'Magistrado Urán salió con vida de Palacio y fue ejecutado': Corte IDH

'Magistrado Urán salió con vida de Palacio y fue ejecutado': Corte IDH

El magistrado auxiliar del Consejo de Estado, Carlos Urán, recibió un disparo a corta distancia.

'Magistrado Urán salió con vida de Palacio y fue ejecutado': Corte IDH
10 de diciembre de 2014, 06:08 pm

En el fallo de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH) que condenó al Estado colombiano por los hechos del Palacio de Justicia, se encuentra la desaparición forzada y ejecución extrajudicial del magistrado auxiliar del Consejo de Estado, Carlos Horacio Urán Rojas.

Según los videos de la época emitidos por los noticieros, el abogado de 42 años graduado de la Universidad de la República de Paraguay habría salido con vida del Palacio de Justicia. Sus familiares alcanzaron a reconocerlo. Sin embargo, su cuerpo fue encontrado en Medicina Legal el 7 de noviembre de 1985 y fue uno de los pocos que logró identificarse. (Lea el fallo).

Según la sentencia de la Corte IDH "su familia recibió información según la cual había muerto dentro del Palacio de Justicia como consecuencia del fuego cruzado en el edificio, por lo que no continuaron sus averiguaciones iniciales ni interpusieron una denuncia al respecto en esa época". (Lea también: ¿Quiénes son las víctimas por las que el Estado fue condenado?)

"No obstante, el 1 de febrero de 2007 la Fiscal Cuarta, en el marco de la investigación por desaparición forzada, encontró documentos personales de Carlos Horacio Urán Rojas en la Bóveda de Seguridad del B-2 de la Brigada XIII del Ejército Nacional al realizar una inspección judicial en dichas instalaciones. Dicho hallazgo motivó a la familia a reanudar sus averiguaciones", dice el fallo.

La investigación por su muerte se inició en 2010 y ese año se ordenó exhumar su cuerpo para realizar una segunda necropsia. Tres generales del Ejército fueron vinculados a la investigación por su muerte. (Vea: Recordando el paso de EL TIEMPO... El holocausto del Palacio de Justicia)

“La Corte recuerda que en el presente caso se alega que agentes del Estado desaparecieron forzadamente a 11 personas, entre empleados de la cafetería y visitantes ocasionales que habrían sobrevivido los hechos de la toma y la retoma del Palacio de Justicia, una guerrillera del M-19 (Irma Franco Pineda) y un Magistrado Auxiliar del Consejo de Estado (Carlos Horacio Urán Rojas), quien además alegadamente habría sido objeto de ejecución extrajudicial”, dice la sentencia.

Además, en el caso del magistrado, para la Corte IDH quedó probado que salió con vida, bajo custodia militar y con lesiones que no tenían carácter letal, pero “tras haber sido desaparecido[,] fue ejecutado y su cuerpo fue lavado y despojado de algunos de sus artículos personales para luego ser trasladado al Instituto de Medicina Legal donde fue ubicado en los cadáveres con los guerrilleros y entregado a sus familiares [el] 8 de noviembre de 1985”.

La Corte también revisó los informes de necropsia que se practicaron al cuerpo de Urán y quedó probado que el magistrado recibió un disparo a corta distancia, es decir, menor a un metro.

Urán era un reconocido jurista quien, meses antes del asalto al Palacio de Justicia, fue invitado a la universidad de Notre Dame en Estados Unidos para que avanzara en sus investigaciones en el Archivo Histórico Nacional de Washington. Fue un líder estudiantil católico reconocido a nivel nacional e internacional ligado a los grupos progresistas que dieron origen a la telología de la liberación.

Antes de ser asesinado, preparaba su disertación doctoral en Ciencia Políticas en la Universidad de Paris con Maurice Duverger sobre la participación del Ejército de Colombia en la Guerra de Corea.

JUSTICIA