Pedir datos personales sobre uniones gay viola la intimidad: Corte

Pedir datos personales sobre uniones gay viola la intimidad: Corte

Tribunal constitucional advirtió a la Procuraduría que pedir "datos sensibles" es una intromisión.

Pedir datos personales sobre uniones gay viola la intimidad: Corte
18 de junio de 2015, 11:35 pm

Al revisar una tutela, la Corte Constitucional advirtió a la Procuraduría que la Circular 013 de 2013 que emitió el Ministerio Público con la que ordenó a procuradores regionales y provinciales remitir información semanal sobre solicitudes de uniones solemnes, va en contra de la intimidad y los derechos al habeas data.

Esta circular fue emitida por la Procuraduría luego de que el Congreso hundiera el proyecto de ley con el que se buscó regular las uniones del mismo sexo.

Este trámite en el legislativo se hizo tras la orden de la Corte Constitucional en la que en su histórica sentencia (C-577 de 2011) fijó como límite el 20 de junio de 2013 para emitir una normatividad. De no hacerlo quedaría en firme lo dispuesto por el alto tribunal para solemnizar uniones del mismo sexo en notarías y juzgados. 

Para el alto tribunal, con ponencia de la magistrada María Victoria Calle, la solicitud de información personal que quedó estipulada en la Circular “constituye una intromisión arbitraria a la intimidad de las parejas, en especial, con informaciones que a su juicio dan cuenta de “datos sensibles””.

En el proceso, la pareja de mujeres que interpuso la tutela, indicaron que la Circular de la Procuradora Delegada para Asuntos Civiles también pedía enviar al Ministerio Público una “copia de cada una de las solicitudes de matrimonio y unión solemne”.

Además, reseñan en el proceso que una solicitud similar ya había sido elevada por la Procuradora Delegada para la Infancia, la Adolescencia y la Familia.

La Corte decidió proteger los derechos de las tutelantes y envió una advertencia a la Procuraduría para que “tome las medidas adecuadas y necesarias para garantizar la confidencialidad y la seguridad de los nombres” de quienes quieran solemnizar uniones del mismo sexo.

“La Procuraduría General de la Nación podría llegar a afectar por vía general los derechos a la intimidad, a la igualdad, a la no discriminación, así como el acceso a la justicia de la accionante y de su pareja”, dice la sentencia.

Luego, el alto tribunal agrega que esta información debe tratarse de manera restrictiva y guardando principios de seguridad y confidencialidad.

JUSTICIA