Iglesia y Corte Constitucional arremeten contra fallas en la salud

Iglesia y Corte Constitucional arremeten contra fallas en la salud

Para ambas instituciones, en regiones como Chocó no se garantiza el servicio efectivo a la gente.

Iglesia y Corte Constitucional arremeten contra fallas en la salud
6 de julio de 2016, 04:19 am

La Iglesia católica y la Corte Constitucional emitieron en los últimos días fuertes llamados de atención a las autoridades de salud por la falta de calidad y oportunidad de los servicios, que afectan a usuarios del sistema en el país.

Este martes, durante el segundo día de la asamblea plenaria del Episcopado de Colombia, el cardenal Rubén Salazar lanzó un llamado de “humanidad y respeto” a los operadores de la salud y a la red hospitalaria para que presten mejores servicios. “Es indudable –dijo Salazar– que la inmensa mayoría de la población tiene dificultades para acceder rápida y efectivamente a la salud que necesita. Hay que hacer un llamamiento profundo a las IPS y EPS para que tomen conciencia de la dignidad de la persona, sobre todo durante la enfermedad, uno de los percances más duros de la vida”.

Para el también arzobispo de Bogotá, uno de los mayores problemas del sistema de salud es la corrupción. “Muchos de los recursos destinados a la salud van a parar a los bolsillos de particulares, que se apropian de ese dinero”.

Monseñor Darío Monsalve, arzobispo de Cali, también se manifestó por la mala prestación del servicio de salud en el Valle del Cauca, a propósito de un video que circuló por redes sociales en el que una mujer rogó, en un centro asistencial de Cali, ser operada de un cáncer de estómago, que le producía dolores insoportables. Una hora después de grabar la denuncia, murió. (Lea también: Corte pide al Presidente medidas urgentes por crisis de salud en Chocó)

Al parecer la mujer había visitado varias clínicas, sin obtener respuesta.

“La crisis de la salud se ha convertido en una tragedia humanitaria en el Valle –dijo monseñor Monsalve–.
Basta ver estos casos o ir al Hospital Universitario para darse cuenta del horror que significan la corrupción en el sector salud y la pérdida de los presupuestos. A los pobres los están sepultando en vida”.

A los reclamos de la Iglesia se sumó un auto de la Corte Constitucional, mediante el cual les exige al Presidente de la República, al Gobernador del Chocó y al Alcalde de Quibdó tomar medidas frente a la crisis de la salud en ese departamento y la grave situación por la que atraviesa el hospital San Francisco de Asís.

Este pronunciamiento se produjo, según la Corte, en vista de que autoridades como la Supersalud y el Ministerio de Salud "no han garantizado a esa población el goce efectivo de su derecho a la salud".

Con este auto, la Corte también negó la solicitud de la Supersalud de prorrogar los plazos que esta le había fijado para resolver los problemas del hospital y, por extensión, los de la salud del Chocó.

Al respecto, monseñor Juan Carlos Barreto, arzobispo de Quibdó, dijo que en febrero, junto con las diócesis de Istmina-Tadó y Apartadó enviaron una comunicación al presidente Santos para comentarle sobre la mala prestación del servicio de salud en el Chocó, “pero esta aún no ha sido respondida”, dijo. E insistió en que en Quibdó la atención es mala y que en los sectores rurales no hay centros de salud. “Estamos privados hasta del servicio médico básico”, agregó.

El supersalud, Norman Julio Muñoz, aseguró que este tema no es ajeno a la entidad: “Para nosotros ha sido prioritario; en los últimos tiempos se han puesto en marcha medidas estructurales para solucionar un problema tan grave como el del Chocó”, dijo.

No obstante, agregó que “el auto de la Corte nos tomó por sorpresa, nos obliga a tomar decisiones que daremos a conocer en breve”.

JUSTICIA