Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Recorrido por el río Salitre hizo la secretaría Distrital de Ambiente para verificar su estado

Vertimiento de aguas residuales, exceso de material orgánico y baja velocidad por las bajas pendientes, fueron algunos de los problemas que encontró la entidad.

El río tiene una longitud de 21.56 kilómetros. Nace en el Parque Nacional y desemboca en el río Bogotá.

Este es el segundo recorrido que hace la Secretaía Distrital de Ambiente (SDA) por los ríos de la ciudad. La semana pasada, lo hizo por el río Fucha y esta semana lo hará por el Tunjuelo.

El Salitre nace, con el nombre de quebrada Arzobispo, al oriente de la Avenida Circunvalar, en el Parque Nacional, . Allí, sus cristalinas aguas y cascadas son decoradas por una espesa vegetación. En este punto, la SDA tiene dispuesta una estación de monitoreo de la calidad del agua.

"Este tipo de recorridos son importantes para la entidad y para la ciudad en general, ya que viendo el estado de cada uno de los ríos podemos establecer cuáles son las acciones más urgentes a realizar. De esta forma invertiremos los 22.036 millones de pesos dispuestos en el Plan de Desarrollo", aseguró Juan Antonio Nieto Escalante, Secretario Distrital de Ambiente.

Entre la Carrera 7ª y la Circunvalar, la basura y algunos vertimientos empiezan a deteriorar las cristalinas aguas del Arzobispo. En el recorrido se visualizaron zapatos, plásticos y hasta ropa interior. El barrio El Paraíso vierte sus aguas residuales en este río, al igual que los baños del Parque Nacional.

"Los fines de semana se puede observar la gran cantidad de vertimientos provenientes de los baños del parque. En cuanto a los asentamientos ilegales, necesitamos trabajar de una forma conjunta entre varias entidades, como el Acueducto y las Alcaldías Locales", dijo Octavio Reyes, jefe de la oficina de control de calidad y uso del agua de la SDA.

La entidad dividió al Salitre en cuatro tramos para realizar su visita. El primero comprendido entre el nacimiento del Arzobispo y la carrera 7ª, el segundo entre la 7ª y la Carrera 30, el tercero desde la 30 hasta la Calle 80, y finalmente entre la 80 y la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR) El Salitre. Este río recorre las localidades de Usaquén, Suba, Chapinero, Barrios Unidos, Engativá y una pequeña porción de Teusaquillo.

Canalización y pérdida de velocidad

Comenzando el segundo tramo, de la limpia y cristalina quebrada Arzobispo vista metros arriba no queda nada. A esta altura el río es totalmente canalizado, y recibe a varios indigentes, quienes disponen sus cambuches bajo la carrera 13 y la Avenida Caracas, arrojando desperdicios al canal.

La gran mayoría del recorrido, que duró aproximadamente 10 horas, la lluvia no permitió establecer si los interceptores y alivios construidos por la Empresa de Acueducto y Alcantarillado estaban funcionando efectivamente. El Salitre tiene un área de drenaje de 13.964 hectáreas, localizada en el sector centro - norte del Distrito Capital.

"Estas estructuras hacen parte de la red de alcantarillado, y vierten aguas lluvias al Salitre. Igualmente en la Carrera 24 con Calle 45 existen vertimientos de aguas residuales provenientes de la red de alcantarillado. La SDA está tratando de establecer unos criterios ambientales para poder mitigar estos vertimientos", afirmó Reyes.

Al frente del Estadio El Campín, y por toda la mitad de la Carrera 30, el Salitre aumenta su tamaño, pero reduce su velocidad, provocando la acumulación de basuras y la sedimentación de sus aguas. En este punto existen varios vertimientos de aguas domésticas, y hay una división: las aguas pluviales drenan hacia el Salitre, y las sanitarias hacia el Fucha.

Entre ríos y Calle 80: sectores críticos del Salitre

Las bajas pendientes del Salitre ocasionan que la velocidad se disminuya drásticamente, generando problemas de sedimentación y de descomposición orgánica. El material que se deposita al río se empieza a descomponer, razón por la cual el sector comprendido entre el barrio Entre Ríos y la Calle 80 presente olores fétidos.

"Esta cuenca es la primera que cuenca con obras de saneamiento totales. El agua transportada por los interceptores construidos son tratadas el la PTAR del Salitre, cerca al río Bogotá. En este punto la SDA hará una gestión efectiva para que estas aguas vayan dentro de los tubos construidos, y no por el río", advirtió Nieto Escalante.

A la altura de la Avenida 68, el Salitre recibe las aguas de los canales de Río Negro y Río Nuevo, que transportan las aguas del norte y la zona de apartamentos de Metrópolis respectivamente.

"Estos dos canales disminuyen aún más la velocidad del río, debido a su carga contaminante. Lo que la SDA tiene previsto es encauzar las aguas residuales por dentro de las alcantarillas. Esto es lo más urgente dentro de las acciones prioritarias a seguir por parte de esta administración", explicó Reyes. 

Desde la Avenida 68 hasta el humedal Juan Amarillo (Carrera 97 - localidad de Suba), el panorama mejora un poco por la construcción de senderos y ciclorutas. El olor se disipa y, según los habitantes del sector, es posible ver avifauna como garzas y lechuzas. Existen algunos asentamientos de zorreros e indigentes en esta zona. En este tramo el Salitre es llamado río Juan Amarillo.

Justo atrás del Club Los Lagartos, el Salitre recibe aguas del vertedero de los lagos de este club, el cual drena las aguas del humedal Córdoba y de algunas canales adyacentes. "Estas aguas producen un efecto positivo al Salitre, ya que hay una dilución importante", aseguró Reyes.

El vecino más cercano al humedal Juan Amarillo es el Salitre. En este recorrido se pueden observar las dos caras de la moneda: recuperación ecológica en el humedal, y basuras y contaminación en la ronda del río. Tinguas en un extremo y perros y roedores al otro. El brazo del humedal, un canal de aguas residuales provenientes de Tibabuyes, vierte sus aguas al Salitre en este punto.

El Salitre desemboca sus aguas en el río Bogotá cerca a la PTAR del Salitre. Varios barrios ilegales, comunidades de zorreros y olores fétidos rematan el panorama del Salitre. "En este punto el río ha recogido la totalidad de la carga contaminante vertida, entregando sus aguas tratadas al río Bogotá", finaliza Reyes.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Bogotá
Fecha de publicación
14 de julio de 2008
Autor

Publicidad

Paute aqu�