Cerrar

Publicidad

Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Etiqueta para ser un excelente amo

Más que mimar a las mascotas, los dueños deben estar al tanto de su salud y adiestramiento.

Ser buen propietario de un animal no solo implica consentirlo y alimentarlo. Es necesario también mantener una guía de costumbres con relación a las personas.

Así lo explica David Montoya, médico veterinario y director científico de Gabrica, compañía que adelanta una campaña para que las personas aprendan a ser responsables con sus mascotas, no solo por el bienestar del animal sino por la buena convivencia con los vecinos.

"Por ejemplo, en áreas comunes los perros siempre deben ir con collar, mientras que en el caso de los gatos, lo mejor será cerrar las ventanas para evitar que salgan y lleguen a otras casas", explica Montoya.

En contraste, lo que sí deben garantizar los humanos es la actividad física y controlada del animal. Aquí, otras recomendaciones.

Con las vacunas al día 

Tanto por el contagio de enfermedades y la transmisión de las mismas, es prudente seguir la secuencia de las vacunas así como los refuerzos, según recomendación del veterinario. Por ejemplo, en perros, la parvovirus, la rabia y la parainfluenza, entre otras. Y para los gatos, la triple felina y la rabia felina.

Lejos de los parásitos 

Por lo menos se debe hacer una desparasitación anual, ya que los parásitos tanto internos como externos pueden transmitir enfermedades. La primera desparasitación debe hacerse a los 21 días de nacido del perro o gato, con la guía del veterinario.

Los espacios limpios son parte de la buena convivencia 

Cuando el perro haga sus necesidades fisiológicas, por salud y respeto a los demás, recoja y limpie los excrementos. Use una bolsa plástica para evitar tocarlos. En el caso de los gatos basta con cambiarles constantemente la arena.

Ejercicio, ideal para liberar energía

Tanto el perro como el gato son animales de caza que actúan por instinto. Para mantenerlos tranquilos lo mejor es dedicarles tiempo para que jueguen y descarguen toda su energía. Además, de esta forma se ayuda a evitar que agredan a otros animales o humanos.

El entrenamiento evita agresión

Este punto es una garantía, sobre todo, para que los perros no ataquen ni jueguen con otras personas. No a todos les gustan los perros y los propietarios de estos deben entenderlo. Así que lo mejor es entrenarlos, lo que ayuda a evitar que ataquen a animales o humanos.

Tenga presente, si recibe a un invitado en casa, pregúntele antes si le gustan las mascotas. Esto le permitirá dejar al animal libre o disponer de un espacio en el que la mascota esté tranquila. Algunos animales interpretan el temor de las personas como una posible agresión para ellos.

Publicación
eltiempo.com
Sección
Fecha de publicación
26 de enero de 2013
Autor
REDACCIÓN EL TIEMPO

Publicidad

Paute aqu�