Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

'Estado no puede salir de las zonas de narcocultivos'

Representante de Oficina de la ONU contra las Drogas y el Delito habla sobre propuestas de las Farc.

La Oficina contra las Drogas y el Delito (Unodc), que entregó a los negociadores de paz en La Habana un informe sobre los cultivos ilícitos, habló de las propuestas hechas por las Farc en el tema de narcotráfico. Bo Mathiasen, representante para Colombia de esa Oficina, dice que lo que necesitan las zonas con narcocultivos es que el Estado en pleno haga presencia, no solo con Fuerza Pública sino con más inversión social.

¿Qué opinión tiene de las propuestas que las Farc han hecho en materia de cultivos y drogas?

Hemos leído sus propuestas, que se están negociando en este momento, y vemos que en el tema de desarrollo alternativo hay muchos puntos de encuentro en los que están de acuerdo con lo que viene haciendo el gobierno de Colombia. Entre tantas cosas que se van a negociar, el de desarrollo alternativo será uno de los temas más fáciles a la hora de conseguir un acuerdo.

Son propuestas que ya se están aplicando…

Sí, y en sus textos ellos reconocen que el desarrollo alternativo como política funciona bien, pero que se necesita trabajar más en la gestión de cómo hacerlo, acceder a crédito, por ejemplo. El acceso a crédito para los pequeños campesinos es un tema importante, para que ellos puedan desarrollar sus economías. La institucionalidad es un tema más amplio, es salud, educación, electrificación, seguridad. Lo que tiene que hacer todo Estado es garantizar que las comunidades vivan y subsistan en un entorno donde haya posibilidad de desarrollar su economía bajo un contexto legal pero también institucional.

¿Es viable acabar con la fumigación, como plantean las Farc?

Esa una decisión del Gobierno. La aspersión es un método de erradicación forzosa que funciona en zonas donde el Gobierno no tiene un acceso fácil porque hay otro tipo de conflictos, en regiones complejas donde hay bajos niveles de seguridad. La aspersión aérea en esas zonas se utiliza exactamente para disminuir el área sembrada y golpear la economía ilícita.

Hay otras propuestas de la guerrilla que generan polémica. ¿Qué tan conveniente sería desmilitarizar las zonas de sustitución?

Es un tema de la negociación, pero tal vez el asunto que va por encima de esto es el de la presencia del Estado. Ese es un tema muy importante en el contexto de posconflicto, y aquí estamos hablando de todas las instituciones: educación, salud, Policía, etc. Hablamos de un país soberano que tiene control de su territorio nacional y presencia de todas sus instituciones.

¿Es decir que no es viable?

Es complejo, porque en algunas zonas hay varios actores, no solo las Farc; hay bandas criminales y eso continúa siendo un desafío para la seguridad. La garantía de que en esas zonas van a estar en paz es la institucionalidad.

El otro tema difícil es que las Farc acepten que están metidas en el narcotráfico…

El tema de quién está involucrado en esta economía criminal y quiénes se están beneficiando es algo que va a ser discutido también. Pero yo creo que hace parte del paquete como un todo, para lograr el resultado que sería en beneficio de Colombia que es eliminar los cultivos ilícitos del territorio nacional. Aquí principalmente hablamos de coca, por la predominancia tan fuerte en el pasado y porque ha sido el combustible del conflicto, pero hay otros cultivos.

¿Qué deberían reconocer las Farc en este tema?

Hay cuatro aspectos que están en este punto de la agenda de negociación, porque existe reconocimiento por ambas partes de que las Farc tienen algunas de las respuestas, algunas de las soluciones para este tema. Entonces vamos a dejar a la mesa negociar en paz, porque yo creo que ellos buscan una solución, la meta de alcanzar un país libre de los cultivos ilícitos.

Pero la guerrilla, como otros grupos, controla zonas de cultivos...

Desde nuestro monitoreo vemos que donde hay conflicto también hay cultivos ilícitos. En esto claramente hay una confluencia: inestabilidad o conflicto y cultivos ilícitos.

¿Cómo ve los tiempos de los diálogos?

Lo ideal es un buen acuerdo, tal vez eso es más importante que tiempo. Es más importante un acuerdo que puede ser implementado, que tenga un plan de ejecución, que pueda funcionar con sus mecanismos de verificación, que algo mal hecho. Pero vamos a ver. Naciones Unidas como sistema promueve siempre la paz. En ese sentido, obviamente nosotros estamos apoyando la búsqueda de un acuerdo pacífico entre el Gobierno colombiano y la guerrilla de las Farc. Y también una posible negociación con el Eln, para terminar un este conflicto que es tan antiguo.

¿Ya les han pedido apoyar la mesa con el Eln?

Vamos a ver lo que van a acordar en este sentido, pero creo que es el posible próximo paso en este contexto.

Reforzaron seguridad de aeronaves

Esta semana comenzará a llegar a Colombia la flotilla de aeronaves que desde octubre pasado estaba siendo sometida a una revisión de seguridad en Estados Unidos.

El general Ricardo Restrepo, director de la Policía Antinarcóticos, dijo que la aspersión se reanudará a mediados de febrero. Esta estrategia había sido suspendida luego de que en septiembre y octubre pasado dos aeronaves fueron impactadas, al parecer por las Farc. En los incidentes un piloto murió, otro resultó herido al igual que un técnico.

De otro lado, la erradicación manual ya comenzó. La Unidad de Consolidación Territorial dijo que están en Nariño, Antioquia, Córdoba, Guaviare, Norte de Santander (no en el Catatumbo), entre otros.

REDACCIÓN JUSTICIA
pauang@eltiempo.com

Publicación
eltiempo.com
Sección
Justicia
Fecha de publicación
9 de febrero de 2014
Autor
REDACCIÓN JUSTICIA

Publicidad

Paute aqu�

Publicidad