Cerrar

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Recuperan 15 piezas en oro de orfebrería precolombina

Una llamada de un informante permitió que agentes de la Dijín incautaran en el norte de la ciudad, en el sector de Unicentro, las piezas, que serían comercializadas en el exterior.

La operación se realizó la semana pasada, y tras un minucioso estudio por parte de expertos del Instituto Colombiano de Antropología e Historia (Icanh) se comprobó ayer que las piezas son originales y que pertenecen a las culturas Sinú, Tayrona, Calima, Muisca y Pijao. Otras 10 piezas también fueron decomisadas, pero se estableció que son imitación.

Según la Dijín, un hombre y una mujer de avanzada edad llevaban las piezas que al parecer iban a ser comercializadas.

"La forma de traficar consistía en hacer un traspaso ilegal de las piezas del tenedor autorizado por el Icanh, argumentando insuficiencia de recursos económicos para su mantenimiento, a un nuevo poseedor,  quien en realidad resultaba ser un coleccionista", señaló la Dijín a través de su departamento de Patrimonio Cultural.

El Ichan certifica a personas con piezas originales si se comprometen con su cuidado y conservación. En este momento, cerca de 100 mil bienes arqueológicos están en manos de personas naturales con su debida certificación.

La investigación de la Dijín señala que  dichas piezas, en oro fino, oro bajo y tumbaga (aleación de oro, plata y cobre), iban a ser comercializadas en reconocidas casas de subastas de Europa, Norteamérica y por Internet. El precio base con que iban a ser subastadas era de 700 mil dólares.

Las dos personas sorprendidas con los bienes no fueron detenidas, pues según explicaron las autoridades el código penal no establece una pena por este delito, pese a que la venta de bienes arqueológicos y culturales está prohibida.

El martes pasado, en el primer corte de cuentas del Convenio Interadministrativo para contrarrestar el tráfico ilícito de bienes culturales, al que pertenecen 13 entidades públicas y privadas entre ellas la Dijín y el Ichan, la Fiscalía planteó la creación de un código penal para frenar este delito.

Según señaló el ente investigador, el proyecto está en proceso de análisis y  será presentado al Ministerio del Interior y de Justicia para su trámite.

En el mismo balance, siete municipios lanzaron un S.O.S porque según  dijeron tienen serios problemas para proteger y conservar los bienes considerados como patrimonio nacional.

La administración de Florencia denunció, por ejemplo, que "ha sido objeto de vandalismo" el patrimonio arqueológico los petroglifos del Río Hacha, en el Puente del Encanto. El municipio de Villavieja (Huila) informó que ante las dificultades para prestar protección fueron saqueados los hipogeos en el resguardo indígena Pijao Páez y en la ribera del Río Magdalena.

En ese mismo departamento, el alcalde de Pitalito reportó, por su parte, 231 piezas arqueológicas y manifestó que tiene "grandes dificultades para la conservación de estos elementos por carecer de un sitio con las condiciones técnicas". Y el alcalde de Yolombó (Antioquia) señaló que "algunos bienes, parte del patrimonio cultural mueble" se han perdido.

Los casos que más preocupan a la Procuraduría son los de Tópaga y Sutatenza (Boyacá) y Segovia (Antioquia), en donde se solicitó la intervención inmediata del Convenio para frenar el saqueo y destrucción de los bienes.

"El municipio de Segovia fue habitado en la época precolombina y prehispánica por los indios Tahamies y Yamesies, cuyos elementos enterrados siguen siendo objeto de guaquería, información que amerita la urgente intervención", señaló la Procuraduría.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Justicia
Fecha de publicación
17 de septiembre de 2008
Autor

Publicidad

Paute aqu�

Patrocinado por: