Rodrigo Escobar Gil, otro magistrado enredado en escándalo de la Corte

Rodrigo Escobar Gil, otro magistrado enredado en escándalo de la Corte

Ha sido mencionado como el intermediario entre la firma Fidupetrol y la Corte Constitucional.

9 de marzo de 2015, 03:27 pm

El nombre del exmagistrado Rodrigo Escobar Gil ha vuelto a sonar en medio del escándalo de corrupción que sacude a la Corte Constitucional. 

Escobar ha sido señalado por el abogado Víctor Pacheco como la persona que supuestamente trató de mediar ante sus excolegas en la Corte Constitucional para que favorecieran en una tutela a la firma Fidupetrol, a la que él asesoró jurídicamente.

Escobar conocía a los magistrados de la Corte Constitucional a la que llegó en el 2001 y de la que se retiró en el 2009. De ese alto tribunal fue presidente entre febrero del 2007 y febrero del 2008.

En un comunicado del 2 de marzo pasado, el exmagistrado asegura que mientras estuvo en este alto tribunal actuó "con apego a la Constitución". Cuando terminó su periodo en esa Corte, tal y como lo reconoce en el comunicado, volvió a ejercer como abogado particular. Entre tanto fue contactado por el presidente de Fidupetrol, Guillermo Caballero Lozano, quien le pidió que lo asesorara con la tutela que había llegado a la Corte Constitucional.

Pese a esa asesoría, Escobar dice que nunca figuró como apoderado judicial de la firma y asegura que jamás intermedió ante sus colegas para que beneficiaran a la empresa para la que trabajaba.

De ese contrato se ha conocido que fue un negocio por prestación de servicios y que en el objeto del contrato se planteó que el exmagistrado se comprometía a "plantear la estrategia jurídica" de defensa del organismo, a cambio de 200 millones de pesos de cuota inicial y otros 200 millones como prima de éxito.

Escobar, abogado, egresado de la Universidad Javeriana y doctor en Derecho Administrativo de la Universidad Complutense de Madrid, fue elegido en el 2009 como miembro de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para el periodo 2010 y 2014. Su elección se produjo en el 39 período de sesiones de la Asamblea General de la OEA, en San Pedro Sula, Honduras.

Escobar también se ha desempeñado como consultor internacional del Banco Interamericano de Desarrollo y fue miembro del Comité de Derechos Humanos de la Facultad de Derecho de la Universidad Sergio Arboleda y del Comité Preparatorio del Instituto de Derechos Humanos de la misma universidad.

En el 2008, cuando era magistrado de la  Corte Constitucional, su nombre estuvo sonando como candidato para el cargo de Procurador General, en reemplazo de Edgardo Maya Villazón. Aunque muchos daban como fija su postulación por el Gobierno y su elección en el Senado, Escobar se cansó de esperar el guiño del expresidente Álvaro Uribe. 

Escobar es primo hermano de José Alfredo Escobar Araújo, expresidente del Consejo Superior de la Judicatura, quien ha sido investigado por tráfico de influencias. El caso se relaciona con unos audios en los que la esposa de Escobar Araújo le agradecía al polémico empresario Giorgio Sale, recién fallecido, por unos botienes y una cartera que supuestamente le había regalado al magistrado. En ese momento la Comisión de Acusación inició un proceso para establecer si la supuesta relación entre José Alfredo Escobar y Sale le significó al empresario un beneficio judicial.

Las sentencias de Escobar Gil

Entre las sentencias más relevantes en las que ha participado Escobar está una del 2005 en la que la Corte Constitucional, con ponencia de Escobar, permitió la reelección presidencial del expresidente Álvaro Uribe, solo por una vez. También hay una sentencia del año 2007 en la que la Corte les reconoció los derechos patrimoniales a las parejas del mismo sexo.

Por otro lado, Escobar salvó voto en una sentencia del 2006 que despenalizó el aborto en los casos de violación, riesgo de salud de la madre o malformación del feto. El magistrado sostuvo que hay vida humana a partir de la concepción, por lo que se opuso a la decisión de la mayoría.

Las declaraciones que involucran al exmagistrado

El magistrado Mauricio González, quien denunció a su colega Jorge Pretelt porque supuestamente le habría pedido 500 millones de pesos al abogado Víctor Pacheco para beneficiarlo en el caso de la tutela de Fidupetrol, manifestó ante la Fiscalía que se reunió con Pretelt y Escobar Gil en un almuerzo en donde se habló de varios asuntos, y entre ellos los magistrados le tocaron el tema de Fidupetrol.

González le dijo a la Fiscalía que en frebrero del año pasado asistió a un almuerzo con Pretelt y Escobar en La Table de Michel, en la Zona G de Bogotá, en donde Escobar presuntamente le mencionó la tutela de Fidupetrol y le contó que estaba asesorando a esa empresa.

JUSTICIA