momento la guerra contra la mafia y por ello prefirió no ir escoltado para no exponer la vida de sus policías. Pese a esto, dos de ellos resultaron heridos.

Sin embargo, afirma que al oficial no lo asesinaron por proteger a Luis Carlos Galán. "Sí recibió la información de un atentado que le iban a hacer (a Galán) y obviamente actuó para protegerlo. Pero murió fue por cumplir con su deber. Él combatió toda la delincuencia".

Y es que el coronel Franklin -resalta su esposa- hizo lo que nunca antes habían hecho las autoridades en Medellín y Antioquia. "Entrar a sus propios terrenos (los del narcotráfico) y combatirlos".

El día de su muerte iba a realizar varias capturas y a ocupar otro laboratorio de droga. Por si fuera poco, Franklin le propinó uno de los más duros golpes a la mafia al capturar a Freddy Rodríguez, hijo de Gonzalo Rodríguez Gacha, 'el Mejicano'.

También capturó a uno los 'paras' del Magdalena Medio: 'Vladimir', reponsable de la masacre de La Rochela. Ahora, 20 años después del asesinato del coronel Franklin, el crimen, como el de Galán y muchos más, está en la impunidad.

REDACCIÓN JUSTICIA

Publicación
eltiempo.com
Sección
Justicia
Fecha de publicación
14 de agosto de 2009
Autor

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad